El Editorial

Moral y luces

Son nuestras primeras necesidades dijo el Libertador, refiriéndose al comportamiento ciudadano y a la formación.

Ha dicho Maduro que ayer comenzaban las clases llamadas “presenciales”, es decir, con estudiantes y docentes actuando personalmente en los institutos educacionales. Pero así como la educación a distancia es un fracaso en un país con un pésimo servicio de Internet, la educación presencial será muy deficiente si seguimos teniendo profesores y maestros que trabajan contra la corriente y con sueldos de miseria.

Un docente es un venezolano que debería recibir el máximo respaldo del Estado tanto en facilidades y estímulo para su constante formación, como en condiciones médicas, seguros y sueldos que no sean sólo símbolos sino verdaderas retribuciones que hagan de la docencia una profesión con verdadera satisfacción económica, mucho más importante que las demás carreras estatales porque son ellos quienes sientan las bases de la patria.

Si algo debiera consolidar el Estado, son programas de ayuda para la satisfacción personal del docente, programas de vivienda digna, de vehículo, de salud para el docente y su familia, en automercados y en esparcimiento.

La moral, la ética, la formación personal del ser humano que, si bien comienza en el hogar, es profundizada, fortificada, por el maestro. La vida es gramática, matemáticas, historia, física, pero aún mas actitud, comportamiento, solidaridad, conciencia real de los derechos tanto como de los deberes, lo que de verdad significa ser ciudadano.

Y allí, en comportamiento y actitud, como en la formación en las materias que conducen al rendimiento personal, estamos fallando. La docencia en Venezuela es un apostolado del cual se espera mucho pero se le da poco.

Fundado hace 26 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Un comentario

Responder a Blanca+Rosa+Mármol+de+León Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba