Actualidad Internacional

Micheletti y Zelaya logran acuerdo

Después de meses de marchas y contramarchas, las delegaciones del presidente interino de Honduras, Roberto Micheletti, y del mandatario depuesto, Manuel Zelaya, lograron un acuerdo para poner fin a la crisis política en el país centroamericano, generada a partir del golpe de Estado del pasado 28 de junio.

El pacto establece que será el Congreso el que decida el regreso de Zelaya, propuesta largamente solicitada por este último como solución al conflicto.

También instituye un gobierno compartido, tal como se diseñó en la iniciativa presentada en su momento por el presidente de Costa Rica, Óscar Arias.

«Mi gobierno ha decidido apoyar una propuesta que permite un voto en el Congreso Nacional, con una previa opinión de la Corte Suprema de Justicia, para retrotraer todo el poder ejecutivo de nuestra nación previo al 28 de junio», aseguró Micheletti.

«Concesión»
La iniciativa fue aceptada por el presidente depuesto. «Mañana (este viernes) será el día que se firme el plan de restauración de la democracia en el país», dijo Zelaya a una radio local.

Micheletti dijo al leer un comunicado que la iniciativa representaba una «concesión significante» que, según dijo, busca pasar la página y resolver la crisis en el país centroamericano.

Si el Congreso y la Corte Suprema dan el visto bueno, esto produciría el regreso al poder de Zelaya, quien permanece en la embajada de Brasil desde que regresó al país el pasado 21 de septiembre.

DETALLES DEL ACUERDO

* Apoyar propuesta que permite voto en el Congreso previa opinión de la Corte Suprema para restituir a Zelaya en el poder.

* Creación de un gobierno de unidad y reconciliación nacional.

* Renunciar a convocar una Constituyente o reformar la Constitución en artículos irreformables.

* Reconocer y apoyar las elecciones del 29 de noviembre y el traspaso de gobierno.

* Crear una comisión de la verdad que investigue los hechos antes y después del 28 de junio.

* Solicitar a la comunidad internacional la normalización de las relaciones con Honduras.

La propuesta de Micheletti se produce en el marco de la presencia en Tegucigalpa de una delegación de Estados Unidos, encabezada por el secretario de Estado para el Hemisferio Occidental, Thomas Shannon, quien junto a la Organización de Estados Americanos (OEA) lograron la reactivación del diálogo.

El secretario de Estado para el Hemisferio Occidental anunció que su país respaldará los comicios generales tras la firma del acuerdo para que el Congreso decida sobre la restitución del depuesto Manuel Zelaya.

«EE.UU. va a acompañar a Honduras en sus elecciones del 29 noviembre», expresó Shannon a la prensa luego de anunciarse la firma de un acuerdo entre las comisiones de Zelaya y de Micheletti.

Este jueves, en una rueda de prensa, Shannon aseguró que las gestiones que realiza desde el miércoles en Honduras al frente de una delegación de alto nivel del gobierno estadounidense buscaban crear un ambiente para que la comunidad internacional pueda «acompañar el proceso (…) y asegurar que las elecciones puedan darse en un ambiente de paz».

Clinton aplaude el pacto

Desde Islamabad, la secretaria de Estado de EE.UU., Hillary Clinton, aplaudió la concreción del acuerdo entre Micheletti y Zelaya.

«Quiero felicitar al pueblo de Honduras, así como al presidente Zelaya y el señor Micheletti por lograr este histórico acuerdo», dijo Clinton a los periodistas que la acompañan en su visita a Pakistán.

«Nosotros estábamos claramente del lado de la restauración del orden constitucional y eso incluye las elecciones», agregó.

Por su parte, el secretario de Asuntos Políticos de la OEA, Víctor Rico, dijo que el pacto beneficia a Honduras y a la democracia hondureña.

Aunque no dio detalles del acuerdo, aseguró que deja abierto el camino para el retorno de Zelaya al poder.

También la Unión Europea elogió el entendimiento. En un comunicado, la comisionada de Relaciones Exteriores, Benita Ferrero-Waldner, espresó su «gran satisfacción» por ese avance e instó a las partes a implementarlo «lo antes posible».

Reacciones en Honduras

El acuerdo también fue bien recibido por los simpatizantes de Zelaya y el movimiento de resistencia contra el gobierno de Micheletti.

Juan Barahona, líder obrero y coordinador nacional de la resistencia, le dijo a BBC Mundo que el entendimiento permite una salida al conflicto político.

«Si no había una restitución del presidente Zelaya, no podía haber elecciones»

Juan Barahona, coordinador nacional de la resistencia

«Si no había una restitución del presidente Zelaya, no podía haber elecciones», expresó Barahona.

Aunque el candidato presidencial del Partido Liberal de Zelaya favoreció el golpe y se volcó contra el depuesto presidente, entre el grupo de seis aspirantes hay dos que podrían considerarse «zelayistas», explicó Juan Barahona.

César Ham, del Partido Unificación Democrática, y Carlos Reyes, un postulante independiente, han estado desde un comienzo del lado de la resistencia.

«Carlos Reyes es el que tiene más fuerza, pero se está tratando de unificar ese voto», comentó Barahona, con la esperanza de que alguno de ellos logre atraer a los votantes y, a su vez, se rechace al candidato del Partido Liberal.

Las elecciones están programadas para el próximo 29 de noviembre y, de regresar al poder, Zelaya entregaría el mando el 27 de enero de 2010.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba