El Editorial

Venezuela ¿una dictadura o una democracia secuestrada?

Para la gran mayoría de los venezolanos no cabe duda de que es una dictadura que usa a su conveniencia el ropaje de la democracia, convocando cuando le viene bien elecciones locales o parlamentarias casi absolutamente controladas sin tomar en cuenta lo que dispone al respecto la Constitución vigente, la cual bien vale la pena recordar es un producto del chavismo pero que por lo visto al Madurismo le estorba.

Algunos centros de pensamiento norteamericano y europeos prefieren utilizar la expresión “democracia secuestrada”, dándole algún ropaje democrático al régimen, a pesar de reconocer que este actúa al margen de la ley.

El lenguaje es un instrumento de comunicación entre la gente y los pueblos, que debería en principio ser de una claridad meridiana entendible hasta para el menos instruido de los ciudadanos. Así no entremos en esta clasificación, porque algunos no quieren usar el término correcto, en cualquier idioma la palabra es dictadura porque los hechos demuestran, en el caso venezolano, la inexistencia de un estado de derecho, ausencia de separación e independencia de los órganos del Estado, violación sistemática de los DDHH, existencia numerosa de presos políticos, militares y civiles, hegemonía comunicacional y censura de prensa, reprensión armada a los actos de disidencia política, corrupción administrativa generalizada e impune, peculado de uso en los actos electorales y un sin fin de acciones incompatibles con una verdadera democracia.

Será que, como algunos países están acostumbrados a tratar con regímenes dictatoriales y no los califican como tal, caso Cuba y Nicaragua, los medios de comunicación prefieren atenuar el lenguaje e inventar palabras compuestas, para no usar la que realmente corresponde, que no es otra que dictadura.

Fundado hace 26 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Un comentario

  1. Sin lugar a dudas, una DICTADURA; sin embargo, es necesario agregarle algo: Narcodictadura. Es el término correcto, en el caso venezolano.

Responder a José María Rodríguez Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba