El Editorial

Cuál es la función de un Embajador

Primero que todo queremos recordarle al actual Presidente de la Asamblea que existe un tratado vinculante para Venezuela que es la Convención de Viena de 1961 sobre Relaciones Diplomáticas, en la que de manera expresa se señala en el art 3 cual es la función de un Embajador: «Enterarse por todos los medios lícitos de las condiciones y de la evolución de los acontecimientos en el Estado receptor e informar sobre ello al gobierno del Estado acreditante»

Por lo tanto un embajador no solo representa a su Estado y mantiene relaciones diplomáticas con el Estado receptor sino que una de sus funciones principales es la de informar a su gobierno sobre la realidad política, económica y social del estado en el que esta acreditado y eso solo puede hacerlo conversando con los principales actores de dicho país.

Pero si esto no fuera suficiente es bueno que el Presidente de la Asamblea Nacional se lea las atribuciones que el MINPOPOREX en 2007  le señala a su Embajador en Colombia, en la que en su aparte 12 instruye: «identificar los movimientos de solidaridad con los pueblos en Estado receptor y canalizar su interacción con los de Venezuela, en coordinación con el despacho del Viceministro respectivo»

Entonces, lo que es bueno para el pavo no lo es para la pava, o los embajadores del régimen si pueden reunirse con grupos políticos y sociales afines, mientras que los diplomáticos acreditados ante el gobierno revolucionario deben mantenerse aislados de la realidad.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

3 comentarios

  1. Siempre habíamos creído que el Jefe del Estado era quien poseía la potestad de dirigir la política exterior de nuestro país a través de la Cancillería, pero puede que como vivimos en esta especie de »revolución permanente», terminemos por descubrir que tenemos no uno, sino dos presidentes. Uno civil y otro militar. El civil, como que de »adorno» ; y el militar, quien maneja el »brazo armado de la revolución» y mueve los hilos de poder. Y tanto es así, que ayer en un desfile militar, un general llenó la formalidad de dirigirse al presidente civil para dirigirse al presidente militar y hablar con el. Y ahora este segundo presidente, le dice a un embajador extranjero lo que tiene que hacer, bajo un lenguaje poco diplomático y si, amenazante, al mejor estilo del »gorila caribeño».

    Aquí lo normal es que los representantes de las FARC – ELNC y de otros grupos subversivos y terroristas, no solo reciben trato especial y apoyo logístico, sino que gozan de privilegios especiales con acceso directo al palacio de Miraflores, con todo y que no dejan de atacar y extorsionar a los ciudadanos de ambos lados de nuestras fronteras ; pero, seguramente, el presidente de Colombia le pedirá mas »prudencia» a su embajador mientras aquellos no han cesado de secuestrar y producir atentados en su propio país. Pero bueno, todo sea por que llegue Diciembre y se firme un papel que selle la »Paz» y hasta las guestes del señor Petro – por invitación del presidente colombiano -, formen parte de su nuevo gabinete. La soga se cierra alrededor del cuello de Colombia.

    Como bien señala el EDITORIAL de hoy, en esta hacienda de la dictadura militar llamada Venezuela no se aceptan discrepancias, sino obediencia ciega y unilateral y ya hasta la referencia del »pavo – pava» no hay ni que nombrarla, pues no es algo que a los rojos les interese. No obstante, la procesión va por dentro y la implosión interna del chavismo esta anunciando la »rebelión de las masas». La crisis económica es profunda e irreversible y sus efectos desbastadores sobre todos por igual amenaza la supervivencia física de oficialistas y opositores. El fracaso absoluto del »Socialismo del Sg., XXI», exige un pronto relevo en la conducción del país, aunque el sucedáneo del problema puede que sea peor a lo visto quince años atrás. Tan grave es la situación.

    Ni siquiera el presidente Obama y sus aliados occidentales parecieran entender el problema en profundidad, pese a gestos de solidaridad para con nuestro país ; quizás, los problemas de Ucrania, Rusia y una China imperial que se adueña de África y Latino América, mas el avance de los Indignados y el »síndrome» de Podemos en España ,estén señalando no solo la decadencia de Occidente sino también la llegada de unos tiempos muy negros para las democracias representativas, ante el avance imparable de los populismos de la izquierda socialista y el renacer de los fascismos de la derecha conservadora, frente a la mirada cuasi-complaciente de las grandes corporaciones multinacionales, que parecieran tampoco no comprender el problema y jugar al desenlace que mas les convenga. Se ventean tiempos de guerra y tal vez, de oportunidades para los grandes negocios a nivel global ; lo cierto es que un Nuevo Orden se esta pariendo y algo nuevo y diferente emergerá, Dios no quiera, sobre las cenizas de la humanidad.

  2. Siempre habíamos creído que el Jefe del Estado era quien poseía la potestad de dirigir la política exterior de nuestro país a través de la Cancillería, pero puede que como vivimos en esta especie de »revolución permanente», terminemos por descubrir que tenemos no uno, sino dos presidentes. Uno civil y otro militar. El civil, como que de »adorno» ; y el militar, quien maneja el »brazo armado de la revolución» y mueve los hilos de poder. Y tanto es así, que ayer en un desfile militar, un general llenó la formalidad de dirigirse al presidente civil para dirigirse al presidente militar y hablar con el. Y ahora este segundo presidente, le dice a un embajador extranjero lo que tiene que hacer, bajo un lenguaje poco diplomático y si, amenazante, al mejor estilo del »gorila caribeño».

    Aquí lo normal es que los representantes de las FARC – ELNC y de otros grupos subversivos y terroristas, no solo reciben trato especial y apoyo logístico, sino que gozan de privilegios especiales con acceso directo al palacio de Miraflores, con todo y que no dejan de atacar y extorsionar a los ciudadanos de ambos lados de nuestras fronteras ; pero, seguramente, el presidente de Colombia le pedirá mas »prudencia» a su embajador mientras aquellos no han cesado de secuestrar y producir atentados en su propio país. Pero bueno, todo sea por que llegue Diciembre y se firme un papel que selle la »Paz» y hasta las guestes del señor Petro – por invitación del presidente colombiano -, formen parte de su nuevo gabinete. La soga se cierra alrededor del cuello de Colombia.

    Como bien señala el EDITORIAL de hoy, en esta hacienda de la dictadura militar llamada Venezuela no se aceptan discrepancias, sino obediencia ciega y unilateral y ya hasta la referencia del »pavo – pava» no hay ni que nombrarla, pues no es algo que a los rojos les interese. No obstante, la procesión va por dentro y la implosión interna del chavismo esta anunciando la »rebelión de las masas». La crisis económica es profunda e irreversible y sus efectos desbastadores sobre todos por igual amenaza la supervivencia física de oficialistas y opositores. El fracaso absoluto del »Socialismo del Sg., XXI», exige un pronto relevo en la conducción del país, aunque el sucedáneo del problema puede que sea peor a lo visto quince años atrás. Tan grave es la situación.

    Ni siquiera el presidente Obama y sus aliados occidentales parecieran entender el problema en profundidad, pese a gestos de solidaridad para con nuestro país ; quizás, los problemas de Ucrania, Rusia y una China imperial que se adueña de África y Latino América, mas el avance de los Indignados y el »síndrome» de Podemos en España ,estén señalando no solo la decadencia de Occidente sino también la llegada de unos tiempos muy negros para las democracias representativas, ante el avance imparable de los populismos de la izquierda socialista y el renacer de los fascismos de la derecha conservadora, frente a la mirada cuasi-complaciente de las grandes corporaciones multinacionales, que parecieran tampoco no comprender el problema y jugar al desenlace que mas les convenga. Se ventean tiempos de guerra y tal vez, de oportunidades para los grandes negocios a nivel global ; lo cierto es que un Nuevo Orden se esta pariendo y algo nuevo y diferente emergerá, Dios no quiera, sobre las cenizas de la humanidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba