Judicial

Ferry se hunde en Puerto La Cruz por falta de mantenimiento

Por Kelly Granados e Ysamira Salazar

El hundimiento del ferry “Carmen Ernestina” situado en el muelle 1 de Puerto La Cruz, estado Anzoátegui, desató una polémica en las redes sociales. Usuarios aseguran que las condiciones de la embarcación se deben a la falta de mantenimiento.

La Organización Nacional de Salvamento y Seguridad Marítima de los espacios Acuáticos (Onsa) explicó en su página web que el Carmen Ernestina presenta pérdida de flotabilidad y se encuentra escorado.

Vía telefónica el vicecomodoro Luis Inciarte, secretario general de ONSA, informó a Analítica que la embarcación se encuentra atrapada a un costado del muelle del Terminal de Ferry porteño.

«Eso se debe a que el barco está fuera de servicio y ya el agua ha llegado a su nivel máximo, ya que el sistema de achique de la nave no está funcionando», dijo el vicecomodoro.

Además destacó que el buque no se encuentra atracado en aguas profundas. Por lo que existe una gran probabilidad de un rápido hundimiento en las próximas horas.

Autoridades al tanto

En cuanto a lo ocurrido, el funcionario indicó que ya ONSA notificó a las autoridades acuáticas del Instituto Nacional de los Espacios Acuáticos (INEA) para que activen un mecanismo que evite el naufragio total de la embarcación.

«Esperamos que contacten al armador (empresa responsable de la naves, en este caso, Conferry) para evitar algún accidente o daños ambientales», sostuvo.

De vieja data

En el año 2010 también se hundió el ferry Doña Juana, en la conocida Bahía de Pozuelos, en Puerto La Cruz, tras su hundimiento de han presentado varios accidentes en la zona.

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar