Actualidad Internacional

Migrantes venezolanos son asesinados en trágicos sucesos en Perú y Ecuador

En las últimas semanas, cuatro venezolanos, que decidieron salir del país en la búsqueda de mejores oportunidades en otros territorios, han perdido la vida en lamentables episodios

Se dan a conocer más hechos de violencia que terminan en tragedia para venezolanos que decidieron dejar nuestro país en la búsqueda de mejores oportunidades en otras tierras. En esta ocasión, otros dos connacionales perdieron la vida en Perú, nación que en las últimas semanas ha sido noticia luego de de que se publicara un video que muestra el asesinato el pasado 26 de enero del venezolano Orlando Abreu, a manos de Oscar Narro, un sicario apodado ‘Cara Cortada‘, en un mercado de la provincia de Trujillo.

En uno de los sucesos, según informó el medio local Radio Programas del Perú, un grupo de sujetos asesinó a balazos a Jesús Castejón Córdoba, ciudadano venezolano de 25 años de edad, hecho ocurrido el miércoles pasado en el distrito de Surco de la ciudad de Lima.

Tres años en Perú

El joven, quien llegó a ese país hace tres años con su esposa, trabajaba como repartidor en una empresa que se dedica a la compra, recogida y envío de pedidos. El fallecido tenía una hija de 10 años de edad.

Testigos dijeron a las autoridades que dos hombres habrían atacado al hombre y amarrado sus manos para después accionar al menos 15 veces el arma. Al momento de su asesinato, llevaba puesto el bolso con el que hacía los envíos.

Karenis Ávila, esposa de la víctima, pidió a las autoridades recurrir a las imágenes de las cámaras de seguridad que están en la zona donde los implicados abandonaron el vehículo.

Los funcionarios del Departamento de Criminalística peruano presumen que podría tratarse de un asesinato por robo o ajuste de cuentas.

Golpeado y lanzado de un tercer piso

En otro trágico acontecimiento, un ingeniero venezolano identificado como Wilmer Jaimes Colmenares murió luego de ser envuelto en envoplast, recibir decenas de golpes y ser lanzado desde un tercer piso cerca del lugar en el que trabajaba en Perú.

Según denunció su prima, Karla Tapias, el venezolano de 41 años de edad falleció este sábado 13 de febrero luego de haber recibido una golpiza cerca de su lugar de trabajo en Lima.

Tapias detalló que su primo se había encontrado con unos amigos. Al parecer, en la reunión el grupo se mantuvo ingiriendo bebidas alcohólicas por dos días. Fue allí, contó la prima de la víctima, donde alguien le puso algo a su bebida que lo hizo actuar de forma extraña.

Al tercer día, la víctima, oriunda del estado Táchira, acudió a su trabajo en la mañana «hablando incoherencias«, relató Tapias para el diario La Nación.

«Me dijeron que en la mañana mi primo veía a los muchachos donde trabajaba y supuestamente no los reconocía, estaba ido, desorientado. Una señora grabó el video con lo sucedido. Le llegaron a preguntar que qué había pasado. Ella dice que lo vio caminando normal, y tal vez se confundió, entró a ese piso y lo empezaron a empujar”, puntualizó Tapias.

El grupo de atacantes comenzó a darle golpes, lo agarraron entre todos, lo amarraron con papel envoplast y lo lanzaron desde el tercer piso. «Cuando cayó, le entraron a patadas«, contó Tapias, quien exigió justicia en el caso.

Cuando la familiar acudió a la policía para saber qué información tenían, lo tenían registrado con otro nombre y con nacionalidad colombiana. «Quieren hacer pasar el hecho como si mi primo estaba robando, porque cuando sus compañeros fueron a preguntar qué sucedió, los policías se pusieron nerviosos. No quieren entregar los videos de las cámaras de seguridad”, denunció.

Asesinada en Ecuador

Estos episodios se unen a uno ocurrido en Ecuador, en el que la venezolana Diocelys Salazar, de 22 años, fue asesinada el pasado 14 de febrero,  presuntamente por la expareja de quien era esposo de la joven.

Leyra Jiménez, hermana de la víctima mortal, señaló que la autora material del asesinato, identificada como Silvia Arango ya fue puesta bajo órdenes de las autoridades ecuatorianas, mientras que la autora intelectual sigue prófuga.

Se presume que el móvil del asesinato fue celos, ya que la exmujer de su actual pareja, con la que llevaba ocho meses de relación, tenía días amenazándola. Aunque el crimen ocurrió el 14 de febrero, un día antes ya la habían abordado para cortarle la cara.

Medios ecuatorianos informaron que luego de discutir, la agresora sacó un cuchillo y apuñaló a Diocelys en reiteradas oportunidades. Asimismo, la homicida habría tenido como cómplice a otra mujer de nombre Lina Markines, encargada de rociarle gas pimienta a la venezolana en plena vía pública para después permitir que Arango la asesinara.

Los familiares de Salazar han exigido que se haga justicia, al tiempo que solicitan ayuda para que los dos hijos que dejó la víctima puedan regresar a Venezuela. Jiménez explicó que sus sobrinos, gemelos de 3 años de edad, no tienen pasaporte y se requiere de un permiso especial para traerlos de regreso al país, añadiendo que la familia teme por la integridad física de los niños si se quedan en Ecuador.

Diocelys Salazar / Foto: Agencias

Fundado hace 26 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba