Actualidad Internacional

Kim Il Sung: Internacionalista ejemplar

“El compañero Kim Il Sung es auténtico internacionalista proletario y comunista ejemplar que defendió con sangre y armas a la Unión Soviética frente a la agresión imperialista en el Oriente.”: Fueron palabras de Stalin pronunciado en el banquete de bienvenida en honor al presidente Kim Il Sung (1912-1994) durante la visita oficial a la Unión Soviética en 1949 al mando de la delegación del gobierno de la República Popular Democrática de Corea, teniendo en cuenta la lucha armada desarrollada durante la guerra contra la Alemania nazi.

Kim Il Sung, aun cuando libraba la ardua Lucha Armada Antijaponesa para liberar al país bajo la ocupación militar de Japón sin contar con la mínima ayuda de algún ejército regular ni con la retaguardia estatal, defendió con armas a la URRS, primer y único país socialista en el mundo.

Cada vez que el imperialismo nipón perpetraba provocaciones armadas contra la Unión Soviética en los años 1938-1939, el legendario comandante gurrillero Kim Il Sung levantó en alto la consigna “¡Defendamos con armas a la Unión Soviética!” y orientó a las unidades del Ejército Revolucionario Popular de Corea para asestar duros golpes al imperialismo invasor japonés causándole grandes pérdidas de los efectivos y equipos bélicos y frustraciones al traslado materiales bélicos, de tal manera contribuyó grandemente a la victoria del ejército soviético.

Por otro lado, durante aquel tiempo ayudó activamente también a los revolucionarios chinos que libraban la guerra contra la invasión japonesa.

Al respecto Chen Lei, uno de los miembros de mando de las Fuerzas Aliadas Antijaponesas del Noreste de China, dejó este testimonio en sus memorias:

“Como es conocido por todo el mundo, la abnegación del compañero Kim Il Sung para la revolución y el pueblo chino durante la revolución antijaponesa, fue, de veras, la más sincera por la que todos nosotros debemos agradecerle cien veces.

El Presidente Kim Il Sung, aun librando con osadía la lucha armada contra el imperialismo japonés para rescatar el país arrebatado, entabló profundas relaciones con los destacados generales de las Fuerzas Aliadas Antijaponesas del Noreste de China e hizo exhaustivos esfuerzos para la revolución china.

Ofreció sin vacilación y exhaustivamente enviándonos sus comandantes y guerreros capacitados por él mismo o ayudandonos con municiones, uniformes militares y otros materiale a pesar de sus dificultades,” Kim Il Sung, aun después de liberar al país, ayudó espiritual y materialmente a los revolucionarios chinos en la guerra contra Kuomintang de Chiang Kai-shek, e hizo la contribución decisiva para que ellos mitigaran la crisis creada y revertir la situación en el noreste del país.

Mao Zedong, ex presidente chino, ha afirmado que los camaradas coreanos les prestaron ayuda cada vez que su país tenia problemas; Zhu De, ex comandante en jefe del Ejército de Liberación Popular Chino, precisó: “Diría que esta amistad con los coreanos es el brillante ejemplar; nuestros descendientes han de tener siempre presente la amistad entablada a costa de la sangre.”

El Presidente Kim Il Sung, aunque el pueblo coreano construía el socialismo bajo el constante enfrentamiento con el caudillo del imperialismo mundial, Estados Unidos, se dispuso a ayudar activamente a los países y pueblos en la lucha contra el imperialismo y por la independencia nacional.

Cuando el imperialismo norteamericano, con miras a estrangular la revolución cubana en su cuna, dio origen a la “Crisis del Caribe” a comienzo de la década de 1960 mantuvo pleno apoyo y solidaridad con el pueblo cubano y los ayudó en todas formas que podía, y en acato a su propósito, los miembros de la embajada y estudiantes coreanos en la isla se dispusieron a combatir con armas al lado del pueblo cubano contra el imperialismo yanqui.

La ayuda de sangre de Corea al pueblo vietnamita en la guerra contra la invasión norteamericana fue también la plena demostración del internacionalismo del Presidente Kim Il Sung quien hizo enviar los pilotos de combate del Ejército Popular de Corea al frente de Vietnam, millones de uniformes militares y otros materiales. Al respecto, el presidente Ho Chi Ming ha dicho: “El Presidente Kim Il Sung es nuestro salvador que ayuda sinceramente a Vietnam y mi hermano carnal.”

Posteriormente, la sincera ayuda internacionalista y antiimperialista del Presidente Kim Il Sung se extendió a otras naciones de Asia y África como Camboya, Camboya, Egipto, Siria, Angola, Mozambique, Zimbabwe y Namibia entre otros que luchaban contra la invasión del imperialismo norteamericano, el sionismo y por a liberación nacional del colonialismo europeos.

Ya han transcurrido 28 años desde el deceso del Presidente Kim Il Sung. Sin embargo el nombre de Kim Il Sung está grabado para siempre en el alma de los pueblos progresistas de mundo como sublime paradigma del internacionalista.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba