Economía

Estatizar la economía

Castro no abrió una vía nueva. Se copió del sistema económico establecido en la U.R.S.S. El Estado asumió la actividad económica. Estado productor, estado comerciante, estado financista, estado agrícultor, estado educador y estado enfermero. El Estado iba a hacer lo que los empresarios privados no habían podido realizar: producir mas y distribuir mejor. Una maravilla. La Constitución le quitó todo su espacio a la Sociedad Civil.Los empresarios se quedaron esperando, cual ilusos, el programa económico.

Fue así como la economía cubana se fue “de cabeza al hasta el fondo”. La emoción revolucionaria cometió grandes disparates. Hizo, por ejemplo, colocar a un simple empleado de un central azucarero comoel nuevo gerente. Por supuesto que la producción se vino al suelo. No importa. A eso se le llamaba hacer “justicia social”. La historia de esa economía estatizada es bien conocida: a nivel interno la miseria que encuentran lo turistas que visitan la Isla y a nivel externo el país ha perdido el crédito porque no paga los préstamos. La Unión Soviética, mientras existió, subsidió durante años la economía en quiebra de Cuba comprometiendo la Isla hasta su soberanía. Cuba era el país satélite americano. Ahora que se acabó la URSS y también el subsidio, Castro corre, a pesar de su edad, detrás de los capitalistas europeos para que le construyan hoteles y poder tener divisas de los turistas. El tan odiado dólar corre por la Habana como pan caliente. Comunismo salvaje abrazado con Capitalismo Salvaje para hacer juntos “buenos negocios” sobre las espaldas de obreros sin libertad y sin derecho a la huelga. Y esto después de hablar pestes contra el capitalismo durante 40 años. Estatismo económico: un camino para no seguir.

Gracias Fidel en nombre de Venezuela.

Fundado hace 28 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba