Salud y Bienestar

Falsas creencias sobre la alimentación de los niños

La buena alimentación es necesaria para el crecimiento y desarrollo de los niños. Los hábitos al comer y el tipo de alimentos que se consumen en la infancia son la base de lo que en el futuro ingerirá un adulto, lo cual es vital para su salud.

Hay padres que en medio de la desesperación porque sus hijos no comen o consumen un solo tipo de alimentos siguen algunas técnicas, que al final son solo falsas creencias. Conozca algunas de ellas:

Comer en la madrugada: Luego de los tres meses de edad el niño debe estar preparado para no comer en las madrugadas. Hay padres que aún después del año siguen alimentando a sus hijos luego de las 11:00 pm. Algunas personas creen que los pequeños se despiertan porque tienen hambre y eso no es cierto, por lo menos en la mayoría de los casos.
Lo recomendable es alimentarlos bien con su tetero y cena, pues el pedir comida en las madrugadas está relacionado solo a una costumbre.

Las vitaminas quitan o dan apetito: El consumo de vitaminas guarda algunos mitos, como por ejemplo que son vitales para que los niños coman más; que son las culpables de la pérdida del apetito o que suplen la mala alimentación. Todas esas creencias son falsas. Las vitaminas son necesarias para el crecimiento de los pequeños y deben ser consumidas a través de los alimentos, todos aquellos medicamentos que se den tienes que ser un complemento y previamente recomendado por el pediatra.
Lo aconsejado es una alimentación balanceada, sin exceso de chucherías y comidas chatarra.

Dar mucha leche: Con cubrir las raciones de leche recomendadas por los médicos es suficiente. No es aconsejable exagerar las tomas de lácteos al día para que los niños “estén mejor alimentados”. Como ya se ha dicho la alimentación idónea es la balanceada. Incluso, las madres que dan leche materna luego de los seis meses deben comprender que ese no debe ser el único alimento del bebé, pues ya el niño requiere de otros componentes para su crecimiento.

Comer rápido ayuda a comer más: Muchos padres pierden la paciencia porque sus hijos son muy lentos al comer. Sin embargo, desconocen que eso forma parte de la naturaleza de los niños y además ingerir los alimentos despacio es saludable, incluso para los adultos.

¿Saludable es igual a gordo o flaco?: Ser flaco o gordo no es sinónimo de enfermedad o salud, aunque muchos padres se empeñen en que su hijo haga dieta o coma mucho para que logre la contextura que ellos consideran saludable. Lo importante es que el niño esté dentro del cuadro de percentiles normales (talla, tamaño y peso). La preocupación debe estar si hay un estancamiento o descenso en los percentiles y eso solo lo puede determinar el pediatra.

Anís estrellado para los cólicos: Ante la desesperación de los gases, lo cual hace que los niños y en especial los bebés estén de mal humor, lloren y se quejen, lo remedios antiguos como el anís estrellado entran en escena. Está comprobado que el consumo de ese ingrediente natural para aliviar los cólicos no tiene ninguna función. De hecho, se han descrito casos de excitación cerebral, que han llegado hasta las convulsiones. Es preferible recurrir a un pediatra, a fin de que indique un medicamento adecuado y la porción según el peso del niño.

El chocolate genera acné: El consumo de chocolate y el acné no están relacionados, pues en los adolescentes la erupción tiene que ver con un proceso hormonal típico de esa edad. También suele aparecer precozmente entre los 8 y 10 años de edad.

Fuente: Amadeo Leyba Ferrer, Jefe Honorario del Hospital J. M de los Ríos y pediatra del Hospital de Clínicas Caracas, y desarrolloinfantil.net

FOTO: pixabay.com

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba