Deportes

Anriquelis Barrios vive con intensidad la cuarentena sin perder el norte de Tokio 2020

Como un gran “proceso de aprendizaje”, así catalogó la pausa deportiva obligada como consecuencia de la pandemia desatada por el coronavirus, la judoca venezolana Anriquelis Barrios.

La bolivarense quien se encuentra radicada en la ciudad de Tokio (Japón) desde hace más de un año, gracias a la beca excepcional que le fue otorgada como parte de los mecanismos de Solidaridad Olímpica, confesó que el inicio de la crisis sanitaria en suelo nipón le generó mucha incertidumbre.

“No sabíamos si iban o no a suspender los Juegos Olímpicos. Al final lo hicieron y creo que fue la mejor decisión. Ha sido un poco difícil adaptarse a esta realidad ya que todos los entrenamientos fueron suspendidos y además la planificación cambió radicalmente”.

Indicó la subcampeona panamericana de Lima 2019 en la categoría de -63 kilogramos.
Anriquelis Barrios es una de las judocas criollas que ha sumado grandes triunfos en los últimos años (Cortesía)

A pesar de que en este tiempo no ha hecho judo como tal, la atleta de 26 años asegura que sus entrenamientos han estado enfocados más que todo en su preparación física. “Después de todo creo que voy a salir de esta con una gran resistencia”, dijo entre risas la criolla en la conversación en exclusiva que sostuvo con Analítica.com

Aun cuando ha cumplido a cabalidad el confinamiento, la medallista de oro del Campeonato Panamericano de Córdoba (Argentina) en 2019, ha tenido el privilegio de poder realizar algunos ejercicios al aire libre. “Lo que más hago es correr e ir a la montaña a trotar y a respirar aire fresco”, dijo la criolla,  tras asegurar que esto solo fue posible luego del levantamiento de la alerta de emergencia en Japón.

Una de las cosas que anhela poder hacer Anriquelis Barrios, una vez todo esto pase, es p oder viajar a Venezuela para poder reunirse y compartir con sus familiares. El abrazar y compartir con sus padres, es una de las cosas que más le ha hecho falta en este periodo a la judoca.

“Es cierto que he tenido la posibilidad de ir a la montaña a ejercitarme y a respirar aire fresco, pero hay quienes han tenido el privilegio de compartir todo este confinamiento con sus seres queridos. El estar con su familia no tiene precio. Me gustaría poder estar con ellos al menos dos semanas. Eso es una de las cosas que más me ha pegado en este tiempo, no poder estar con ellos”, dijo.

Metas claras

El conquistar el cupo olímpico que la lleve a disputar la justa de Tokio 2020, sigue siendo la meta primordial de Anriquelis Barrios. Aunque la misma deberá esperar un poco más para poder materializarla, ella continúa trabajando día a día para mantenerse en forma y así una vez se retomen las competiciones, poder ir a la caza de ese boleto.

Barrios seguirá luchando con todo para que una vez se reactiven las competiciones, pueda lograr el cupo que la lleve a decir presente en la justa de Tokio 2020 (Cortesía)

“Todos los días trato de pensar en positivo y en mantenerme enfocada en esa meta que tengo. La parte mental es clave en el ámbito deportivo y por eso siempre busco de mantener pensamientos positivos”, manifestó.

Para la ganadora de la medalla de plata del Gran Prix de Taskent 2019 (Uzbekistán), este periodo le ha dejado grandes aprendizajes, uno de ellos el vivir intensamente y a plenitud cada día. Asegura que si aplazaron para el 2021 la justa olímpica prevista para este año, fue por algo.

“Ahora lo que toca es replantearse el cómo se logrará el cupo olímpico. Toca aprovechar también todo este tiempo en función de poder conquistar ese boleto en la mejor forma física y mental posible”.

Aseveró la criolla.

Una vez que se vaya retomando la “nueva normalidad”, tras la crisis sanitaria generada por el covid-19, se reorganicen los calendarios y vuelvan las competiciones, Barrios no dudó en asegurar estará lista para luchar con todo para adjudicarse el cupo que la catapulte a la máxima cita de deporte mundial.

Apoyo tardío

El mes de febrero fue crucial, dado que fue cuando se presentaron los primeros casos del coronavirus en Japón, desde entonces Barrios indicó que sabría que la situación empeoraría, pero no a las magnitudes que se conocen hoy en día.

Asegura que pensó que al conocerse los primeros contagios, las autoridades deportivas venezolanas se avocarían a un acompañamiento o a ofrecer una apoyo a todos aquellos atletas que se encuentran fuera del país, pero no fue hasta después de conocerse el lamentable fallecimiento por covid-19 de la atleta de badminton Michelle Martínez en Medellín (Colombia).

Creo que tardaron demasiado. Luego de ese suceso fue como que empezaron a prestarnos más atención. Empezamos a recibir un apoyo económico y psicológico. Antes de eso nadie estaba pendiente de nosotras”.

Manifestó la venezolana quien cursa estudios en la Universidad de Tokai.
Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar