El Editorial

La cerveza, los barrios y los burdeles

Afirmó el presidente que por vender cerveza en los barrios el dueño (en realidad uno de los dueños) del grupo Polar piensa que Venezuela es un burdel. Afirmación insultante e innecesaria, porque ni Chávez ni ninguna persona en su sano juicio, sea pobre o sea rica, considera a su patria tal cosa, mucho menos quienes, como los dueños de Polar y de muchas otras empresas, siguen viviendo en el país.

Vender cerveza en los barrios es comercio legal, y aquello que sea ilegal –como la venta a locales no autorizados- es asunto que deben arreglar las autoridades correspondientes que otorgan las licencias respectivas. Los barrios no pueden ser cotos cerrados por el hecho de ser zonas pobres. La delincuencia y la inseguridad, males sangrientos que realmente los azotan, no se arreglan prohibiendo la venta de cerveza ni enviando a los militares a confiscar camiones. Se arreglan con más facilidades para la educación en todos los niveles, incluyendo mejores remuneraciones para maestros y profesores, con obras de mejoramiento de la vida como cloacas, escalinatas, calles, instalaciones deportivas; con un manejo de la economía que permita el crecimiento de la iniciativa privada que todo el mundo en Venezuela sabe que es generadora de empleos dignos y de bienestar –entendiendo que tan iniciativa privada son las grandes empresas cerveceras, como los innumerables abastos, quincallas, ferreterías, salones de belleza y el amplísimo etcétera de comercios, artesanias y talleres que funcionan en los barrios.

Y si los militares van a entrar en los barrios para confiscar vehículos de vendedores de cerveza, que aprovechen para combatir a los malandros, las bandas y los abusadores y gatillos alegres que, todos los días, asesinan a los pobres en esos barrios y les hacen la vida amarga y humillante a los sobrevivientes.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba