Actualidad Internacional

Londres: primera víctima identificada

La primera de las 49 víctimas confirmadas de los ataques del jueves pasado en Londres ha sido formalmente identificada.

Se trata de Susan Levy, una mujer de 53 años de edad, proveniente de Hertfordshire, al norte de Londres.

Ella murió en el más letal de los cuatro ataques, el que afectó a un tren subterráneo a treinta metros de profundidad en un angosto túnel entre las estaciones de metro de King’s Cross y Russell Square.

Algunos familiares de las víctimas – muchas de las cuales ya fueron nombradas en los diarios-, se han quejado por la demora de la policía para confirmar las muertes.

Sin embargo, la policía replica que debe seguir procedimientos legales para identificar formalmente los cuerpos que mantiene en una morgue temporal en una instalación militar no identificada.

Siguiendo los procedimientos

«Es necesario obtener una identificación absolutamente correcta. Es importante que la policía obtenga la mayor cantidad de evidencia forénsica posible», dijo Hazel Blears, ministra de gobierno responsable por este asunto, al explicar el lento progreso en identificar las víctimas.

«Entiendo la angustia que viven los familiares, pero la identificación debe ser correcta y estamos haciéndolo tan rápido como podemos», agregó.

La demora -al menos en parte- se debe a que algunos de los cuerpos quedaron despedazados o muy deteriorados por las explosiones.

Se le ha pedido a los familiares suministrar a la policía pertenencias personales de las víctimas, de las que se pueden obtener muestras de ADN para ayudar a identificar los cuerpos.

Sigue búsqueda de cuerpos

Entre tanto, la policía sigue buscando cuerpos en el túnel entre las estaciones de King’s Cross y Russell Square.

El experto policial en recuperación de cuerpos, Sargento Gary Locker, dijo que la prioridad era recuperar a los muertos con dignidad.

Los rescatistas se enfrentan a condiciones muy difíciles, trabajando bajo tierra a intensas temperaturas.

En la difícil tarea tuvieron que recurrir a equipos especiales, que incluyen un trolley capaz de transportar 1.000 kilos de equipo y personas a la escena de la recuperación, que se encuentra a 600 metros de la estación de King´s Cross.

«El infierno»

Los equipos de recuperación trabajan en condiciones peligrosas y estrechas, a 21 metros bajo tierra en un túnel de sólo 3 metros y medio de ancho, apenas mayor que el tren mismo.

Uno de los hombres que estuvo en el lugar, tratando de recuperar cuerpos, lo describió a un reportero de la BBC como «el infierno».

Los servicios de seguridad creen que un examen exhaustivo del carruaje del tren afectado puede contener claves vitales acerca de la identidad de los responsables.

Entre tanto, millones de londinenses se han dirigido a sus sitios de trabajo en el centro de la ciudad al comienzo de la primera semana laboral desde que ocurrió el ataque.

La policía dijo que Londres debe mostrar que ha vuelto a la normalidad, para enviar el mensaje que no será intimidada.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba