Actualidad Internacional

La última resistencia de Fatah al Islam frente al Ejército libanés

Los enfrentamientos entre el Ejército libanés y las decenas de milicianos del grupo extremista suní Fatah al Islam que aún resisten en el campo de refugiados de Naher el Bared, se reanudaron hoy sábado con gran intensidad.

Después de la violenta jornada de ayer, y tras una relativa calma durante la noche, de nuevo disparos de ametralladoras y proyectiles de artillería sacudían los límites del campamento en el norte del Líbano, despertando a los cerca de 4.000 civiles que, según la ONU, permanecen en el campo de refugiados palestinos, el más grande del norte del país y situado junio a la ciudad de Trípoli.

El ejército hace uso de forma intermitente de la artillería pesada que tiene desplegada en torno al campo, pero predominan los combates cuerpo a cuerpo por las estrechas callejuelas de Naher el Bared. El humo provocado por los obuses cubre en estos momentos la zona norte del campo, el lugar donde siguen atrincherados los milicianos desde que, el pasado 20 de mayo, comenzaron las hostilidades.

Los combatientes de Fatah al-Islam han prometido luchar hasta la muerte. Se calcula que los combatientes que aun mantienen la resistencia apenas sobrepasan el medio centenar, aunque están muy bien preparados y todavía disponen de armamento para aguantar más tiempo. Sin embargo, es comprobable que en estos días su arsenal se ha ido reduciendo, y ahora está supuestamente limitado a armas ligeras y cohetes antitanques.

Al menos 115 personas, entre ellos 47 soldados y 38 militantes, murieron desde que comenzaron los enfrentamientos, lo que convierte a este en el peor conflicto interno en el Líbano desde la guerra civil de entre 1975 y 1990.

El último esfuerzo de mediación de islámicos libaneses de intentar convencer a los militantes para que se rindan no tuvo éxito.

El primer ministro libanés, Fouad Siniora, dijo el viernes al canal de televisión francés TV5 que el ejército estaba conteniéndose para proteger las vidas de los civiles. «Es por eso que esta batalla está tomando más tiempo; y merece la pena señalar que estos terroristas están bien equipados, bien entrenados y son persistentes,» sostuvo Siniora.

Los enfrentamientos comenzaron el 20 de mayo, cuando militantes atacaron a unidades del Ejército desplegadas en los alrededores de Nahr al-Bared después de que uno de sus escondites en una ciudad cercana fuera tomado por asalto.

Fatah al-Islam se creó oficialmente el año pasado. Su líder, el veterano guerrillero palestino Shaker al-Abssi, dice que comparte algunos postulados de la ideología de Al Qaeda, pero no tiene vínculos con el grupo.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba