El Editorial

No podemos acostumbrarnos

Si algo es corrosivo, y se ha convertido en uno de los principales obstáculos para lograr un cambio en el país, es la pasividad de muchos que se resignan al creer que la usurpación personificada por Maduro llegó para quedarse y la comparan con lo ocurrido en Cuba con el Castrismo.

Ni Chávez, ni mucho menos Maduro, pueden compararse con Fidel Castro o Raúl. Ellos surgieron en un momento muy delicado de las relaciones internacionales en el que el eje dominante era la guerra fría que enfrentaba a EEUU con la Unión Soviética, y Cuba se convirtió en la punta de lanza que compensaba el cerco que le habían armado a la URSS en países fronterizos.

También conviene no olvidar que Cuba es una isla y que la revolución impuso una ideología que para esa época era atractiva a muchos países del mundo, que estaban en esos tiempos rompiendo las cadenas del colonialismo.

Aquí, como en Argentina, la ideología no es lo que determina la opción de poder. Es más bien un manto de adorno para unos militares y políticos venidos a menos, que quisieron romper con la hegemonía política del
Bipartidismo y convertirse en alternativa para gobernar y transformar al país creando, no lo olviden, al hombre nuevo.

Pero no sólo no crearon ese personaje mitológico, basado en las ideas de Rousseau sobre el buen salvaje, sino que lo que produjeron fue algo muy distinto, que en el argot criollo se denomina el “enchufado”, un personaje enriquecido y ávido de consumo, que disfruta de las mieles del dinero y no hace nada por disimular sino, por el contrario, ostenta de manera obscena su riqueza mal adquirida.

¿Entonces los que no pertenecen a esa caterva de personas sin ética ni moral, van a quedarse quietos, quejándose, deprecando y lamentándose por las redes sociales, en vez de reaccionar, activarse y aprovechar la oportunidad de expresarse en la Consulta Popular?

La Consulta Popular es un acto constitucional, electoral y vinculante, y si logramos sacudirnos esa modorra o resentimiento puede ser un hecho crucial de nuestra historia, como lo fue fue hace dos siglos el Cabildo Abierto en el que el pueblo de Caracas le dijo a Emparan no te queremos. Ahora, con el apoyo de la tecnología y nuestra presencia, podemos dejar constancia que tampoco queremos que Maduro siga destruyendo nuestro país y promoviendo el enriquecimiento de sus acólitos.

Por eso en diciembre tenemos que activarnos participando en la Consulta Popular y ejerciendo la resistencia pasiva el 6D, día en el que mostraremos nuestro rechazo al fraude, imponiéndonos una cuarentena voluntaria en la que no saldremos a las calles y las dejaremos vacíasn para que las rellenen de fantasmas el régimen y sus adlateres.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Un comentario

  1. Nuestra América ha padecido de modo regular del imperio populista. Se producen nuevas Constituciones que ofrecen un mundo organizado y de paz. Argentina, Chile, Brasil, Venezuela y otros más, producen líderes que cautivan al pueblo llano creyente de principios de valor social, y que nunca habían pensado en normas jurídicas. Perón, Fidel Castro, Trujillo, todos trazados con el mismo cincel. La dictadura de los Somoza se extendió por más de 40 años y se caracterizó por un período de tiranía y represión.
    Un mes antes de la fecha que se había acordado para el inicio de la consulta popular, convocada por la oposición mayoritaria en Venezuela –como alternativa a la no participación en las cuestionadas elecciones parlamentarias del 6 de diciembre–, ésta tenía un desafío importante y de difícil comprensión por un electorado entregado al engaño.
    La población civil se presenta confusa ante las promesas del régimen, y perciben castigo y dolor en caso de no aceptar las instrucciones del usurpador. La muerte del disidente es el anuncio de otras muertes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba