Actualidad Internacional

Bolivia: Áñez deja su candidatura para evitar victoria de Luis Arce, delfín de Evo Morales

«Hoy dejo de lado mi candidatura a la presidencia para cuidar la democracia. No es un sacrificio, es un honor». Con estas palabras, la presidenta interia de Bolivia, Jeanine Áñez, dio un paso significativo al anunciar este jueves que declina a ser candidata para las elecciones que se realizarán el venidero 18 de octubre, una decisión que justificó apuntando la necesidad de evitar una victoria de Luis Arce, el candidato del partido MAS, formación política liderada por Evo Morales y que lidera las encuestas a tan solo un mes para que se lleve a cabo el evento electoral.

Áñez, que asumió la presidencia de Bolivia el 12 de noviembre de 2019 tras la renuncia de Evo Morales, en medio de los conflictos que sacudieron al país el año pasado, apuntó que con su postura pretende «ayudar a la victoria de los que no queremos las dictadura«, porque «si no nos unimos, vuelve Morales», por lo que instó a dejar de lado diferencias y «construir con unidad la libertad».

Arce favorito

En un reciente sondeo de opinión de la iniciativa Tu Voto Cuenta, efectuado por 24 organizaciones, entre universidades, medios de comunicación y otras entidades, Áñez ocupaba el cuarto lugar de la preferencia electoral de cara a las presidenciales del 18 de octubre, con solo el 7,7%, muy lejos del 29,2% que muestra la candidatura de Luis Arce.

Dicha encuesta da un 19% al expresidente Carlos Mesa, de la alianza Comunidad Ciudadana, mientras que de tercero aparece el líder cívico Luis Fernando Camacho, con un 10%.

De acuerdo con la ley electoral boliviana, en el caso de que ningún candidato presidencial alcance más del 50% de los votos válidamente emitidos o un mínimo del 40%, con una diferencia del 10% frente a la segunda candidatura más votada, se realizará una segunda vuelta electoral que tendría lugar el 29 de noviembre.

En Bolivia el voto es obligatorio, por lo que la participación de los electores suele estar por encima del 80%.

Casta política reacciona

Por su parte, a través de la red social Twitter, Evo Morales manifestó que «Áñez renunció a su fallida candidatura con una doble traición a sus militantes y candidatos», al tiempo que hizo un llamado a mayor unidad de la clase trabajadora, media y empresarios para combatir «a la derecha».

Mientras, Carlos Mesa, el principal rival de Arce para la elección presidencial dijo que «valoro la decisión asumida por la Presidenta como una contribución a la democracia. Estamos siempre dispuestos al diálogo. La decisión de cerrarle el paso al MAS y abrir una nueva etapa donde primero esté la gente siempre será del pueblo boliviano».

En este sentido, analistas políticos plantean que la renuncia de Áñez podría derivar en una dimisión colectiva de otros candidatos para favorecer a Carlos Mesa y se establezcan algunas coaliciones para el 18 de octubre, fecha en la que también se llevarán a cabo elecciones al Parlamento boliviano.

Aparte de Arce, Mesa y Camacho, todavía se mantienen en la carrera presidencial, aunque prácticamente sin opciones, el ex mandatario Jorge ‘Tuto’ Quiroga, el pastor evangélico de origen coreano Chi Hyung Chung, el minero Feliciano Mamani y la poeta María de la Cruz Baya.

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba