Caracas, Jueves, 24 de abril de 2014

Sección: Sociedad

ENVIAR A UN AMIGO  |  ENVIAR AL DIRECTOR

¿ Qué es un "liceo bolivariano"?

Laura C. de Gurfinkel

Miércoles, 20 de octubre de 2004

El documento “Liceo Bolivariano”, publicado el 24 de septiembre de 2004, en la página web del Ministerio de Educación y Deportes (MED), representa un paso alarmante en el proceso de implantación del ya criticado y rechazado Proyecto Educativo Nacional publicado en 1999, que ahora se plantea como un “programa bandera”, con graves especificaciones relacionadas con un enfoque localista, la homogeneización de la educación, un explícito adoctrinamiento y la baja calidad curricular.

Los lineamientos generales del “Liceo Bolivariano” fueron establecidos en la Resolución 09 del 28 de enero de 2004, en la cual se describen las negativas características del Séptimo Grado Bolivariano, que comenté en mi artículo publicado en www.analitica.com de fecha 25 de junio de 2004. En el documento “Liceo Bolivariano” se observa: que no se proponen acciones precisas para mejorar la calidad y la eficacia del sistema educativo; que no es más que un diseño para la educación media ya conocido de cinco o seis años que cubre “el período de vida entre 12 y 18 años de edad”, en el cual se incluyen los grados 7°, 8° y 9° de la III etapa del nivel de Educación Básica y los 2 ó 3 años del nivel de Media Diversificada y Profesional vigentes; y que crea más dudas y preocupaciones tanto por lo que allí se afirma como por lo que se propone.

Una primera lectura es suficiente para afirmar, con negrillas mías, que:

• En el primer párrafo se presenta como algo nuevo el hecho de “atender integralmente a la adolescencia y a la juventud temprana” (12 a 18 años de edad), en un país donde el sistema educativo y otras formas de atención han hecho muchos esfuerzos en ese sentido durante muchas décadas de los cuales se han beneficiado millones de venezolanos de todas los niveles socioeconómicos.

• Se afirma que “la estructura¿? pasada” centró su atención para la mercantilización” y abandonó la atención integral del ser humano para convertirlo en “objeto de mercado y privatización que caracterizaba a la educación del neoliberalismo”, cuando es obvio que, como lo han demostrado estudios realizados por el educador e investigador Luis Bravo, “la más importante muestra que conocemos de una política orientada por el mercado”, son las propuestas educativas del gobierno con las cuales se “ofrecen como respuestas a lo que inmediatamente pueda querer la población desasistida: títulos y dinero”, que no son más que las características básicas de las misiones Robinson, Ribas y Sucre. Es decir, títulos fáciles y dinero para sobrevivir. Como en forma precisa lo expresa Bravo “Por primera vez, el Estado venezolano implementa una política de mercado político muy parecida a lo que el jefe del Estado suele calificar como neoliberales”.

• Se presenta como algo novedoso que “El nuevo programa bandera cubre la atención integral de educación bolivariana”...”con salida profesional intermedia como la de técnico medio”, sin pensar en que, comenzando por el Ministro, muchos de los que proponen estos “Liceos” se formaron con la educación integral y democrática de la segunda mitad del siglo 20, y que el Artículo 1° de la Ley Orgánica de Educación (LOE, 1980). “establece las directrices y bases de la educación como proceso integral...”

• Se introducen como muy “revolucionarias” palabras como convivir y participar, sin mencionar que en el Artículo 3°, de la LOE de 1980, entre otros aspectos, ya se señala específicamente que “la educación tiene como finalidad fundamental el pleno desarrollo de la personalidad y el logro de un hombre sano, culto, crítico y apto para convivir en una sociedad democrática justa y libre, basada en la familia como célula fundamental y en la valorización del trabajo; capaz de participar activa, consciente y solidariamente en los procesos de transformación social”, como lo hizo durante cuatro décadas y ahora lucha por seguir haciéndolo.

• Con relación a los Objetivos que se mencionan en la primera página del documento se puede observar que muchos, palabras más palabras menos, no ofrecen nada que no haya figurado en programas de gobierno y planes de la nación sin haberlos calificados de “programas banderas” y se han atendido progresivamente.

Los objetivos señalados que pretenden ser “revolucionarios” son los que crean más dudas y alarmas entre las cuales seleccionamos las siguientes:

• En la página 3 del documento, al definir la “Integración de Areas del Conocimiento”, se explica que “En el Liceo Bolivariano las áreas del conocimiento se integran a través de un proyecto educativo-productivo de manera que las disciplinas apoyen y le den explicación desde su especialidad a todas las acciones planteadas en los mismos”. Sobre esta información cabe preguntar-¿Todos los proyectos de Plantel o de Aula deben ser productivos?

• ¿Cuáles son los lineamientos concretos para que cada liceo se pueda articular “con el sistema de producción de bienes y servicios, a través de elaboración de proyectos educativos productivos y sustentables con pertinencia sociocultural”?

• ¿Cómo se puede, por ejemplo, hacer productivo a un proyecto “de construcción de saberes en la clase” sobre la literatura venezolana del siglo XX, o sobre el genoma humano? ¿O se rechazarían esos proyectos porque no son productivos?

• Es inquietante que se mantenga la fuerte tendencia hacia el localismo y parroquialismo que sólo desarrollará mentes con esas limitaciones como se planteó en el Proyecto Educativo Nacional, de 1999, sin considerar que al hogar y a la comunidad les resulta difícil aislarse del entorno y por ello la escuela es la llamada a ofrecerles una educación de calidad que les permita el acceso hacia el conocimiento del pasado, las posibilidades de desarrollar su potencialidades para participar en el presente y la creación de una visión amplia del futuro.

• ¿Qué se pretende lograr con un programa orientado fundamentalmente hacia lo local, el desarrollo “endógeno” y a priorizar “la población rural, indígena y de frontera”?

• ¿Porqué no se menciona que los conceptos de ser, hacer, saber y convivir para formar el “nuevo republicano” no nacieron con este documento sino que ya sirvieron de base a los planes de estudio de 1998 y a su vez ya habían sido planteados por la UNESCO?

• Es grave que se considere a la metodología del proyecto como la “espina dorsal de una pedagogía como manera común de construcción de saberes en la clase”, porque con ello prácticamente se descarta el uso de cualquier otra estrategia metodológica.

• También es grave que al mencionar el seminario lo reduzcan a uno solo, ya establecido para todos los Liceos Bolivarianos, que identifican como Seminario de “Desarrollo Endógeno” y limiten su definición a una “estrategia metodológica que tiene como fin la integración de todos los actores del proceso educativo, (docentes,, estudiantes y comunidad en general) quienes a partir de la realidad deben implementar diferentes acciones para su transformación de forma que contribuya al desarrollo endógeno local, regional con visión nacional”.

• Preocupa que tanto los proyectos como el seminario estén orientados únicamente hacia el desarrollo endógeno lo cual podría ser de importancia para el desarrollo de algunas comunidades ubicadas en el sector rural o urbano de muy bajos ingresos, pero con ello se corre el peligro de que este enfoque las llegue a limitar para siempre a vivir en ese entorno.

• La integración obligatoria de saberes de las diferentes disciplinas en áreas de conocimiento, en los grados 7°, 8° y 9°, que se establece en la página 3, ya fueron probadas, sin éxito, cuando se “integraron” las ciencias naturales y la matemática y se elaboró una especie de pasticho con las ciencias sociales, que se identificó con la siglas PASIN (pensamiento, acción social e identidad nacional) durante el ensayo de educación básica realizado a comienzo de la década de los años 80 lo cual se había superado, y ahora lo que se decide es extender la integración de las disciplinas a toda la educación media, con lo que se les disminuiría a los jóvenes la posibilidad de incorporarse a una educación superior de calidad.

Son muchos los aspectos regresivos y alarmantes de este documento que deben ser analizados cuidadosamente tanto por los docentes, los padres, los representantes, los gremios de los docentes como por la sociedad en general, porque: muchos representan volver a etapas superadas; restringen a la educación con un enfoque endógeno desde muchos puntos de vista; homogeneizarían a las comunidades al aislarlas del progreso general que está ocurriendo en la sociedad del conocimiento y de las comunicaciones; se rechazan los aportes de las diferentes disciplinas si éstas no se enfocan como apoyo del proyecto antiglobalizador; y porque lo que realmente se pretende, como se afirma específicamente en el tercer párrafo de la primera página de “El Liceo Bolivariano”, es dar “continuidad a la formación del nuevo republicano dentro del contexto temporo-espacial de la nueva estructura educativa, con la identificación revolucionaria de Adolescencia y juventud para el desarrollo endógeno...”, con lo cual no sólo se diseña un currículo adoctrinador, homogeneizante, con el propósito de convertir en “revolucionarios” a toda la juventud venezolana, sino que se engaña a los desposeidos al implantar una educación de segunda o tercera que nivelará a toda la educación hacia abajo, en lugar de intensificar y ampliar los esfuerzos que se habían realizado para llegar a ofrecer una educación de calidad para todos que nos de la posibilidad de lograr un desarrollo integral.

Laura C. de Gurfinkel

ANALITICA.COM no se hace responsable por las declaraciones y conceptos emitidos en los artículos de opinión publicados en nuestro sitio Web, los cuales son de la exclusiva responsabilidad de sus autores


Mundo


 
Procuraduría impugnará el fallo que restituye a Petro como alcalde de Bogotá

Procuraduría impugnará el fallo que restituye a Petro como alcalde de Bogotá

 
HRW pide a la ONU que sancione a los responsables de los ataques a civiles

HRW pide a la ONU que sancione a los responsables de los ataques a civiles

 
Miles de armenios queman bandera turca tras condolencias por muertes masivas

Miles de armenios queman bandera turca tras condolencias por muertes masivas

 


Política


 
Comisión de la mentira

Comisión de la mentira

 
Las cuatro falacias

Las cuatro falacias

 
¿La sexta república?

¿La sexta república?

 

blog comments powered by Disqus

 
Sobre Autor