Actualidad Internacional

G8: cumbre a la sombra de la crisis

Dirigiéndose a los líderes de los países del G8 -formado por EE.UU., Japón, Canadá, Italia, Francia, Reino Unido, Rusia y Alemania- el funcionario exhortó igualmente a duplicar la ayuda a África a US$50.000 millones para 2010 con el fin de reducir la pobreza.

«El mundo enfrenta tres crisis simultáneas: una crisis alimentaria, una crisis del clima y una crisis del desarrollo», dijo Ban.

«Las tres crisis se interconectan y necesitan profundamente ser tratadas como tal», añadió.

Discusiones

El alza en los precios de los alimentos y el petróleo está siendo el foco de las discusiones entre los líderes de los países más industrializados del mundo, quienes están reunidos en la isla de Hokkaido, en el norte de Japón, sede de la cumbre anual del G8, que durará tres días.

La amenaza de una crisis económica global se viene acentuando en las últimas semanas, con fuertes bajas en las principales bolsas de todo el mundo y pronósticos pesimistas emitidos por instituciones internacionales como el Fondo Monetario Internacional y el Banco de Pagos Internacionales (BIS, por sus siglas en inglés), considerado como el «banco central» de los bancos centrales.

Como señala el enviado especial de la BBC a la cumbre, Rogério Wassermann, la preocupación por la salud de la economía amenaza con dejar en segundo plano el tema del calentamiento global, que fue el escogido como prioritario por los anfitriones japoneses.

«El reciente pedido de los ministros (de energía) del G8 de un aumento de la oferta de petróleo y la afirmación de que una acción inmediata es necesaria para reducir las emisiones de gases prueban cómo los intereses económicos de corto plazo muchas veces se superponen a las preocupaciones climáticas -y económicas- de largo plazo».

Así le dijo a la BBC Christopher Wright, profesor de política del London School of Economics y director ejecutivo del grupo de investigación del G8 -un equipo académico que le da seguimiento y analiza las actividades del G8.

Los del G5

En el centro turístico ecológico de Toyako, a la vera de un lago en esa isla, se encuentran también mandatarios de otros 15 países, entre ellos Felipe Calderón, de México, y Jose Inacio «Lula» da Silva, de Brasil, quienes junto con sus homólogos de India, China y Sudáfrica conforman el Grupo de los Cinco (G5).

La participación de estos países emergentes en las discusiones sobre el alza global de los precios alimentos y el petróleo es vista por muchos como vital, pues cuentan con el 40% de la población mundial y registran una fuerte demanda de productos básicos gracias a su crecimiento económico.

Pero, por más atención que el asunto requiera, Calderón llega a la cumbre con la intención de poner en primer plano el tema del medioambiente.

Con una iniciativa conocida como «Fondo Verde», el presidente mexicano propone que todos los países contribuyan a un fondo multilateral en proporción a su población, nivel de emisiones y PIB per cápita.

El G8 sigue siendo blanco de críticas por los bajos resultados en la lucha contra el cambio climático.

África: política y hambre

Por su parte, los ocho líderes africanos que asisten a la conferencia se reunieron con el presidente de Estados Unidos, George W. Bush, para tratar la situación en Zimbabue y la cuestionada reelección de Robert Mugabe.

El periodista de la BBC Nick Robinson -quien viajó en el mismo avión que trasladó al primer ministro británico, Gordon Brown- anticipa que éste pedirá a sus pares del G8 una condena a lo ocurrido en ese país de África.

Brown también se unirá al llamado para duplicar la producción de alimentos en ese continente y pedirá -según Robinson- la creación de un panel internacional de expertos para asesorar sobre cómo evitar futuras crisis alimentarias.

Pero varios analistas destacan que tanto Bush como Brown y sus pares de Alemania, Italia, Francia, Japón, Canadá y Rusia deberán explicar por qué incumplieron sus promesas anteriores de ayuda a África.

Grupos antiglobalización los acusan de no haber concretado su compromiso de hace tres años de duplicar la ayuda al continente hacia el año 2010.

Otros temas

La reunión genera expectativas en diferentes ámbitos. Agricultores y grupos ambientalistas aguardan también la posición del grupo con respecto al cada vez más controvertido tema de los biocombustibles.

El conflicto con Irán por su programa nuclear, las guerras en Irak y Afganistán y el desarme de Corea del Norte, son temas que interesan a grupos pacifistas, el mundo islámico y los países asiáticos.

Más allá de la declaración final prevista para el miércoles, muchos centran su atención en los encuentros paralelos a la cumbre.

Varios ya comenzaron a tener lugar, entre ellos entre el del nuevo presidente de Rusia, Dmitry Medvedev, y su homólogo estadounidense.

Según los corresponsales, a pesar de la cordialidad del encuentro los mandatarios no lograron grandes entendimiento en una de las principales diferencias entre Moscú y Washington: los planes de EE.UU. de instalar sistemas de defensa antimisiles en la República Checa y Polonia.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba