ActualidadActualidad InternacionalDestacado

Ameliach califica de «descarado intervencionismo» sanciones de EEUU

El gobernador de Carabobo Francisco Ameliach calificó como «descarada pretensión de intervencionismo » la decisión del gobierno de los Estados Unidos de establecer sanciones contra funcionarios venezolanos por supuesta violación a los Derechos Humanos.

Aseguró a través de un comunicado que «en realidad lo que han hecho los señalados vilmente por ese gobierno, es defender nuestro territorio y a sus ciudadanos de la violación de Derechos Humanos fundamentales, como el derecho a la vida, al libre tránsito y a una sociedad libre de violencia, atentando además contra la democracia y un gobierno legítima y legalmente constituido».

El gobernador explicó que «no podemos aceptar que cualquier gobierno extranjero pretenda despojarnos de nuestra independencia».

Además argumentó su posición explicando que la Constitución venezolana señala «el establecimiento de esta sociedad democrática para esta y las futuras generaciones, con derechos consagrados, como el derecho a la vida, al trabajo, a la cultura, educación, a la justicia social y a la igualdad».

Indicó además que Venezuela es una nación «libre e independiente» y que posee derechos irrenunciables como lo son «la libertad, la soberanía, la inmunidad, la integridad territorial y la autodeterminación nacional»; por lo que «no aceptamos presiones a nuestra soberanía ni a la libertad de nuestro pueblo».

Recordó al gobierno estadounidense que «solo el pueblo es quien puede sancionar a los poderes constituidos y para ello existen los mecanismos legales que la propia Carta Magna nos señala, como el sufragio».

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba