Actualidad NacionalEspecial País

Medios de comunicación no dejaron de estar en la mira este 2018

En los últimos años a los venezolanos se les ha hecho más compleja la tarea de informarse del acontecer nacional e internacional de la mano de los medios locales y nacionales del país. En Venezuela existe una crisis en los medios de comunicación que se ha venido acentuando, puesto que unos han sido censurados,  otros cerrados y varios limitados a reducir o sacar de circulación su versión impresa.

De acuerdo con el balance anual que registró el Instituto de Prensa y Sociedad (IPYS) de Venezuela un total de 26 periódicos dejaron de circular, 20 de ellos cerraron definitivamente este 2018, y desde el 2013 han desaparecido 55 diarios.

Con 75 años de trayectoria, El Nacional fue el último de los diarios venezolanos que anunció el cese de circulación el pasado 14 de diciembre del 2018 y ahora se mantendrá en su versión digital, debido a los obstáculos puestos por el Gobierno de Maduro para la adquisición de papel periódico, el acoso y las medidas judiciales en contra de su directiva, como unas de las principales razones.

“El Nacional es un guerrero y seguirá dando la lucha. A los guerreros se les cierra una puerta y se les abre otra. El Nacional no muere con esto. Todo lo contrario, va a seguir informando, va a seguir luchando por la democracia con mucha más fuerza”, afirmó el presidente editor del diario, Miguel Henrique Otero en un video difundido durante una rueda de prensa que se llevó a cabo en las instalaciones de El Nacional el viernes 14 de diciembre.

https://twitter.com/miguelhotero/status/1073328453011861504

En el mes de enero de ese mismo años dos de los cinco medios impresos que había en el estado Monagas como lo son La Verdad y El Oriental se fueron a las plataformas digitales para seguir informando a la población.

Mientras que en el mes de febrero, La Región de Sucre, se despidió de la entidad al tener que cerrar definitivamente sus puertas, quedándose así sin ningún medio de circulación impresa para los lectores sucrenses.

El Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (Sntp) denunció el pasado 2 de noviembre que desde el año 2013, cuando llegó al poder Nicolás Maduro hasta la actualidad un total de 115 medios cerraron en Venezuela.

Según Ipys Venezuela cuando Maduro inició su mandato, en Venezuela existían 90 diarios. Cinco años después 66 ya no circulan, y de esos 66, 49 clausuraron definitivamente.

La prensa recalca el traspado a Venezuela de la presidencia hasta el 2019 del Movimiento de Países No Alineados
Los periódicos de Venezuela par este sábado 18de septiembre

«Este 2018 ha sido el año en el que más periódicos clausuraron en los últimos cinco años. Y 35 medios en 20 estados del país pasaron a la plataforma digital», declaró el Instituto de Prensa y Sociedad.

Los Estados que no tienen medios impresos son Portuguesa, Apure, Sucre y  Barinas. Mientras que en 11 regiones del país solo cuentan con un medio en circulación impresa.

«Complejo Maneiro le entrega el papel a quien le da la gana»

Desde que el Complejo Editorial Alfredo Maneiro (CEAM) se creo en el año 2013, el Gobierno centralizó la importación de papel periódico y otros insumos indispensables para la producción de diarios en el país.

El presidente de la Comisión Permanente del Poder Popular y Medios de Comunicación de la Asamblea Nacional (AN), diputado Jony Rahal, aseguró que durante el periodo de 2017 – 2018 en Venezuela, han cerrado más de 49 medios impresos “sin contar los que han reducido su circulación semanal, por culpa de la Corporación Maneiro, de Hugo Cabezas y de los demás directores” de esa empresa.

La Nación denunció que no ha recibido más papel de la Corporación Maneiro/Foto: Twitter

En ese mismo orden de ideas, Rahal destacó que esta corporación entrega de manera “discrecional el papel a quien le da la gana como tienen el monopolio, sabiendo que esto es algo inconstitucional, es el Gobierno mismo a través de este organismo público que promueve la censura”.

El parlamentario destacó que desde la comisión que preside tienen el deber de documentar toda la vulneración a los derechos humanos, sobre todo el derecho a estar informado.

“El derecho a la información es un derecho conquistado que está consagrado en la constitución y en los tratados internacionales que incluso el momento de suspensión de garantías esas son garantías que no pueden suspenderse igual que el derecho a la vida y vemos como ellos lo están cercenando y lo están violentando”, enfatizó.

Pero este 2018 a la crisis del papel de los últimos cinco años se sumó la hiperinflación, la escasez de efectivo y el panorama económico que forzó el cierre de estas empresas de comunicación.

Periódicos cerrados en el 2018 según IPYS:

El Expreso
El Regional
La Prensa de Los Llanos
La Mosca
Las Noticias
La Prensa
La Región
Quinto Día
Región
Última Hora
Visión Apureña

Diarios que migraron a la web:

Ciudad Maracay
Diario Avance
Diario Frontera
El Caroreño
El Clarín de La Victoria
El Diario de Lara
El Tiempo
El Luchador
El Nacional
El Nacionalista
El Oriental de Monagas
La Verdad de Monagas
Qué pasa
Nueva Prensa de Guayana
Tribuna Popular

 

Los portales web también han sufrido de agresiones

Los periódicos venezolanos no han sido los únicos golpeados en el país, puesto que los portales de noticias web también se han visto afectados por mala conexión de Internet en el país o bloqueos a sus plataformas.

Recientemente por IPYS de Venezuela publicó un balance el cual explica la no respuesta de conexión que escondió la nueva modalidad de bloqueos por HTTPS contra portales web que opera en Venezuela.

De acuerdo con la organización defensora de la comunicación, quedó en evidencia en los bloqueos temporales que censuraron los contenidos en línea de La Patilla y El Nacional a través de la empresa estatal CANTV, el proveedor más importante de internet.

Estos hechos fueron precedidos por una condena millonaria contra El Nacional, luego de una demanda civil que llevó a cabo Diosdado Cabello, en 2015, cuando era presidente del Parlamento venezolano.

Lo cierto es que los usuarios en internet en Venezuela tienen más dificultades para consultar contenidos noticiosos en el entorno digital a través de servicios de conexión fija y móvil.

Así se dejó sentir con los dos episodios de censura en la red que afectaron a los portales de noticias La Patilla y El Nacional durante durante 6 y 7 de junio, que se ejecutaron sin ninguna orden judicial ni ninguna explicación formal de las teleoperadoras.

Ambos incidentes descubrieron la nueva forma de censura en internet que opera en Venezuela a través del bloqueo por HTTP, que impide dar respuesta a las solicitudes de conexión que se dirigen a los servidores donde se alojan estos sitios web.

Esta forma de censura se utiliza a nivel mundial y que ahora se pone en práctica en el país. IPYS  de Venezuela corroboró que los dos portales estaban activos en la web, sin evidencia de censura, para el 11 de junio.

El primer hecho ocurrió el 6 de junio el portal noticioso cuando La Patilla sufrió un bloqueo por HTTP, lo cual impidió a los usuarios de Cantv, Movilnet y Movistar en varios estados del país acceder a sus contenidos web.

“El nombre del portal no pudo conducir al espacio digital que representa. Este mecanismo fue utilizado por todos los operadores analizados. Seis de cada 10 bloqueos ejecutados por Movistar y Digitel se dieron por esta vía, mientras que las operadoras estatales Cantv y Movilnet lo usaron en tres de 10 oportunidades”, señaló la organización.

Los portales que más fueron objeto de estas acciones fueron elpitazo.com, el pitazo.info y el pitazo.ml, direcciones asociadas al portal de noticias El Pitazo, que tuvo 92% de bloqueo; mientras que NTN 24 (91,3 %) y VPI TV (87, 6%) le siguieron en con altos porcentajes.

También se vieron afectados los portales de cotización del dólar paralelo en 6 de cada 10 casos, pese a que se derogó la Ley de Ilícitos Cambiarios en Venezuela, un día antes de comenzar las mediciones.

El monitoreo de IPYS de Venezuela reveló que se trataba de un bloqueo con alcance nacional que solo afectó a los usuarios de estas operadoras privadas y estatales, debido a que se podía acceder a el portal con el resto de los proveedores web nacionales. Así lo demostraron 18 pruebas recabadas por esta organización, con la colaboración ciudadana, en 7 estados del país: Táchira (72,2 %), Mérida (71,6%), Monagas (70,8%), Falcón (64,9%) y Caracas (62,2%).  En estos estados 7 de cada 10 bloqueos ocurrieron bajo la modalidad de DNS (sistema de nombres de dominios), que además se aplicaron en 50% de las restricciones totales.

Estas acciones representan una violación a los artículos 57 y 58 de la Constitución nacional, pero además contravienen normas internacionales suscritas por Venezuela y los estándares y recomendaciones de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (Cidh) sobre una internet libre, transparente y abierta.

Agresiones a los periodistas

La situación de la prensa en Venezuela se deteriora a diario, y así quedó plasmado durante este 2018 cuando se registró una espiral de agresiones, persecuciones y detenciones a periodistas venezolanos y extranjeros por informar sobre los acontecimientos que suceden en el país tras la crisis que aqueja a la sociedad venezolana. Según la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) en Venezuela diariamente se ejerce una violencia sistemática contra  los periodistas y medios de comunicación tradicionales.

Caricatura de Edo Sanabria en honor a los periodistas este 27 de junio/Imágen: Edo sanabria

De acuerdo con el informe de la Comisión de Libertad de Prensa de la SIP, presentado por el presidente y editor del diario El Nacional, Miguel Henrique Otero, en el último año la situación de los periodistas y empresas de comunicación venezolanos ha empeorado sustancialmente y todos los indicadores que puedan revisarse presentan un deterioro alarmante. “En términos generales, si comparamos lo ocurrido entre abril de 2016 y marzo de 2017 y los meses siguientes con los hechos acumulados en este periodo, la conclusión es inequívoca, las agresiones se han multiplicado”, afirmó Otero.

El periodista expuso cinco conclusiones, “todas alarmantes”, sobre lo que ocurre en su país con quienes todos los días salen a la calle a buscar información.

La primera conclusión, según dijo, es  que se está ante una política de Estado porque las agresiones a la prensa no ocurren de forma aislada o accidental, sino que obedecen a todo un plan concebido y ejecutado por unidades fuerzas especiales y policiales del Estado quienes aseguró que violentan las leyes y el Estado de derecho.

Ademas, el informe denuncia que se están utilizando tribunales militares para encarcelar y enjuiciar a civiles, incluso a periodistas y a reporteros ciudadanos, lo que transgrede todas las normas de jurisdicción y de los derechos básicos de cualquier persona.

En la esfera militar los procesados ingresan en un túnel de desinformación, abusos, desconocimiento de los procesos y se producen graves situaciones de aislamiento

Miguel Henrique Otero

En cuanto al tercer elemento el periodista y director de El Nacional, destacó que se trata de la participación de bandas paramilitares y colectivos en los ataques a los periodistas. “Esta es una situación tan extrema que varios de estos delincuentes han sido fotografiados y filmados sin que ninguna autoridad reaccione ante las denuncias”, expresa el documento.

El informe añade que el nivel de protección por parte del Gobierno de Nicolás Maduro «es tan alto que el 26 de febrero una de estas facciones realizó una demostración de su poderío y desfiló en  Caracas con armas de alto calibre en total impunidad».

Con respecto al cuarto lugar, la SIP denuncia que el Poder Judicial venezolano no reconoce el derecho al ejercicio de prensa y la libertad de expresión, pues no castiga a los responsables de la acciones violentas contra medios y reporteros, lo que hace mantener así la complicidad silenciosa ante los hechos que a diario se producen en la nación caribeña.

La Sociedad de Prensa señala que el ensañamiento es tal que los hechos revelan de manera convincente la instrucción a los funcionarios del Gobierno para que amenacen, insulten, amedrenten, golpeen, roben y detengan a los periodistas por cualquier razón o circunstancia.

“A los más afortunados les obligan a borrar fotografías, vídeos o audios, a otros les roban teléfonos móviles, cámaras de vídeo o fotográficas y grabadores de audio”, explica la organización.

Dos periodistas detenidos

El periodista alemán Billy Six y el reportero gráfico Jesus Medina Ezaine no pasaron solo un susto por parte de los funcionarios policiales del país, puesto que fueron detenidos por diferentes cargos respectivamente y hasta el momento no se les ha hecho el juicio correspondiente.

Jesus Medina Ezaine, reportero gráfico del portal Dolar Today fue detenido el 29 de agosto del 2018 en la estación Plaza Venezuela por funcionarios del Sebin quienes lo trasladaron a la cárcel militar de Ramo Verde, conocida como El Tigrito donde al parecer no tiene contacto con otros privados de libertad.

A Medina Ezaine le fueron imputados los delitos de legitimación de capitales, asociación para delinquir, instigación al odio y obtención de lucro ilegal contra actos de la administración pública.

El comunicador fue detenido luego de realizar un reportaje sobre la situación de las cárceles en Venezuela.

Recientemente, el periodista venezolano se declaró “secuestrado del régimen de Maduro” a través de una carta publicada en su cuenta twitter.

En el mensaje difundido el reportero gráfico de Dolar Today denunció la violación del debido proceso y aseguró que no se ha producido la audiencia preliminar que se debió celebrar en los primeros días del mes de diciembre.

Las autoridades venezolanas han aplazado en dos ocasiones  su audiencia, por lo que Jesús Medina Ezaine, teme que en la tercera suceda lo mismo.

El periodista alemán Billy Six, detenido el pasado 17 de noviembre de 2018 en Paraguaná, estado Falcón y trasladado a la sede del Sebin, en El Helicoide, habría sido imputado por los cargos de rebelión y espionaje.

Six fue detenido por haber fotografiado muy de cerca al presidente Nicolás Maduro y llevado ante un tribunal militar.

El comunicador alemán de 32 años de edad, es corresponsal especializado en conflictos de guerra y ha realizado cobertura de los conflictos en Siria y Ucrania.

Recientemente Edward Six, padre del periodista alemán Billy Six, difundió un vídeo a través de las redes sociales en el cual pide la liberación de su hijo al Gobierno almenan antes de las fiestas decembrinas, sin embargo su petición no fue cumplido a pesar que las autoridades de ese país confirmaron que mantiene contacto con el Gobierno de Venezuela con respecto a este caso.

El pasado 3 de septiembre, se cumplen 2 años de la detención del comunicador y abogado Braulio Jatar. El hecho ocurrió en 2016 en la isla de Margarita, estado Nueva Esparta, luego de que el comunicador publicara unos vídeos de las protestas protagonizadas por  los habitantes del sector Villa Rosa, contra el presidente Nicolás Maduro.

El comunicador se dirigía a su programa radial cuando fue interceptado por funcionarios del Sebin liego de difundir dicho vídeo en las redes sociales.

Por este caso, Jatar ha sido considerado preso político. Estuvo nueve meses preso entre el Sebin de Nueva Esparta, en la cárcel del estado Guárico 26 de julio, el retén judicial de Cumaná en el estado Sucre, y el penal de San Antonio en la isla de Margarita. Desde hace 15 meses está bajo régimen de casa por cárcel, en su residencia de Margarita.

De acuerdo a los abogados del periodista Chile – Venezolano, el estatus del caso se encuentra paralizado. Desde junio de 2017 la Organización de la Naciones Unidas (ONU) pidió su libertad e indemnización, sin embargo no han habido respuestas.

Periodistas del Edo. Falcón protestan por la libertad de expresión

La “guerra mediática” mencionada por Maduro para desacreditar las críticas de los medios de comunicación nacionales e internacionales a su gobierno alimenta el clima de gran tensión en el que trabajan los periodistas en Venezuela, sobre todo desde 2016, cuando comenzó la crisis política y económica. Los periodistas extranjeros a menudo son detenidos y expulsados del país.

Venezuela ocupa el puesto 143 de los 180 países que enfrentan dificultad en el ejercicio del periodismo de los países del mundo, de acuerdo a la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa elaborada anualmente por Reporteros Sin Fronteras.

Pese a todo este escenario de censura, cierre a los medios y persecuciones, los periodistas venezolanos no han dejado de trabajar para seguir informando sobre todo el acontecer diario que enfrenta Venezuela a la población.

 

 

 

Fundado hace 23 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar