Economía

Negocios tardíos de Pdvsa

El ministro de Energía y Petróleo, Rafael Ramírez, y la ministra de Energía y Asuntos Energéticos de Trinidad y Tobago, Carolyn Seepersad-Bachan, firmaron un acuerdo entre ambas naciones de exploración gasífera, cooperación conjunta de producción y refinación, en los yacimientos de hidrocarburos que están debajo de las fronteras de Venezuela y Trinidad-Tobago.

El convenio abarca el bloque 2, que comprende los yacimientos Loran-Manatee, con una reserva probada de 10 (TCF) trillones de pies cúbicos de gas. Los equipos técnicos de ambos países determinaron que el reservorio, estimado en 7,3 TCF será explotado por Venezuela, y los 2,7 TCF restantes por Trinidad y Tobago.

En ese sentido, el ministro Ramírez destacó: «los yacimientos en el subsuelo que pasan de un lado a otro en la frontera son muy complejos. Este es el primer pacto que se hace y nos permitirá explotar esos recursos en el marco de la cooperación».

El titular de la cartera de Energía dio a conocer la existencia de tres yacimientos. El primero en explorar será el Loran-Manatee. Además, explicó que se conformará un grupo especial, distinto al de la unificación de yacimientos, encargado de la cooperación en materia ambiental, seguridad, cooperación mutua, apoyo logístico, y mantenimiento regido bajo una agenda a nivel ministerial.

Ramírez expresó que «se perfora de ambos lados, se hace una simulación de cuál es la estructura en el subsuelo, y en relación al volumen que hay en el subsuelo, entonces se determina cuánto le corresponde a cada país y cómo lo vamos a explotar. Esa es la naturaleza del acuerdo», explicó el funcionario.

UNIFICACIÓN Y DESARROLLO
El ministro Rafael Ramírez señaló que Venezuela tendrá todo el gas necesario para el desarrollo interno, el consumo eléctrico, el gas para las ciudades, para uso vehicular y la petroquímica.

Pdvsa está desarrollando aceleradamente el Complejo Gran Mariscal Sucre, y con un acuerdo como éste (a través de la unificación de yacimientos) busca aprovechar la plataforma de gas en Venezuela.

Aunque Trinidad-Tobago tiene menos reservas gasíferas que Venezuela, ha sobrepasado a Pdvsa en la actividad, y dispone de tres trenes de licuefacción de gas, y si Venezuela no concluye su proyecto Cigma, ni ha instalado las tuberías para transportar el gas en el país, las plantas trinitarias le resolverán el problema.

Los negocios de Pdvsa también se siguen expandiendo con otros socios de la región. Un evento importante que no tuvo mayores explicaciones por parte de las autoridades ecuatorianas, fue que Petróleos de Venezuela inició el miércoles la venta 2,8 millones de barriles de crudo Oriente (semiliviano), extraído de los campos de la petrolera pública Petroecuador.

Pdvsa anunció a las empresas interesadas en adquirir estos crudos (muy estimados en las refinerías estadounidenses) que deben presentar sus propuestas hasta el 18 de este mes.

El crudo ecuatoriano ofertado por Pdvsa, de acuerdo con la propuesta, estará distribuido en ocho cargamentos de 360.000 barriles cada uno; el volumen tendrá un margen de diferencia de +-10%.

Aunque la vendedora del petróleo ecuatoriano es la petrolera venezolana Pdvsa, los barcos compradores deberán cargar el hidrocarburo en el puerto de Balao, en Esmeraldas, en donde embarca Petroecuador sus productos.

Frente a esa transacción, el subgerente de Comercio Internacional, Nilsen Arias, solicitó que cualquier pedido de información oficial se realice a través del departamento de Comunicación Social, pues su responsabilidad es proporcionar datos sólo a sus clientes.

CRECE EL NEGOCIO
De acuerdo con la oferta difundida por Pdvsa, los potenciales compradores podrán embarcar el crudo entre septiembre y diciembre próximos. El primer cargamento saldrá entre el 2 y 4 de septiembre y el segundo entre el 3 y el 5 de ese mes.

El calendario para los embarques de octubre a diciembre deberá ser confirmado con Pdvsa 20 días antes de la siguiente carga. Pdvsa advirtió a los clientes, que los buques compradores que no estén en las fechas determinadas pagarán una multa, que será de 1.200 dólares por hora o fracción si el buque arriba después del día programado.

Ecuador mantiene con Venezuela desde el 2007 un intercambio de crudo (Oriente y Napo) por derivados. El compromiso adquirido implica que Pdvsa entregará a Ecuador diesel y gasolina.

Pdvsa hace un buen negocio. El acuerdo original consistía en refinar en Venezuela los crudos ecuatorianos y entregarle diesel y gasolinas.

Las autoridades ecuatorianas habían manifestado que ese swap con Pdvsa les daba un beneficio de 250 millones de dólares anuales. Sin embargo, para Pdvsa no era atractivo, porque tenía que llevarlo a refinar a Curazao y regresarlo a Ecuador, pasando por el canal de Panamá que ocasionaba gastos y era un problema en la refinería Isla, que tenía muchas dificultades y ha pasado muchas temporadas con fallas eléctricas y otros conflictos. Esta es una buena rectificación comercial.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba