Economía

Guaidó asumió control de Monómeros, petroquímica filial de Pequiven en Colombia

El presidente de la Asamblea Nacional (AN), Juan Guaidó, en uso de sus atribuciones de mandatario encargado y como un paso más hacia el control de activos venezolanos, asumió el control de Monómeros Colombo-Venezolanos, filial de Pequiven en Colombia, una petroquímica que se encuentra entre las 200 empresas más grandes del país vecino.

Jon Mirena Bilbao Baroja fue designado como presidente de la organización. Bilbao Baroja es un profesional con experiencia en el sector petrolero que comenzó su carrera en 1973 y, como ingeniero especializado, ocupó altos cargos en Pequiven.

En declaraciones recogidas por medios colombianos, el nuevo presidente de Monómeros dijo que la prioridad es conseguir que se levanten las sanciones estadounidenses que, por vía indirecta, afectan a la compañía, en función de reactivar de manera inmediata la producción de fertilizantes y nutrientes para cultivos y animales de cría.

A Bilbao Baroja lo acompañan en la Junta Directiva Carmen Elisa Hernández de Castro, José Alberto De Antonio Cabre, José Ignacio Álvarez González y el colombiano Yadid Jalaff Reyes. Como suplentes fueron nombrados Tom Delfino, Freddy Goerke, Jorge Yánez, Mireya Ripanti, Ceimi Dayana Martínes Budez.

La directiva fue juramentada en un acto encabezado por el representante de Guaidó en Colombia, Humberto Calderón Berti, quien reiteró a través de un comunicado que esta es la segunda empresa recuperada por el presidente interino después de Citgo, lo que servirá para “ayudar en el proceso de reconstrucción en Venezuela, que permitirá convertir nuevamente al país en una potencia energética y de producción que brinde bienestar y progreso a toda la ciudadanía”.

En la declaración señalan que este activo, junto a Citgo, “estarán lejos del saqueo y la inoperancia a la cual estuvieron sometidas por el régimen dictatorial de Nicolás Maduro”.

La firma tiene capacidad para suministrar 48% de los fertilizantes al sector agrícola y cubre 70% de la demanda que requiere el sector de los cultivadores de café, papa y palmas.

Monómeros también tendrá que reestructurar su portafolio de productos y ajustar su producción, ya que ahora solo dependerá de sus dos plantas colombianas, el Complejo Petroquímico Libertador Simón Bolívar en la región de Magdalena, y el Complejo Antonio Nariño, con una capacidad de 40.000 toneladas/año y que se ubica en Buenaventura.

Parte de la producción que esta organización exporta a más de 50 países se produce en plantas venezolanas, cuyo control permanece en manos de la administración de Nicolás Maduro.

Monómeros ocupa el puesto N° 128 entre las empresas más grandes de Colombia, debido a que cerró el año 2018 con ingresos operacionales de aproximadamente 295 millones de dólares y su filial Ecofértil concluyó el pasado ejercicio fiscal con ingresos operacionales de unos 62 millones de dólares. Al sumar ambos ingresos, el grupo se ubicó en el lugar 103 entre las corporaciones más relevantes del país vecino.

El control de Monómeros fue uno de los puntos medulares que trabajó el equipo de Juan Guaidó en Colombia. Se tiene previsto que los ingresos de la organización vayan a un fideicomiso con propósito específico.

Fundado hace 23 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar