ActualidadActualidad Nacional

Pueblo Llano sigue bloqueado por cuarto día consecutivo

Nora Sánchez / @norasan16 /Mérida.-

De difícil calificó el alcalde de Pueblo Llano, municipio homónimo del páramo merideño, Freddis Rondón Santiago, la situación que allí ocurre desde el pasado jueves.

El burgomaestre dijo que el pueblo ha sido bloqueado por sus propios habitantes, de quienes acotó, “salieron a la calle en protesta por la difícil situación que vive la agricultura, el país y toda la escasez que hay”.

Aseguró que en Pueblo Llano la poca comida que llega tiene precios exorbitantes como por ejemplo un cartón de huevos, del cual señaló cuesta hasta 20 mil bolívares, al igual que un kilogramo de queso, “la gente no sabe que hacer con esta carestía y con poco dinero, la situación es difícil acá”, resaltó.

En ese sentido, Rondón Santiago explicó que a Pueblo Llano no llegan alimentos, no hay medicinas, no hay fertilizantes, semillas e insumos agrícolas, lo que se traduce en poca cosecha de hortalizas.

Esa escasez, relató, generó la molestia de los habitantes quienes primeramente realizaron una tranca en la carretera trasandina el pasado jueves de más de 16 horas, la cual fue disuelta por efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) en horas de la madrugada del viernes.

En protesta por la represión, los habitantes de Pueblo Llano decidieron trancar la entrada al poblado y desde ese día se mantienen firmes en su decisión de no abrir paso hasta lograr que la condición de los habitantes y agricultores mejore.

Son cuatro días consecutivos los que lleva Pueblo Llano trancado porque su gente, a pesar de producir alimentos agrícolas, papa zanahoria y hortalizas, “estamos prácticamente también aguantando hambre”, expresó con frustración el alcalde Freddis Rondón Santiago.

Se cuentan 20 heridos

Desde que la GNB ha intentado persuadir a los manifestantes y disolver la tranca en dos ocasiones el pasado viernes y sábado, se cuentan aproximadamente 20 heridos por disparos de perdigones, pedradas y afectados por las gases lacrimógenos.

Entre esos heridos está el párroco de la localidad, Fray Evelio Carvajal, quien el sábado, a través de un audio difundido, narró que “Pueblo Llano está lleno de militares hasta los dientes, está el pueblo enardecido y me llamaron a mi para que reconciliara, cuando yo llegué comencé a hablar para conciliar, pero no eso fue piedras y piedras, hay heridos, ¡esto es un desastre!”, comentó.

El alcalde informó que el pueblo ha sido reprimido en manera brutal ante el impedimento de sus habitantes para que ingrese la GNB a la localidad y aunque este sábado en horas de la noche, tras más de dos horas de enfrentamientos, se logró mediar para levantar la protesta bajo la condición de que la GNB no atacaría al pueblo, el incumplimiento por parte de la fuerza armada obligó a la gente a mantenerse firme en la tranca.

La entrada a Pueblo Llano, municipio de aproximadamente 19 mil habitantes, ha sido obstaculizada hasta con un bus y un Toyota propiedad de la alcaldía, vehículos que fueron incendiados y colocados a lo ancho de la vía para impedir el ingreso de la fuerza pública.

No hay retroceso en la postura de los habitantes de Pueblo Llano quienes también han denunciado que han sido atacados por Tupamaro y grupos de motorizados afectos al gobierno.

Sobre el particular, el alcalde Freddis Rondón confirmó que es cierto que grupos paramilitares han atacado al pueblo y los mismos son llevados de localidades vecinas como Santo Domingo (municipio Cardenal Quintero) y quizás, dijo, de la ciudad de Mérida.

Sin luz ni televisión

El sábado ha sido para los habitantes de Pueblo Llano el de mayor represión, no sólo por el ataque de la GNB y de grupos irregulares, sino porque desde ese día no hay señal de televisión por cable en toda la jurisdicción y un sector del pueblo está sin luz.

Freddis Rondón Santiago acotó que quizás la señal de televisión por cable fue tumbada para que “nosotros no tengamos noticias de lo que ocurre acá y en el país”.

Del servicio eléctrico el alcalde informó que este domingo seguía sin luz un sector del pueblo y a pesar de los llamados hechos a la empresa Corpoelec, el servicio no ha sido restituido desde hace ya casi 24 horas.

Este domingo reinaba una tensa calma en Pueblo Llano donde la GNB no atacó durante el día porque “se les acabaron las bombas lacrimógenas, aunque desde el sábado nos han lanzado piedras”, dijo el alcalde.

No quieren ser militarizados

Los habitantes de Pueblo Llano han manifestado que no levantarán la protesta hasta tanto se les resuelva el tema de la escasez de alimentos, medicinas, insumos, fertilizantes, entre otros artículos de primera necesidad.

Asimismo dijeron que no permitirán que la GNB entre al pueblo a reprimir, ni a militarizar la localidad, si es que se llega a un acuerdo para levantar la tranca.

El alcalde Freddis Rondón Santiago fue enfático al señalar que no ha promovido la protesta de los habitantes y aunque sectores del gobierno lo responsabilizan de generar violencia, dijo que la tranca “escapa de mis manos porque el pueblo cuando reclama, reclama, el pueblo aguantó y aguantó hasta que explotó”, justificó.

En Pueblo Llano, municipio productor del estado Mérida, se siembran aproximadamente mil 500 hectáreas de tierra con diferentes hortalizas, papa y zanahoria, productos agrícolas que desde el jueves no son distribuidos al centro del país ni a los estados vecinos.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba