Actualidad Nacional

Colapso del sistema eléctrico paraliza al Zulia

Ya son más de dos meses del 2019 los que tiene el estado Zulia prácticamente paralizado por la crisis eléctrica. Muchos son los locales comerciales, empresas y colegios que no tienen actividad por la falta del servicio.

Los apagones que se han registrado a escala nacional demuestran el estado crítico del sistema eléctrico que afecta con mayor frecuencia a una de las principales entidades del país como es el Zulia, referencia por su actividad petrolera y agropecuaria, pero además tiene temperaturas que llegan a superar los cuarenta grados centígrados de sensación térmica.

Esta situación mantiene paralizadas a 70 por ciento de las empresas zulianas de acuerdo con lo informado por Fedecámaras Zulia y la Cámara de Comercio de Maracaibo, lo que representa la suspensión de actividades en casi la totalidad del aparato productivo regional.

Los voceros de los sectores empresariales y comerciales han reiterado que las pérdidas económicas son incalculables, pero afirman además que la misma crisis podría generar un incremento en el número de desempleos en la región. Confirman que el empresariado actualmente está cancelando las nóminas de sus trabajadores con el dinero que tienen ahorrado pero alertan que llegará el momento cuando no podrán seguir pagando.

Por otro lado, la crisis eléctrica mantiene desesperada a la población zuliana en vista de la imposibilidad de poder comprar alimentos, poder surtir sus vehículos de gasolina, tener agua potable en sus hogares e, incluso, cocinar por la falta de gas doméstico. La situación es crítica, muchos ciudadanos tienen que ingeniárselas para poder sobrevivir en este estado.

Los apagones han dañado las bombas que envían agua desde la represa El Tulé a municipios como Maracaibo, San Francisco y Jesús Enrique Lossada, por lo que muchos se han visto en la obligación de ir con sus botellones, pipas o tobos a las áreas verdes de los distribuidores o autopistas para poder agarrar agua y llevar a sus hogares, en muchos casos van a la orilla de los cañadas por donde pasan las aguas servidas y hay algún tubo para poder obtener un poco del vital líquido.

Actualmente, la región zuliana tiene un cronograma de racionamiento eléctrico de 12 horas diarias alternadas que impide la realización de cualquier actividad económica o escolar. Según las denuncias de usuarios, las autoridades de Corpoelec irrespetan los horarios suspendiendo el servicio de energía a cualquier hora y no en las establecidas.

De acuerdo con los padres de jóvenes en edad escolar, quienes prefieren mantenerse en el anonimato, durante estos dos meses se agudiza la crisis y por el racionamiento eléctrico sus hijos han dejado de asistir a las instituciones educativas porque no descansan es horas nocturnas y cuando van, se quedan dormidos en las aulas de clases.

Lo cierto es que con el pasar de los días los zulianos no le ven solución al colapso del sistema eléctrico y siguen culpando a los gobiernos nacional y regional por la corrupción y el abandono de las instalaciones en todo el país y rechazan los argumentos del Ejecutivo nacional de que se trata de sabotaje.

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar