Actualidad Internacional

Israel: Benjamín Netanyahu gana las elecciones y roza la mayoría para formar Gobierno

Según los primeros sondeos, el líder del partido Likud necesitará el respaldo de la formación derechista Yamina para conseguir su sexto mandato

En una jornada en la que se jugaba su futuro político, el primer ministro Benjamín Netanyahu, al frente de su partido Likud, ganó este martes las elecciones del Parlamento de Israel (Knéset) y se acerca a la mayoría con sus socios ultraortodoxos y de extrema derecha, que le permitirían sumar entre 53 a 54 escaños, según las encuestas a pie de urna publicadas al cierre de los centros electorales.

Para superar la mayoría de 61 escaños de los 120 que conforman la Knéset, Netanyahu necesitará el respaldo del partido derechista Yamina, liderado por el empresario y político Naftali Bennett, que conseguiría entre 7 a 8 asientos en el Parlamento, que se unirían a los 31 escaños obtenidos por el Likud.

Otros socios tradicionales de Netanyahu, los movimientos ultraortodoxos, Shas y Judaísmo Unido de la Torá, y el ultraderechista Partido Sionista Religioso, le brindarían al primer ministro de 71 años el apoyo requerido para obtener un sexto mandato.

Sus rivales

Entretanto, el principal contrincante de Netanyahu, el político, periodista y presentador de noticias, el centrista Yair Lapid, del partido Yesh Atid, conseguiría entre 16 y 18 escaños, mientras el Partido Laborista llegaría a 7 escaños.

Por su parte, el centrista Azul y Blanco de Beny Gantz, y el izquierdista Meretz, que luchaban por pasar el umbral electoral, obtendrían entre 7-8 escaños y 6-7, respectivamente.

La Lista Unida Árabe perdería escaños hasta situarse en los 8 o 9 diputados; y la islamista Raam, que se separó de la coalición no supera el umbral electoral.

El ultraderechista y laico Israel Nuestro Hogar, liderado por Avigdor Liberman, y opuesto a negociar con Netanyahu, conseguiría una representación de entre 6 y 8 diputados.

Casi 40 partidos políticos concurrieron a estos comicios -los cuartos en dos años- aunque serán alrededor de una docena los que entren en el Parlamento.

Juicio y pandemia

Lo cierto es que Netanyahu parece no haber salido afectado por el juicio de corrupción que afronta, respaldado tras semanas de una progresiva reapertura económica, con más de la mitad de la población vacunada, lo que ha devuelto la sensación de normalidad a las calles.

Asimismo, los acuerdos de normalización de relaciones de Israel con cuatro países árabes —Emiratos Árabes Unidos, Bahréin, Marruecos y Sudán (este último a falta del acuerdo definitivo)– ha sido otra de los avales electorales con los que Netanyahu aspira a prolongar un mandato que renueva consecutivamente desde 2009.

En medio de la pandemia, la participación rondó el 61% para un evento electoral que ha sido el más caro en la historia de Israel: Se invirtieron alrededor de 190 millones de dólares para acercar las urnas a los ciudadanos contagiados y en cuarentena. Se habilitaron 800 autobuses en todo Israel como centros de votación para atender imprevistos como la detección de un positivo en un colegio electoral que obligue a cerrarlo.

En cualquier caso, en los próximos días Netanyahu deberá iniciar las conversaciones con el fin de obtener los apoyos que requiere, en un país que históricamente ha necesitado de la coalición de diversos partidos para lograr la mayoría parlamentaria.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba