El Editorial

¿Aplicar el 350 de la Constitución?

Artículo 350. El pueblo de Venezuela, fiel a su tradición republicana, a su lucha por la independencia, la paz y la libertad, desconocerá cualquier régimen, legislación o autoridad que contraríe los valores, principios y garantías democráticos o menoscabe los derechos humanos.

Es evidente que este artículo de la Constitución Bolivariana de Venezuela tenía el propósito, a posteriori, de justificar el fallido golpe del 4 de diciembre. Hay que recordar que los golpistas de entonces hacían referencias continuas a las violaciones de los derechos humanos, en particular las ocurridas en el llamado “caracazo”.

Los actuales llamados que han hecho, reiteradamente, algunas personalidades de la oposición de que se aplique el 350 de la Constitución parecieran no tomar en cuenta la actual correlación de fuerzas, política y de facto. La polarización existe y el proceso de desencanto con el régimen es paulatino. En esas condiciones, es poco probable poder contar con el apoyo suficiente para que las acciones de desobediencia civil tengan el efecto que se pretende. Entonces ¿Cómo puede hacerse efectivo ese texto constitucional? No creemos que una solución de fuerza sea la respuesta.

La única vía para afirmar un sistema democrático en Venezuela es continuar trabajando para convencer a la inmensa mayoría de los venezolanos de que es necesario detener este camino hacia el abismo. Por ahora la batalla se librará en noviembre en las elecciones de gobernadores y alcaldes, y el esfuerzo central hay que orientarlo a obtener una victoria parcial lo más amplia posible. Si se sigue este camino, de acumulación de fuerzas, de construcción de una sólida mayoría se obtendrá el éxito.

Tenemos que tener perseverancia en la acción política democrática y no dejarnos tentar por soluciones aleatorias y milagrosas, que pueden tener como consecuencia central atornillar al totalitarismo.

El camino hacia una sociedad más tolerante y democrática puede ser lento pero si se transita bien, será exitoso y tendrá permanencia. La desesperación es una mala consejera. Lo que se requiere es constancia, coherencia y corazón para, paso a paso, luchar por el restablecimiento de la plena vigencia de la Constitución y para convencer al país de la necesidad de un verdadero cambio que incluya a todos los venezolanos.

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba