Mundo Empresarial

Locriollo, picantes y dulces tradicionales

Ana Luisa Figueredo y Maritza del Valle Ortegano aman Locriollo. Sí, así como se lee, todo pegado. Es que ese es el nombre de su marca, la cual está enfocada en la producción de picantes y dulces tradicionales.

En 2008, Ortegano –proveniente de Trujillo, donde la gastronomía tiene al ají como protagonista– y Figueredo –caraqueña– decidieron asociarse para emprender en este negocio. Sin embargo, no fue sino hasta 2009 que la firma salió al mercado.

Locriollo
Foto: Ana Luisa Figueredo

«Con el nombre buscábamos resaltar toda la comida nacional, pero actualmente trabajamos únicamente con la trujillana y la de Pittier. Esta última a través de su famoso papelón, que tiene forma de cono y está hecho de pura melaza de caña, sin aditivos ni preservativos. Es además una oportunidad de resaltar el trabajo de los artesanos que lo fabrican», dice Figueredo.

Cada uno tiene lo suyo

La hacedora de todos estos productos es Ortegano, quien aclara que se trabaja con productos nacionales, «exceptuando la pimienta, que no es típica de estas tierras», agrega.

Partiendo de eso, su portafolio de picantes está integrado por:

  • Trujillano: la receta que impulsó la marca. Es ideal en sopas con empanaditas y pescados.
  • Ajicero: tradicional elemento de toda mesa criolla.
  • Con papelón: ideal para las hallacas, el asado y el chupe. Funciona para dar un toque dulce a salsas, buñuelos o tequeños.
  • Picantísimo: protagonizado por el ají chirere. Es el preferido de los conocedores y amantes del picante con leche. Está elaborado con ají rabito de mono.
  • Revoltoso: propuesta light a base de pimentón.
  • De papayita: uno de los más picantes, elaborado con papaya verde.

Los ajíes son traídos de Guárico, Mérida y la Colonia Tovar.

Foto: Eudomar Chacón
Foto: Eudomar Chacón

«En el caso de los dulces, siempre realizamos distintas mezclas, para no ofertar lo mismo que ya está en el mercado. Por ejemplo, hay una receta que se llama Tiritas de guayaba, en la que cortamos el casco de la fruta en tiritas. Esto le da una presentación diferente», alega Figueredo. Este postre puede acompañarse con helado de vainilla o con lajas de queso blanco en su melado.

También ofrecen: tropezón de parchita, de piña y de mango, caracterizado porque las conchas de estas frutas son cortadas en tacos; y mermelada de naranja cajera, que puede comerse sola o con mousse de chocolate.

Otras de las presentaciones son de piña con lechoza, dulce de higo y confitura de higo y de flor de Jamaica. Por último, hay mermelada de durazno con piña y papelón, de mango y de guayaba con piña.

Una constante lucha

La mayor dificultad con la que se enfrentan estas emprendedoras es con el tema de los frascos y tapas, pues es poco el número de envases que salen y varios vienen defectuosos.

Foto: Ana Luisa Figueredo
Foto: Ana Luisa Figueredo

«Lo que pasa es que muchas veces no miden bien el vidrio con la tapa para saber si es el tamaño exacto. Por eso hay varios que perdemos», comenta Ortegano.

Para contrarrestar la situación, próximamente venderán sus productos en bolsas de plástico. Sólo que ya no se ofrecerá el plus de la larga duración.

Sin embargo, ellas no miran para atrás. Al contrario, son de las que apuestan por Venezuela, «porque a este país tenemos que echarlo para adelente», como dice Ortegano.

De hecho, tienen toda una red de apoyo a artesanos de utilería culinaria. En este sentido, venden piezas de barro de una familia oriunda de Boconó (Trujillo) y objetos de Quíbor y Guadalape (Lara). Por otro lado, poseen una alianza con Ecodelívery, empresa que se encarga de despachar los productos en bicicletas. Además, tienen presencia en distintos bodegones y basares gastronómicos.

Y si eso no resulta suficiente, se les puede encontrar en Instagram y Facebook.

barro-y-madera
Foto: Ana Luisa Figueredo

Si hay un consejo que le dan a cualquiera que desea emprender en su propio negocio es que debe ser constante y apasionado por lo que haga.

Ellas, por ejemplo, aman Locriollo. Sí, así como se lee, todo pegado.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba