Deportes

Exentrenador de equipo olímpico de gimnasia se suicida tras ser imputado

Un jueves trágico fue el que se vivió en Michigan,  luego de que se diera a conocer el suicidio del extrenador del equipo femenino olímpico de gimnasia de los Estados Unidos John Geddert, quien de acuerdo a las autoridades se quitó la vida tras haber sido imputado con 24 cargos, entre los que incluían agresión sexual y tráfico de personas, todos ellos relacionados con su trabajo con los atletas.

«Se ha notificado a mi oficina que el cuerpo de John Geddert fue encontrado esta tarde después de acabar con su propia vida. Este es un final a una historia trágica para todo el mundo involucrado«, manifestó a través de un comunicado la fiscal general del estado de Michigan, Dana Nessel.

Una vez conocidos los cargos, Geddert debía comparecer ante un tribunal el jueves, al ser acusado de manera formal por Nessel, de al menos haber cometido una agresión sexual y de innumerables incidentes de abusos físicos contra una gran cantidad de deportistas.

Se especula que el exentrenador al verse acorralado por la sentencia y por la cual tendría que pagar gran cantidad de años en la cárcel decidió quitarse la vida. En concreto, Geddert debía afrontar 20 cargos por tráfico de personas, en lo que al menos seis de ellos tenía que ver con menores de edad; dos más por conducta sexual penal en primer y segundo grado; además de otro cargo por mentir a los investigadores.

Nessel precisó en el comunicado que las alegaciones se centraban en diversos actos de abusos verbales, físicos y sexuales perpetrados por el acusado contra muchas mujeres jóvenes.

Acusaciones graves

John Geddert era un expropietario de un gimnasio situado en la zona de Lansing, la capital de Michigan, el cual fue señalado de haber sometido a gran cantidad de atletas a trabajos forzosos en condiciones extremas lo que a la postre les generó una serie de lesiones.

Cuando las gimnastas se quejaron de esta situación, el entrenador desestimó el hecho y más bien desató una serie de amenazas contra ellas y empleó la fuerza física para que estas terminaran actuando de acuerdo a su conveniencia.

La fiscal aseguró también en su comunicado, que Geddert utilizaba la reputación que había forjado como entrenador del equipo olímpico de gimnasia prometiendo a los padres de las atletas que haría de sus hijas unas deportistas de primera fila, y una vez logrado este objetivo ellas podrían optar por becas en las universidades, para luego someterlas a «un ambiente de abusos continuados, en el que hizo caso omiso del consejo de médicos, excepto de los proporcionados por Larry Nassar«.

Las investigaciones contra el exentrenador comenzaron en 2018, a raíz del caso de Nassar, un doctor deportivo que abusó sexualmente de centenares de niñas y adolescentes y que tras declararlo culpable fue sentenciado  300 años de prisión.

Geddert entrenó al equipo de EE.UU. que ganó la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de 2012, en Londres. 

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba