Actualidad Nacional

Gira de Chávez a Qatar, Irán y Japón costaría Bs F 3,5 millones

Mañana el presidente Hugo Chávez saldrá rumbo a Qatar, y probablemente también vaya a Irán y Japón, como se ha adelantado en algunos comentarios oficiosos. El viaje podría significar una erogación de más de tres millones de bolívares fuertes (3,5 millardos de los anteriores bolívares) en gastos de hotel, horas vuelo del avión Airbus presidencial –llamado popularmente el «chupadólares»– y viáticos para cada miembro de la comitiva.

En dólares serían 1.631.200 dólares, considerando la tasa oficial.

La cifra, según Carlos Berrizbeitia, ex diputado de la Asamblea Nacional y director nacional del partido Proyecto Venezuela, se queda corta pues hay que añadirle una «caja chica» que hay en el avión de 100.000 dólares (215.000 bolívares fuertes) en efectivo, para pagar la tasa aeroportuaria y el combustible.

Especializado en sacar cuentas de gastos suntuarios durante el período de Chávez, Berrizbeitia considera que el viaje en ciernes demuestra la «doble moral» de un gobierno que hace menos de una semana ha guillotinado el dispendio, mediante el decreto 6.649, publicado el 25 de marzo en la Gaceta Oficial.

«Hay que preguntarse, antes de analizar lo que le costará al país ese viaje, si Cadivi autorizó el uso de esos dólares», señaló el ex diputado. «El control de cambio es muy estricto, y de acuerdo con la ley, toda divisa que vaya a ser utilizada debe ser autorizada por la comisión».

Normalmente, cuando el Presidente efectúa una gira internacional, una comitiva de seguridad de 42 personas (denominada «la avanzada») sale a los países de destino en vuelos comerciales dos semanas antes de que lo haga el jefe del Estado. Adicionalmente, con él viajará un grupo de 32 personas, que incluye la mayoría del tren ministerial, personal de la Cancillería, un equipo de VTV, personal médico e incluso un cocinero. Eso también tiene un costo.

Relaciones peligrosas. Berrizbeitia afirma que esta gira se podría justificar si trae algo productivo para el país, pero al respecto guarda sus reservas.

«El principal objetivo de la cumbre en Doha es tratar sobre el conflicto entre Israel y Palestina. No hay ningún tipo de relación comercial-bilateral, primero por la lejanía geográfica, y segundo, no va a traer nada para el país. Después viaja a Irán, una relación `peligrosa’ que tiene el Gobierno. Esa visita trae un problema grave para Venezuela debido a la afinidad que tiene el gobierno de Chávez con el presidente Ahmadineyad, mal vista por Estados Unidos y Europa», dijo.

La última parada presidencial, en Japón, puede ser innecesaria, pues el presidente de Pdvsa y ministro de Energía y Minas ya se encuentran allí con el propósito de suscribir un acuerdo con el gobierno nipón para obtener un préstamo de 1.500 millones de dólares en materias energéticas.

«¿Realmente tiene que viajar Chávez con una comitiva de casi 100 personas, menos de 72 horas después de firmar un decreto de austeridad y recorte de gastos? En esos eventos, el Presidente podría estar representado por el canciller».

El Presidente, de acuerdo con sus cuentas, ha pasado un total de 450 días viajando. «No parece correcto hablar de recorte de gastos y en menos de 72 horas montarse en un avión para ir a tres países con una comitiva tan grande, y menos sin saber a qué otros países se va a visitar», comenta.

Curioso resulta que la solicitud extendida a la Asamblea para aprobar el viaje –firmada por el propio Presidente-tiene fecha de salida del 28 de marzo, pero no tiene fecha estipulada de regreso.

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar