Actualidad Internacional

Fotos: Derrumbe de puente en Génova enluta a Italia

Al menos 20 personas fallecieron este martes luego del derrumbe del tramo de un puente en la ciudad de Génova, Italia, un suceso que ha enlutado al país y ha despertado un debate sobre el estado de las infraestructuras.

Para el momento de publicar esta nota, las autoridades italianas presentaban cierta discrepancia en cuanto a la cifra de víctimas. Tanto es así, que el ministro del Interior de Italia, Matteo Salvini, dijo a los medios desde la isla de Sicilia -donde se encuentra- que hay una treintena de muertos, mientras que el director operativo de Protección Civil de Italia, Luigi D’Angelo, señaló que son una veintena.

D’Angelo confirmó que hay además 16 heridos, diez de ellos en estado grave, y todos están siendo atendidos en diversos hospitales de la zona.

El suceso ocurrió en torno a las 12 del mediodía, hora local, cuando un tramo del puente Morandi, de un kilómetro de longitud y una altura de 90 metros, se vino abajo, sepultando bajo los escombros a varios vehículos.

Causas

Las causas del derrumbe aún se desconocen y serán esclarecidas en una investigación que la Fiscalía de Génova abrirá en las próximas horas, dijo el fiscal de esta ciudad italiana, Francesco Cozzi.

Inicialmente se apuntó a las fuertes lluvias como la causa del incidente, aunque momentos después la compañía encargada de la gestión y manutención de la autopista, que es Autoestrade per l’Italia, filial de Atlantia, informó en un comunicado que estaba trabajando para asegurar el pavimento del viaducto.

La concesionaria subrayó que «tal y como estaba previsto, se había instalado un puente grúa para permitir el desarrollo de actividades de mantenimiento» y que «los trabajos y el estado del puente estaban sujetos a la constante observación» por parte de las autoridades locales.

Se ha iniciado entonces un debate en el país sobre el estado de las carreteras y el Gobierno italiano ha asegurado que exigirá responsabilidades.

Rescates continuarán

Las autoridades se fijaron como prioridad sacar a las personas que aún puedan estar vivas y atrapadas bajo los escombros, por eso en el área se encuentran unos 1.000 agentes, entre Policía Estatal, Municipal, equipos de Bomberos, Protección Civil y personal sanitario.

Actúan a contrarreloj para limpiar la zona y los esfuerzos continuarán hasta que exista la certeza «de que no queda nadie más», confirmó D’Angelo.

El jefe de los Bomberos, Bruno Frattasi, manifestó que «las operaciones están siendo complicadas», pero garantizó que las labores de búsqueda de posibles supervivientes continuarán.

De momento, el Gobierno italiano, formado por los antisistema del Movimiento Cinco Estrellas (M5S) y la ultraderechista Liga, ha señalado que trabajará para que los culpables asuman responsabilidades.

 

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba