Actualidad Internacional

Obama y McCain miden fuerzas sobre la guerra de Irak y Al Qaeda

En un preludio de lo que puede ser la campaña para las elecciones presidenciales, el republicano John McCain y el demócrata Barack Obama se han enzarzado en una discusión sobre Irak, Al Qaeda y la relación entre ambos en la que están en juego muchas de las posibilidades de llegar a la Casa Blanca. De que uno u otro consiga convencer al electorado de que la guerra es un error sin matices o un sacrificio necesario dependerá, probablemente, la suerte de los comicios de noviembre.

Obama dijo en el debate del martes en Cleveland que si era elegido presidente procedería con los planes de retirada de Irak, tal como lo ha ido anticipando hasta ahora, pero que «si Al Qaeda constituye una base en Irak, actuaremos de la forma adecuada para garantizar la seguridad de la nación». «Tengo noticias para el senador Obama», ha contestado McCain en sus mítines. «Al Qaeda ya está en Irak, se llama Al Qaeda en Irak, y es por eso por lo que estamos combatiendo en Irak y es por eso por lo que estamos ganando en Irak».

«Tengo noticias para John McCain», responde Obama, «Al Qaeda en Irak no existía hasta que George Bush y John McCain decidieron invadir Irak».

En este intercambio, McCain y Obama se están reconociendo uno a otro como el más probable rival. McCain prácticamente lo es. Obama tendrá que esperar a ver qué sucede el próximo martes en las primarias de Tejas y Ohio. La última encuesta, publicada por Los Angeles Times, daba a McCain una ventaja de dos puntos sobre Obama.

El candidato republicano ha reconocido que su suerte en estas elecciones depende de la percepción que el público tenga de Irak cuando tenga que acudir a votar. «Si no consigo convencer a los ciudadanos de que podemos ganar esta guerra, estoy perdido», admitió la semana pasada.

El presidente George Bush intentó ayer echarle una mano a McCain. Preguntado en una conferencia de prensa qué opinaba sobre la afirmación de Obama en el debate de Cleveland, Bush contestó, con gesto de sorpresa: «¿Si Al Qaeda forma una base en Irak? ¡Eso es precisamente lo que ha tratado de hacer estos últimos cuatro años!».

Este tipo de ayudas tienen el riesgo de que vinculen en exceso la candidatura de McCain a la actual Administración. Es indudable ya que la actual estrategia militar aplicada en Irak está consiguiendo progresos suficientes, desde el punto de vista de la seguridad, como para que la percepción que hoy se tiene de esa guerra no sea la de la catástrofe y el caos que dominaban hasta hace poco. Pero eso no significa aún que la opinión pública estadounidense apruebe y respalde ya ese conflicto. McCain tiene un duro trabajo por delante. Y en la medida en que Obama pueda establecer en sus discursos el matrimonio Bush-McCain, ese trabajo será mucho más difícil. Más rentable parece para el candidato republicano el apoyo expresado ayer por el ex secretario de Estado James Baker.

Para Obama, todavía el objetivo inmediato es el de ganar la candidatura de su partido. Para ello se le sumó ayer un importante colaborador, el congresista John Lewis, un viejo aliado de Hillary Clinton que anunció formalmente su corrimiento hacia el bando de Obama. «Adoro a Hillary y Bill Clinton, pero algo grande está pasando en este país», dijo el representante por Georgia. Lewis, cuyas intenciones habían sido anticipadas hace varios días por la prensa, es un respetado líder de la lucha por los derechos civiles que, a buen seguro, se llevará con él a muchos de los políticos negros, tanto en el Congreso como fuera de él. Es otro signo muy poderoso -el segundo esta semana, después del anuncio del senador Christopher Dodd- de cómo el establishment del Partido Demócrata, volcado antes del lado de Clinton, está tomando posiciones ahora junto a Obama.

Otra significativa voz que se hizo escuchar ayer fue la del alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, quien ratificó en un artículo en The New York Times que no será candidato, pero dejó abierta la posibilidad de actuar con su influencia (y con su fortuna) a favor del candidato que muestre mejores credenciales como independiente, el que mejor supere la barrera partidista. No dijo Obama, pero sonó parecido.

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar