DeportesDestacado

     Los controles antidopajes en el beisbol venezolano suenan a burla

¨Uno no, hay varios¨, dijo Oscar Prieto Párraga, el presidente de la Liga Venezolana de Beisbol Profesional, cuando se le preguntó sobre un presunto resultado positivo en un control antidopaje efectuado a un pelotero que participa en la presente temporada peloteril.

Cuando se le preguntó el nombre o los nombres de los dopados y las sustancias que habrían utilizado, Prieto Párraga, con énfasis expresó que no podía dar ninguna información al respecto.

Varios jugadores venezolanos han resultado positivos en exámenes antidopajes hechos en Estados Unidos, donde le han sancionado con multas y suspensiones.

En Venezuela hay una situación que podría considerarse, por lo menos, extraña.

Humberto Angrisano Silva encabeza una comisión contra el uso de sustancias prohibidas en el beisbol venezolano.

Angrisano Silva es abogado y ejerció como juez civil en los tribunales de la República. También ha sido delegado de las Águilas del Zulia desde  que Luis Rodolfo Machado se encargó del equipo, después del fallecimiento de su hermano Ruperto Machado.

Al conversar con Angrisano Silva, vía telefónica, mantuvo una posición similar a la expresada por Oscar Prieto Párraga.

¨Para dar los nombres de los que hayan dado positivo es necesario elevar un informe a la directiva de la liga, este organismo debe citar a los peloteros e informarles de la situación y posteriormente actuar en el caso que el jugador acepte la situación,  aunque también podría solicitar que se haga un estudio a la segunda muestra de orina que se les toma y en el caso de repetirse el resultado es cuando la liga puede sancionar¨, explicó.

Eso, de acuerdo al directivo de la LVBP puede llevar cierto tiempo, e incluso que termine la temporada y hasta que el pelotero se retire.

–¿Esa sanción que le impondrían en Venezuela se extendería a otras ligas del extranjero en la cual el pelotero participa?

— No.  Esa sanción sólo sería válida en Venezuela.

— Hay un caso—agregó—el de Alex Cabrera, quien fue suspendido de por vida en la liga mexicana, pero está jugando aquí en Venezuela.

Desde hace mucho tiempo se comenta que en el país que existe problemas con el uso de sustancias positivas, pero las medidas tomadas hasta ahora no han producido ningún correctivo y por ejemplo, el receptor Francisco Cervelli, quien militaba con los Yanquis de Nueva York dio positivo en un examen antidopaje y fue sancionado con una suspensión de 50 juegos, al igual que Jesús Montero, quien en aquel momento estaba en el equipo triple ¨A¨ de los Marineros de Seattle.

También llama la atención que el lanzador Freddy García dio positivo en marihuana durante el Clásico Mundial de 2006, según publicó un diario capitalino. Este pelotero nunca recibió sanción alguna aunque respondió a aquel señalamiento hecho por el colega Carlos Valmore Rodríguez, en aquel momento redactor de Líder, que no debía meterse en su vida privada. El colega Rodríguez señaló que le parecía que un atleta, cuando viste el uniforme de un equipo o selección nacional deja de ser un ente privado y pasa a ser un representante de Venezuela y en consecuencia debe comportarse con respeto al uniforme que viste y al pueblo que representa.

También, de muy vieja data, se sabe del consumo de anfetaminas por parte de algunos peloteros, que solían llamar a la píldora que consumían la ¨green¨ (la verde) por el color del medicamento y que nunca nadie ha salido positivo.

Hay que hacer varios señalamiento y retroceder en la historia de los exámenes antidoping a los Juegos Panamericanos de 1983, cuando en la Universidad Central de Venezuela se ubicó un laboratorio de avanzada tecnología que descubrió el uso de anabolizantes de parte de varios deportistas cubanos, entre ellos el levantador de pesas Daniel Núñez y que hizo que un grupo de atletas estadounidenses que venían de participar en un Mundial de Atletismo no se quedaran en Venezuela para intervenir en el torneo de pista y campo. Aquel famoso laboratorio se dejó perder y con él pareciera que se perdió la intención de tener un deporte limpio de sustancia dopantes.

De acuerdo al colega periodista Ignacio Serrano, del diario El Nacional,  el primer pelotero que dio positivo fue Andrés Espinoza.

¨Y en 1992, ya con los Navegantes del Magallanes, se convirtió en el primer caso documentado de dopaje positivo en la historia del beisbol venezolano.

¨Espinoza fue el precursor en una lista de casi 100 peloteros criollos que han sido descubiertos en el doping, en distintos circuitos y lugares del planeta. Fue también la única víctima, si cabe el término, de la incipiente política contra el uso de sustancias prohibidas en el deporte profesional, hace 22 años¨, escribió Serrano que también señaló lo siguiente:

¨La lucha contra el dopaje en el beisbol profesional ha estado signada por episodios como ese. En otras tres oportunidades se ha intentado poner en práctica, después del episodio de 1992, y en cada una de ellas se ha estrellado contra la resistencia de un sistema en parte cómplice y en parte ajeno a la importancia del combate de este mal.

 

 

La fiesta desatada por la Triple Corona de Alex Cabrera en la pasada temporada y el récord de jonrones que, a los 42 años de edad, le arrebató al mítico Baudilio Díaz, terminó abruptamente con el caso positivo del ¨Samurái¨ en México, en abril¨

¿Qué hace falta para que las autoridades, públicas (Ministerio del Deporte) y privadas (ligas profesionales) tomen los correctivos necesarios?

 

 

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar