ActualidadActualidad Internacional

Los indígenas de la Amazonía piden al Papa que defienda su territorio

Representantes de los indígenas expusieron ante el papa Francisco las «muchas crueldades e injusticias» que sufren los «hermanos indígenas» y pidieron que les defienda, durante su encuentro en Puerto Maldonado en la selva amazónica peruana.

En el Coliseo de Puerto Maldonado donde se concentraron cerca de 4.000 indígenas para encontrarse con el papa en el acto central de su visita a Perú, Héctor Sueyo y Yésica Patiachi, del pueblo originario de Harakbut, expusieron una dramática situación.

Sus palabras fueron recibidas con los aplausos de los cerca 4.000 representantes indígenas que llenaron el Coliseo de Madre de Dios para el encuentro con Jorge Bergoglio.

«Nuestros hermanos indígenas de varias regiones de la Amazonía sufren por las explotaciones de nuestros recursos naturales. En la actualidad muchos foráneos invaden nuestros territorios: los cortadores de árboles, los buscadores de oro, las compañías petroleras…», comenzaron así su relato.

Relataron cómo les ha cambiado la vida la llegada de las industrias mineras y petroleras.

«Entran a nuestros territorios sin consultarnos y nosotros sufriremos mucho y moriremos cuando los foráneos perforen la tierra para sacar el agua negra metalizada, sufriremos cuando envenenen y malogren nuestros ríos convertidos en aguas negras de la muerte», continuaron.

Recordaron la llegada al pueblo de Harakbut, de Apaktone (anciano padre sabio), como llamaban al misionero dominico José Álvarez Fernández, que vino, dijeron, «cuando estábamos desapareciendo».

«Y por eso ahora le pedimos que nos defienda», le exhortaron.

Pidieron educación para sus hijos, para que no sufran discriminación, pero no que la escuela borre sus tradiciones y su sabiduría ancestral.

Expresaron su miedo porque los que son de otros lugares y nunca han vivido aquí quieren «hacerles desaparecer».

Y lanzaron su preocupación por lo que le está sucediendo a la tierra debido al cambio climático y «por todo esto, el cielo está muy molesto y llora porque estamos destruyendo nuestro planeta. Si no tenemos alimento, moriremos de hambre».

Otro testimonio fue el de María Luzmila Bermeo, de 64 años, indígena awajún que venía de Condorcanqui de la Amazonia peruana que explicó que la Amazonia «contaba con costumbres buenas, los padres formaban a sus hijos en los buenos valores, pero que ahora muchos jóvenes los han perdido «y están aprendiendo vicios y malas costumbres que afectan a toda la comunidad».

María Luzmila Bermeo denunció que ha habido un abuso de la naturaleza y que se han matado a los peces y talado arboles, cazado muchos animales, contaminando los ríos con minería, sacando oro de los ríos, explotando el petróleo.

Llamó a «que las autoridades ayuden a conservar los bosques, para mantener nuestro ambiente limpio y respirar aire puro, como cuando yo era pequeña».

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba