Actualidad Internacional

EE. UU. busca unificar políticas sobre Irán y Venezuela con labor de Abrams

Estados Unidos mueve sus piezas en el tablero diplomático internacional. Este jueves el secretario de Estado, Mike Pompeo, anunció que el representante especial de EE. UU. para Venezuela, Elliott Abrams, tendrá el mismo rol con Irán, un movimiento que puede significar la unificación en una sola persona de la ejecución de la política de máxima presión que busca implementar Washington sobre Teherán y contra la gestión de Nicolás Maduro en nuestro país.

Abrams sustituye en el cargo a Brian Hook, quien hasta ahora era el encargado de coordinar la ofensiva diplomática del Gobierno de Donald Trump contra el de Hassan Rohani, intentando, sin éxito, que Irán se sentara a negociar con Estados Unidos el desmantelamiento del programa nuclear.

El movimiento se da cuando el Consejo de Seguridad de la ONU se prepara para votar la próxima semana una propuesta estadounidense de extender un embargo internacional de armas a Irán, una iniciativa que diversos analistashan considerado no prosperará, debido a la oposición de Rusia y China, miembros permanentes del Consejo de Seguridad y que poseen poder de veto.

‘Halcón’ de línea dura

Abrams, de 72 años, fue nombrado por Trump representante especial para Venezuela en enero de 2019 y ha liderado un enfoque de línea dura destinado lograr la salida del cargo de Maduro.

En los últimos meses, el experimentado ‘halcón’ ha manifestado las preocupaciones de Estados Unidos sobre la creciente y cada vez más cercana alianza entre el régimen iraní y el de Miraflores, ambos bajo fuertes sanciones por parte de Washington.

Evadiendo estas sanciones, la nación persa envió recientemente a Venezuela cinco tanqueros con combustible, como un alivio a la escasez de gasolina que sufre nuestro país.

El pasado martes, en una audiencia ante el comité de Relaciones Exteriores del Senado estadounidense, Abrams aseguró que la gestión Maduro usa el oro de las reservas nacionales y también lo que se extrae del denominado Arco Minero para pagar por los envíos de gasolina de Irán al país.

En esta misma audiencia. Abrams expresó que Estados Unidos «está trabajando duro» para que Nicolás Maduro abandone el poder antes de que concluya este año.

En otra oportunidad, Abrams alertó sobre la posibilidad de que Irán compre armas a Rusia o China para vendérselas al madurismo.

Al momento de anunciar la partida de Hook, Mike Pompeo aclaró que Abrams se encargará de liderar de manera simultánea la política estadounidense tanto en Irán como en Venezuela.

En este marco, se espera que este movimiento signifique que Washington procura llevar a cabo una línea integrada de acción ante dos de los países que más dolores de cabeza le han dado a Estados Unidos en los últimos años.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba