Actualidad NacionalEspecial País

Rubén González, civil y sindicalista condenado por un tribunal militar

Durante 10 años de dirigencia, el secretario general del sindicato de la Ferrominera del Orinoco, Rubén González, ha sido víctima de amenazas, persecuciones y detenciones como producto de la defensa de los derechos laborales de los venezolanos.

El primer procedimiento judicial que enfrentó González fue en 2009 cuando fue privado de libertad por dirigir una huelga que exigía el cumplimiento de la convención colectiva. Luego de cinco años, de los cuales el dirigente sindical estuvo año y medio tras las rejas, se declaró no culpable de los delitos imputados y se le otorgó libertad plena.

El 12 de agosto de 2018 durante una asamblea en la entrada de la Ferrominera, un grupo de funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) intentó arrestar a González sin poseer orden judicial. Sin embargo, los trabajadores que se encontraban protestando lograron proteger al sindicalista e impidieron la detención.

Sin embargo, la madrugada del jueves 29 de noviembre de 2018, el secretario de SintraFerrominera fue aprendido en un punto de control de la GNB en Anaco, estado Anzoátegui, cuando regresaba de una marcha de trabajadores desarrollada en Caracas en la que le exigieron al gobernante Nicolás Maduro el respeto de las convenciones y tablas salariales.

El día siguiente a su detención, fue trasladado a los tribunales militares de Maturín, estado Monagas, donde le dictaron privativa de libertad y lo enviaron a la cárcel de La Pica.

Es importante destacar que tanto la Corte Interamericana de Derechos Humanos como la Corte Europea de Derechos Humanos y el Comité de Derechos Humanos de las Naciones Unidas establecen que ningún civil puede ser procesado por tribunales militares. 

Marcha en la que participó Rubén González justo antes de su detención en 2018 / Foto: @rastavafotografia

5 años y 9 meses

Luego de ocho meses tras las rejas en la cárcel La Pica, la tarde de este este martes 13 de agosto, el Tribunal Militar Décimoquinto de Control de Maturín, a cargo de Alexis Baloa, condenó a 5 años y 9 meses de cárcel a Rubén González.

Los delitos por los que se le condena son: ultraje al centinela y ultraje a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) bajo la sentencia en la cuarta audiencia de un juicio que comenzó el pasado 3 de julio.

Dos semanas después, el 16 de julio, se llevó a cabo la fase de promoción y evacuación de pruebas. En este sentido, el abogado de González y sindicalista, Miguel Ekar, aseguró que durante el proceso la Fiscalía Militar no presentó elementos de convicción que demostraran la culpabilidad del dirigente sindical.

Reacciones

El diputado a la Asamblea Nacional, Américo De Grazia, aseguró que la condena a Rubén González le «desgarra la máscara de´trabajador´ al usurpador mayor y le suma delitos de lesa humanidad y violador de derechos humanos».

Por su parte, Andrés Velasquez, miembro de la dirección nacional de La Causa R, calificó como «una de las más repugnantes decisiones de la tiranía».

Pablo Zambrano, secretario de Fetrasalud, también rechazó este miércoles la condena contra González.

«Rubén ha sido condenado por segunda vez. En la primera ocasión se ganó el juicio. Esto es un acto que va en contra de la Constitución y de la clase trabajadora. Ya enviamos una denuncia a organismos internacionales», aseguró.

Además, el dirigente sindical de la salud se cuestionó cómo un hombre de 60 años puede cometer los delitos que se le imputaron.

Fundado hace 23 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar