Actualidad Internacional

La economía española cierra su séptimo trimestre en recesión

La recuperación de la economía mundial está en marcha, pero España es uno de los contados países que aún no se ha subido al tren. Según el Banco de España, tampoco lo hizo en el tramo final de 2009, pese a que el consumo y la inversión dieron señales de mejora. El organismo supervisor estima que el PIB descendió un 0,1% entre octubre y diciembre respecto al tercer trimestre. La economía española acumula así siete trimestres en retroceso (según la definición técnica más extendida de recesión basta con enlazar dos trimestres), el periodo destructivo más extenso entre los países avanzados.

A falta de que el Instituto Nacional de Estadística corrobore el dato la próxima semana, España queda como la única economía del G-20 (el club de países ricos y emergentes que coordina los esfuerzos contra la crisis) en recesión. La posibilidad de que España volviera a crecer en el cuarto trimestre, como sí ha hecho Reino Unido, había dividido en las últimas semanas a los expertos y había devuelto el optimismo al Gobierno, que en boca de su presidente, José Luis Rodríguez Zapatero, llegó a vaticinar en diciembre «una salida inminente» de la recesión. Pero la pésima evolución del empleo en los últimos meses de 2009 y una aportación del sector exterior más débil de lo previsto arruinaron el pronóstico.

Los indicios de una recuperación incipiente brotan en el análisis del Banco de España, aunque aún no tengan fuerza suficiente para contrarrestar el deterioro de la economía. El organismo supervisor cree que el consumo de los hogares «podría haber mostrado una tasa ligeramente positiva, tras siete trimestres de retrocesos». Y en la inversión en bienes de equipo «se estima un nuevo repunte en el periodo octubre-diciembre». Y «por segundo trimestre consecutivo», el sector de los servicios de mercado, el más importante de la economía española, «habría registrado un moderado repunte», insuficiente, de nuevo, para compensar el descenso del valor añadido en el resto de ramas productivas (construcción, industria, y sector agrario).

Si se confirma el dato del cuarto trimestre, el PIB de 2009 habría caído un 3,6% respecto a 2008. Aquí sí coincide con el pronóstico oficial (con un crecimiento intertrimestral del 0,1% en el cuarto trimestre también habría encajado). «Eso hace que mantengamos nuestras previsiones para el futuro», subrayó el secretario de Estado de Hacienda, Carlos Ocaña, quien añadió: «Cada vez estamos más cerca del fondo». El Gobierno da por hecho que el crecimiento reaparecerá en la segunda mitad de 2010 y no descarta que la recesión acabe antes.

El precio de la vivienda ha caído un 12% desde sus máximos

Los precios de la vivienda habían caído al cierre de 2009 un 12 por ciento desde los niveles máximos alcanzados durante los años del boom inmobiliario, lo que está contribuyendo al incremento del desempleo y a inhibir el consumo privado, según el Banco de España.

En su último boletín económico, el organismo supervisor analiza las implicaciones macroeconómicas del actual ciclo inmobiliario y señala que el ajuste está recayendo principalmente en la disminución de la inversión y de la actividad inmobiliaria, debido a la necesidad de que el sector residencial se acople a la nueva situación del mercado.

A este respecto, explica que la inversión en vivienda sobre el PIB nominal se ha reducido en 3,6 puntos porcentuales desde 2006, cuando alcanzó su nivel más alto, hasta el tercer trimestre de 2009, y hace referencia a la proyección de la Comisión Europea, según la cual todavía tendrá que caer 1,2 puntos porcentuales en 2010.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba