Caracas, Miércoles, 23 de abril de 2014

Sección: Editorial

ENVIAR A UN AMIGO  |  ENVIAR AL DIRECTOR

Arrancó la carrera

Lunes, 2 de julio de 2012

Un país no puede prosperar bajo la sombra esterilizante de un gobierno que pretende erradicar la iniciativa privada y sustituirla por esquemas ideológicos que han fracasado en todos los países que han intentado aplicarlos

Este domingo 1 de julio de 2012 arrancó la breve campaña electoral que tiene un lapso de menos de cien días. Este proceso se inicia en condiciones desiguales. Por un lado el candidato del gobierno tiene un presupuesto prácticamente ilimitado, cuenta con la mirada más que tolerante del CNE que no encuentra razones válidas para limitar las cadenas presidenciales ni para regular las cuñas que transmite gratuitamente- gracias a la ley resorte- en la radio y la televisión.

Si eso no fuera ya suficiente el CNE presenta un reglamento que limita el uso de propaganda electoral a 4 minutos diarios lo que evidentemente es una norma aplicable primordialmente a la oposición.

Pero a pesar de que a Henrique Capriles le  han puesto por delante una verdadera carrera de obstáculos para ganar las elecciones el 7 de  octubre, estamos convencidos que logrará superar cada una de las trabas y su mensaje sencillo y directo acabará por convencer a esa inmensa mayoría de  venezolanos, que hasta ahora, no encontraban razones válidas para movilizarse a votar.

Cabe destacar el voto joven que no puede ver futuro tras estos 14 años de violencia y destrucción del aparato productivo del país. Hoy la mayoría de esos muchachos no tienen oportunidades de conseguir un empleo digno que les abra las puertas del futuro.

Un país no puede prosperar bajo la sombra esterilizante de un gobierno que pretende erradicar la iniciativa privada y sustituirla por esquemas ideológicos que han fracasado en todos los países que han intentado aplicarlos. Para muestra un botón: China tuvo éxito cuando Deng Tsiao Ping decidió abandonar el rumbo que Mao había impuesto bajo premisas ideológicas parecidas a las que pretenden implantarse hoy en nuestro país.

Capriles no compite en el campo ideológico, su fuerza reside en que presenta soluciones prácticas para resolver los cuellos de botellas y tiene confianza en la capacidad de  la  iniciativa de los venezolanos para encontrar nuevas vías para un desarrollo económico y social sustentable


Política


 
Las cuatro falacias

Las cuatro falacias

 
¿La sexta república?

¿La sexta república?

 
Diálogo en retroceso

Diálogo en retroceso

 


Sociedad


 

El jardín

 

A propósito de López Contreras

 

Gabo

 

blog comments powered by Disqus

 
Sobre Autor