Economía

Viajes familiares de directivos de Pdvsa costaron a la nación $ 418.801

Elías Jaua, sus familiares y su niñera son los más recientes usuarios de los aviones del Estado para fines personales, pero no son los únicos. Un informe del Departamento de Aviación de Citgo, el cual es elaborado de manera periódica para control interno, detalla número de vuelo, frecuencia, destinos, costo del vuelo y nombres de los pasajeros que hacen uso de aeronaves oficiales dentro y fuera de Venezuela.

El Nacional tuvo acceso al documento correspondiente a 2008 y 2009, del cual resaltan varios elementos: primero, que las aeronaves de Pdvsa han sido usadas por presidentes de otros países para su propio beneficio; segundo, que los familiares directos de ministros y directivos de Pdvsa y de Citgo han viajado a destinos exóticos en aviones del Estado; tercero, que un directivo de Citgo usó aviones del Estado para traslado permanente entre sus dos residencias en Estados Unidos; y cuarto, que solo en 2009 todos esos viajes le costaron al país más de medio millón de dólares.

Ayuda para Centroamérica. En julio de 2009 el gobierno de Hugo Chávez se solidarizó con José Manuel Zelaya, destituido de la Presidencia de Honduras por decisión de los poderes de su país.

El respaldo fue más allá de las palabras: se activó la “Operación Alba”. Entre el 4 y el 14 de julio de 2009 Zelaya tuvo a disposición un Falcon 2000, matrícula YV1496, propiedad del Estado venezolano, tripulado por trabajadores de Citgo y alimentado con combustible de Pdvsa, en el que realizó 12 traslados como parte de su gira para obtener solidaridad regional para su restitución. El líder destituido visitó Managua, Washington, San José, Santo Domingo, Nueva Orleans y Ciudad de Guatemala, según itinerario reportado por Citgo.

En estos vuelos, Zelaya estuvo acompañado de su canciller Patricia Rodas, su ministro de la presidencia Enrique Flores y altos funcionarios del gobierno venezolano: Nicolas Maduro (canciller para la época); Gustavo Vizcaíno, asistente del canciller; Temir Porras, vicecanciller para Asia y Oceanía; Maximilien Arvelaiz, director general de relaciones presidenciales y Francisco Arias Cárdenas, vicecanciller para América Latina y el Caribe.

Los aviones del Estado siguieron al servicio de los intereses de Zelaya y los días 18 y 19 de julio su ministro Enrique Flores voló cuatro veces entre Managua y San José. El 30 de agosto de ese año, José Manuel Zelaya volvió a requerir un avión de Pdvsa para viajar desde Managua a Washington. De acuerdo con el informe del Departamento de Aviación de Citgo, Venezuela habría gastado 134.421 dólares en los vuelos de la causa zelayista.

Un dato: en marzo de 1993 el fiscal general, Ramón Escovar Salom, solicitó un antejuicio de mérito contra el presidente Carlos Andrés Pérez por el delito de peculado doloso y malversación de 17 millones de dólares de la partida secreta, que habían sido destinados a apoyar a la presidente de Nicaragua, Violeta Chamorro.

Viajero frecuente. Para 2009, el actual canciller Rafael Ramírez, detentaba los cargos de ministro de Energía y Petróleo, y presidente de Pdvsa. Su agenda de viajes de negocios al exterior, en aquel entonces como ahora, era apretada, sobre todo porque el año anterior había cerrado con el precio del barril rondando los 32 dólares. Sin embargo, entre el 3 y el 10 de enero de 2009 el ministro tomó un descanso.

El registro de vuelos de Citgo señala que el sábado 3 de enero un Falcon 2000 partió vacío de Houston, Texas (donde está ubicada la refinería de Citgo) y aterrizó en Maiquetía. Al día siguiente, el mismo avión salió del terminal rumbo a Houston, Texas con tres pasajeros: Rafael Ramírez, Beatrice Sansó de Ramírez y Ernesto Ramírez Sansó. El mismo 4 de enero, la familia Ramírez voló a la ciudad de Eagle, Colorado, conocida por sus hermosas y nevadas montañas, ideales para la práctica de deportes de nieve. El Falcon 2000 regresó vacío a su base.

Posteriormente, el 10 de enero otro avión del mismo tipo salió sin pasajeros desde Houston para dirigirse a Eagle, donde recogió a la familia Ramirez y los devolvió a Houston, solamente para que hicieran aduana, pues su destino final fue Maiquetía, a donde llegaron en horas de la noche. La ruta completa superó las 10.000 millas de distancia por un costo de 94.961 dólares.

Rutas paradisíacas. La data también revela el aterrizaje de los aviones del Estado en aeropuertos de lugares exóticos como Honolulú, Sidney y Doha, entre otros. Es el caso del vuelo fletado el 20 de abril de 2009 por el presidente de Citgo Alejandro Granado y su esposa Rosana Delgado de Granado desde Fort Lauderdale en Florida, donde tenían una residencia, hasta la capital de Texas, asiento de la oficina de Granado.

Cuatro días más tarde la pareja abordó otro F2000 y cubrieron una ruta de 3.586 millas entre la capital texana y Honolulú, Hawai. El 25 de abril los esposos Granado volvieron a subir al avión del Estado venezolano, esta vez para viajar a Sydney, Australia, donde permanecieron durante cuatro días. El 29 de abril partieron rumbo a la segunda ciudad más importante de Australia, Melbourne, y se quedaron hasta el 2 de mayo, cuando emprendieron el largo viaje de regreso a Fort Lauderdale, con las mismas paradas incluidas.

El periplo de más de 18.000 millas, cubierto en un avión de Citgo, con tripulación y combustible de esta empresa, tuvo un costo de 192.090 dólares americanos.

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar