Actualidad Internacional

Musharraf, en la cuerda floja

La coalición de gobierno en Pakistán, que llegó al poder en elecciones en febrero, alcanzó un acuerdo para iniciar el proceso de destitución del presidente Pervez Musharraf.

Según portavoces, la coalición -formada por el Partido Popular de Pakistán (PPP) y la Liga Musulmana de Pakistán-Nawaz (PML-N)- se llegó tras 3 días de negociaciones a «un principio de acuerdo para poner en marcha una moción de destitución».

El anuncio obligó a Musharraf a cancelar su viaje a China para la inauguración de los Juegos Olímpicos.

La ex primera ministra Benazir Bhutto, quién murió en un atentado, lideró hasta ese momento el PPP mientras que el ex primer ministro Nawaz Sharif, es jefe del PML-N.

La relación entre este último y el actual presidente pakistaní -que llegó al poder en 1999 tras un golpe de Estado en el que desalojó a Sharif del poder- son muy tensas.

Sharif, quien vivió en el exilio por 8 años, siempre ha dejado claro su deseo de quitar a Musharraf del gobierno

Musharraf ha sido un aliado clave de Estados Unidos en la guerra contra el terrorismo.

Época de inestabilidad

Pese al apoyo de Washington, dentro de su país Musharraf ha perdido popularidad y mucha credibilidad por sus reiterados intentos de quedarse en el poder.

En noviembre del 2007, por ejemplo, destituyó a los jueces de la Corte Suprema y declaró el estado de emergencia con el supuesto objetivo de ser reelecto como presidente.

Tras el atentado que le quitó la vida a su adversaria, Benazir Bhutto, su partido perdió el control del Parlamento y, desde entonces, ha tenido que cohabitar con la coalición que ahora quiere destituirlo.

Según la Constitución, el presidente puede ser destituido si prospera una moción parlamentaria con una mayoría de al menos dos tercios en la Asamblea y en el Senado.

Por ellos, el corresponsal de la BBC en Islamabad, Mark Dummett, opina que será difícil que se consigan todos los votos necesarios.

Además, por lo menos en teoría, a Musharraf le queda el derecho constitucional de disolver el Parlamento y volver a imponer el estado de emergencia.

Es por eso que los observadores temen un período de gran inestabilidad política en ese país, que puede perjudicar los intereses de EE.UU. y la guerra en el vecino Afganistán.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba