EntretenimientoEspectáculos

Emma Stone, ¿podrían ellas arrabatarle el Oscar a la «Mejor Actriz»?

Desde el estreno “La La Land”, el nombre de Emma Stone, ha estado en boca de todos. Carismática y polifacética, esta chica destila talento y sensibilidad en cada plano de esta película que ha sido récord en nominaciones, lo cual ha convertido a la pelirroja en la favorita de la crítica y el público para llevarse la estatuilla de “Mejor Actriz” en los premios Oscar 2017.

Ahora que “Jackie” , la película protagonizada por Natalie Portman, su más cercana contrincante, parece no haber impresionado mucho a la Academia, han aumentado aún más las posibilidades de que sea Stone quien se imponga este año.

Por su parte, la francesa Isabelle Huppert, con su impresionante performance en «Elle», es la principal amenaza para la favorita de este año. ¿Pero podrá lograrlo cuando su película, una de las sensaciones del año, se ha obviado en las nominaciones?

Vemos una a una las actrices que compiten por esta categoría –una de las más codiciadas- de la gran noche del cine de Hollywood

 

Emma Stone, nominada por "La La Land".
Emma Stone, nominada por «La La Land».

EMMA STONE, el encanto de «La La Land»

Se trata de su segunda nominación (tras «Birdman») y la primera en esta categoría. Stone, que interpreta en la cinta a Mia, una joven aspirante a actriz, canta, baila y enamora en la obra de Damien Chazelle, un musical para el que ensayó durante casi tres meses y para el que le sirvió su experiencia previa en el teatro con la obra «Cabaret».

La química de Stone con Ryan Gosling -con quien ya coincidió en «Crazy, Stupid, Love» y «Gangster Squad»- es uno de los puntos fuertes de la cinta, y la intérprete se desempeña con destreza y talento en las coreografías de ensueño de la historia, ya sea enamorándose en las colinas de Hollywood o surcando el cielo del observatorio Griffith.

Stone es el motor, el corazón y el alma de esta cinta que ya le ha deparado el Globo de Oro, el BAFTA y el premio del Sindicato de Actores de EE.UU. por un personaje con el que guarda ciertos paralelismos, ya que en la vida real también pasó años tratando de mostrar su talento en multitud de audiciones y nunca perdió la fe en sus posibilidades a pesar de los constantes rechazos.

Isabelle Huppert
Isabelle Huppert, nominada por «Elle».

ISABELLE HUPPERT, monumental en «Elle»

Es una de las grandes damas de la interpretación, pero a pesar de haber rodado más de un centenar de películas en su carrera y de haberse convertido en un icono, la de «Elle» es la primera nominación al Óscar para Huppert, que ya ha ganado el Globo de Oro así como los galardones de la crítica de Los Ángeles y Nueva York.

Ese papel, el de Michèle Leblanc, una mujer que busca una venganza muy particular tras sufrir una brutal agresión sexual, fue rechazado -al considerarlo demasiado arriesgado- por varias de las actrices más famosas de Hollywood cuando el proyecto se iba a originar como una producción estadounidense.

Actriz fetiche de Claude Chabrol, la «pianista» de Haneke y símbolo de la libertad sexual femenina en el cine, a sus 63 años podría dar la campanada y llevarse la estatuilla dorada como reconocimiento a una de las trayectorias más fascinantes del séptimo arte.

 

Natalie Portman, nominada por "Jackie".
Natalie Portman, nominada por «Jackie».

NATALIE PORTMAN, fascinante retrato de «Jackie»

La ganadora del Óscar por «Black Swan» y candidata por «Closer» vuelve a la carga con «Jackie», del chileno Pablo Larraín, que plantea la muerte de John Fitzgerald Kennedy desde el punto de vista de su mujer, Jackie, sentada junto a él cuando recibió los disparos en Dallas y viuda con tan solo 34 años.

«Jackie» es posiblemente el mayor reto hasta ahora en la carrera de la actriz, que llegará a la ceremonia de los Óscar en avanzado estado de gestación y que ha cosechado fastuosas críticas por su trabajo en el filme, especialmente por cómo perfeccionó el acento de la ex primera dama, su fragilidad y su esencia.

El papel le ha deparado los galardones de la Asociación de Críticos de Chicago, Dallas-Fort Worth, Denver, Georgia, Houston, Kansas City, North Texas, Phoenix y Washington DC, así como los reconocimientos del festival de cine internacional de Palm Springs y la sociedad de críticos de Internet.

 

Ruth Negga, nominada por "Loving".
Ruth Negga, nominada por «Loving».

RUTH NEGGA, dignidad frente al racismo en «Loving»

Nacida en Etiopía y criada en Irlanda, Ruth Negga, que disfruta de su primera nominación, es la menos conocida de las candidatas al Óscar en esta categoría, aunque brilla como la que más por su papel de Mildred Loving, una afroamericana casada con un hombre blanco (Joel Edgerton) en la Virginia de la década de 1950, donde estaban prohibidos los matrimonios interraciales.

Al casarse en 1958, los Loving violaron las leyes contra el matrimonio interracial de Virginia, por lo que fueron obligados a abandonar su estado natal para no ser recluidos en prisión, una situación límite que la actriz recrea con realismo y contención.

A sus 35 años, este supone el salto a las grandes ligas para Negga, una artista que siempre tuvo claras sus metas -de adolescente alquilaba clásicos del cine los viernes por la noche- y que cuenta con muchos seguidores gracias a sus papeles en las series «Agents of SHIELD» y «Preacher».

 

Meryl Streep, nominada por "Florence Foster Jenkins".
Meryl Streep, nominada por «Florence Foster Jenkins».

MERYL STREEP, la aclamada «Florence Foster Jenkins»

Aunque algunos, como el presidente de EEUU, consideran que Meryl Streep está «sobrevalorada», lo cierto es que con esta nueva nominación, la actriz llega a las 20 candidaturas, la número 16 como protagonista, y supera en ocho a Katharine Hepburn, segunda en la lista de los intérpretes más nominados, con 12 menciones.

Streep se alzó con el Óscar por «Sophie’s Choice» (1982), «The Iron Lady» (2011) y su rol secundario en «Kramer vs. Kramer» (1979), y aspiró al trofeo por «The Deer Hunter» (1978), «Silkwood» (1983), «Out of Africa» (1985), «Ironweed» (1987), «Postcards from the Edge» (1990) y «The Bridges of Madison County» (1995), entre otras.

En «Florence Foster Jenkins» Streep encarna a una extraordinaria melómana que estaba obsesionada, para desgracia de los oídos del público, en triunfar sobre los escenarios de Nueva York cantando como soprano a años luz de cualquier tipo de afinación.

La actriz logra insuflar al papel humor, ternura y autenticidad a raudales, sin caer en la parodia, y si ganara el Óscar igualaría el récord de Hepburn de cuatro estatuillas.

 

Como en toda selección, escoger significa también dejar fuera. Recordemos para esta categoría -una de las más reñida- se han obviado trabajos muy celebrados como los de Annette Bening («20th Century Women»), Amy Adams («Arrival»), Jessica Chastain («Miss Sloane») o Taraji P. Henson («Hidden Figures»).

Veremos quien se impone este domingo 26 de febrero en la gran gala de la 89 edición de los premios de la Academia de Hollywood.

Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba