Actualidad Internacional

EE.UU. acusa por narcoterrorismo a exdiputado del Psuv Adel El Zabayar

Estados Unidos sigue con su foco puesto contra funcionarios vinculados al Gobierno de Nicolás Maduro e involucrados en actividades ilícitas. En esta oportunidad, el exdiputado del Partido Socialista Unido de Venezuela, Adel El Zabayar, fue acusado por la Justicia de ese país de narcoterrorismo, por conspirar para exportar toneladas de cocaína a EE.UU, así como de uso y posesión de ametralladoras y dispositivos destructivos en apoyo al cártel de Los Soles y los designados grupos terroristas FARC, Hamás y Hizbulá.

De acuerdo con el fiscal federal para el distrito sur de Nueva York en Manhattan, Geoffrey S. Berman y Timothy Shea, administrador en funciones de la DEA, el exmiembro de la Asamblea Nacional de Venezuela pertenecía presuntamente al cártel de Los Soles, que buscó reclutar terroristas de Hizbulá y Hámas para asistir en planificar y llevar a cabo ataques en EE.UU.

Indicó además que El Zabayar, que nació en Venezuela de padres sirios y es presidente de la Federación de Asociaciones y Entidades Árabes de Venezuela «fue instrumental como intermediario» en esos planes y también señaló que presuntamente obtuvo en Oriente Medio un avión de carga repleto de armamento militar.

El fiscal Berman indicó además en el comunicado que El Zabayar, de 56 años, fue parte de una nefasta alianza del Gobierno, militares y miembros de la exguerrilla Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) que usaron la violencia y la corrupción para promover sus objetivos narcoterroristas.

«El Zabayar fue presuntamente una parte clave del equipo que conspiró para exportar toneladas de cocaína a Estados Unidos», afirmó Berman , quien agregó que con esta acusación, por las que el exdiputado enfrenta cadena perpetua, se une a la «lista negra» de otros acusados a los que hace dos meses les presentaron cargos y que incluye a Nicolás Maduro.

Abultado expediente

Según las autoridades federales, durante más de dos décadas, los miembros del cártel de Los Soles, incluido El Zabayar y Maduro, «han abusado de los venezolanos y corrompido las legítimas» instituciones del país, incluyendo partes de la rama militar, de inteligencia, legislatura, y la judicatura para facilitar la importación de toneladas de cocaína a EE.UU.

Asimismo, destaca que dicho cártel no solo buscó enriquecer a sus miembros y aumentar su poder, sino también «inundar» a Estados Unidos con cocaína y causar efectos nocivos y adictivos en los ciudadanos del país de las barras y las estrellas, además de trabajar en coordinación con los grupos terroristas Hizbulá, Hamás y las FARC.

El Zabayar en particular participó, entre otras actividades, en negociaciones de armas por cocaína, obteniendo un lanzacohete antitanques para las FARC como un pago parcial por la cocaína y que presuntamente reclutó terroristas de Hizbulá y Hamás para ayudar con el plan y organizar ataques contra intereses de Estados Unidos.

Cita el comunicado que en 2015 se reunió con Diosdado Cabello, también considerado por Estados Unidos como miembro del cártel Los Soles, en una base militar en Caracas. En dicho encuentro, Cabello presuntamente le instruyó para que viajara a Oriente Medio a obtener armas y hacer el reclutamiento para formarlos en un campo clandestino en Venezuela.

El propósito de ese reclutamiento era formar una gran célula terrorista capaz de atacar intereses de EE.UU a nombre del cártel de Los Soles, a lo que habría accedido el acusado.

De igual forma, el exdiputado habría actuado como enlace entre el Gobierno venezolano y el presidente de Siria, Bashar Al Asad.

Paparoni: se confirman vínculos delictuales de Maduro

Sobre este asunto, el diputado de la Asamblea Nacional de Venezuela y comisionado presidencial contra el terrorismo y el crimen organizado, Carlos Paparoni, afirmó que la acusación contra El Zabayar confirma el financiamiento de Nicolás Maduro al terrorismo y el crimen organizado.

«Esta decisión del Tribunal Federal de Manhattan debe alertar a toda la región sobre la existencia de una relación económica entre Hizbulá y la dictadura venezolana. Desde hace meses venimos haciendo públicas las relaciones del régimen de Maduro con la disidencia de las FARC y del ELN, grupos narcoterroristas del continente y a quienes, además, se les ha entregado gran parte de lo que es nuestro arco minero», razonó Paparoni.

En el marco de la Tercera Conferencia Ministerial Hemisférica de Lucha Contra el Terrorismo y en presencia de más de diez países de la región, al parlamentario denunció que empresas relacionados con grupos de Hizbulá tenían contratos millonarios con empresas estatales venezolanas, como el caso de Saleh Trading, compañía también sancionada y que está vinculada con el grupo Barakat, que tuvo ejercicio comercial con el Ministerio de Educación.

Del mismo modo, Paparoni reveló la expedición a personas nacidas en Siria, Líbano e Irán de 10.378 pasaportes venezolanos, documentos que fueron emitidos con la autorización de Maduro cuando era canciller y del Ministro Consejero de Venezuela en Siria, Ghazi Atef Nassereddine, en oficinas de identidad del país.

Según Paparoni, Nassereddine ha desarrollado una red de operaciones ilícitas : «Está a cargo de la comunicación con las estructuras políticas, como Tareck El Aissami y su hermano Feras El Aissami. Además, a través de miembros de su familia, tiene presencia en grupos irregulares vinculados a la Red Joumaa, una sofisticada multinacional que lava las ganancias del narcotráfico en beneficio de los delincuentes y el grupo terrorista Hizbulá”.

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar