Entretenimiento

Las predicciones sobre la alineación de planetas

(%=Image(1749372,»R»)%) Según el Centro de Cabalá, que en sus principios se inició en 1922 en Jerusalem, y que hoy en día tiene centros de representación alrededor de todo el mundo, anunció al respecto de la alineación importante de planetas que ocurrirá hoy, lo siguiente:

En mayo 4, la víspera de Rosh Jódesh Iyar, seis planetas estarán posicionados en el signo de Tauro. Una situación que solamente ocurre una vez cada mil años. Esto significa un sacudimiento en dos áreas clave de nuestras vidas: finanzas y amor.

Como signo de tierra, Tauro tiene una conexión fuerte con el reino físico, el mundo material. Dinero, seguridad y estabilidad son lo más importante para un Tauro. Tauro es un signo fijo, lo cual significa que las personas de este signo no gustan del cambio y son generalmente inflexibles. A causa de esta inusual ocurrencia cósmica, el hecho de que hayan seis planetas en Tauro, hará que la gente esté ocupada con los asuntos financieros. Tenga cuidado con la actitud de «todo va a estar bien» porque esto es una ilusión. En este mes hay un peligro real de perder dinero. Para combatir este riesgo, uno necesita desarrollar una nueva forma de pensar y una nueva conciencia con relación al dinero: ¿Qué es el dinero? ¿Qué representa para nosotros y porqué lo necesitamos? La poderosa fuerza de la inestabilidad -altos y bajos- vienen para empujamos a redefinir nuestras actitudes acerca del dinero y pertenencias.

Venus, el planeta del amor, es también el planeta que gobierna a Tauro. Este mes también afectará todos los asuntos concernientes al amor. Es tiempo de repensar el significado de las relaciones: ¿Qué es el amor? ¿Qué expectativas tengo de m¡ pareja? Si hubo falsas ilusiones o malas interpretaciones en nuestra actitud acerca del amor, hay probabilidades de que se rompan este mes. Este puede ser un tiempo de desengaños. El planeta Saturno está en Tauro por segundo año consecutivo. Saturno en Tauro representa orden creativo y clausura. Saturno sólo regresará a Tauro en abril de 2028.

El tikún (corrección) más importante de este tiempo es tomar responsabilidad por nuestras vidas, preguntarnos y aprender cuál es nuestro rol en la vida. Hay una muy clara tendencia a ir de regreso a nuestras raíces en busca de nuestra real identidad. La verdad traerá estabilidad y certeza, ambos en espíritu y materia. Este es un tiempo para trabajo interno, para trabajar en uno mismo y examinar lo que nos es incómodo. Cuando verdaderamente entendemos y nos conectamos a «la mente sobre la materia», muchos de nuestros problemas estarán resueltos.

Los planetas Neptuno y Urano están posicionados ahora en Acuario. Esto significa el tiempo de Meshíaj, nuevas ideas e invenciones, esta influencia cósmica viene a asistirnos para romper nuestra esclavitud al mundo material, al becerro de oro. La clave para tomar control en este tiempo de inestabilidad e imbalances a través de la espiritualidad y una actitud de «ama a tu prójimo como a tí mismo». Como Tauro es también el símbolo de la curación, espere nuevos descubrimientos iluminadores en la medicina y la ciencia conectada con el poder del agua. Nuevas formas de curación nos serán reveladas.

Según otra fuente menos conocida…
El 5 de mayo de 2000 se alinean los cinco planetas, la Luna y el Sol, todos dentro de un radio de 26 grados (la Luna tiene un tamaño de medio grado), y el 17 de mayo se alinean los cinco planetas y el Sol en un espacio de 19 grados en el cielo. Así que si no hay un desastre el 5 de mayo, los astrólogos tienen otra oportunidad de esperar un desastre el 17.

El problema es que todos estos planetas van a estar del otro lado del Sol y por lo tanto no se van a ver muy bien que digamos. Además no es una alineación perfecta. Van a estar más o menos en el mismo lado del cielo, pero no van a estar exacamente en la misma línea.

El 17 de mayo de 2000, Venus y Júpiter van a estar casi alineados en el cielo, separados por 42 segundos de arco (la Luna mide 1,800 segundos de arco), o sea que casi se van a juntar. Lo malo es que no se van a poder ver porque estarán muy cerca del Sol. Sin embargo, el año 2 AC (antes de Cristo), hubo una aproximación muy semejante entre Júpiter y Venus, que se cree fue la famosa estrella de Belén.

(%=Image(3860944,»N»)%)

Y finalmente, según otros astrólogos…

El proximo 5 de mayo del 2000 no pasará a la historia.

Sencillamente, porque no quedará nadie en la Tierra capaz de escribirla. El cataclismo provocado por la alineación de planetas será de tales dimensiones que no es posible encontrar precedentes.

O acaso si?

Nos lo advirtió Albert Einstein: «Solo existen dos cosas infinitas: el universo y la estupidez humana. Y de lo primero, tengo mis dudas». No debe sorprender, por tanto, que paralelamente, y aún al unísono, con las más pintorescas demostraciones de que el inicio del año 2000 significara el cambio de siglo y de milenio, vayan proliferando los grupos, organizaciones, sectas y demás grupos que son capaces de fijar el instante preciso del 2000 en que las cataclismáticas fuerzas telurico-cósmicas (negativas, que duda cabe) provocarán tal estropicio en la Tierra que quien no haya muerto deseará haberlo hecho.

Profecias de este tipo las ha habido siempre y en todo lugar. Pero, en esta ocasión, se están detectando organizaciones que, pretendiendo tener el respaldo de estudios astronómicos, llegan a demostrar -es un decir, claro- que esta vez la cosa va en serio. Tengo para mi que el mejor sistema para dejarlos en evidencia es recurrir a los cálculos, tediosos si se quiere, de la mecánica celeste. Veamos que nos dicen las leyes y evidencias que rigen el movimiento de los astros. Después, si todavía queda alguna traza de las hipótesis visionarias, recurriremos a otros
razonamientos.

Como que tampoco se trata de escribir un Tratado sobre ciencias telúricas, nos limitaremos a examinar diversas profecias pero, en particular, las de los dos grupos que, al parecer, gozan de mayor predicamento catastrofista tanto en Norteamérica como en diversos países latinoamericanos, y, por lo que parece, con avanzadillas ya en España.

El factor común del cataclismo anunciado para el mes de mayo del 2000 -para la mayoria de grupos, el dia 5; para otros, el 2 o el 3- es que los planetas del sistema solar estarán alineados. En consecuencia -dicen- la suma de sus energías dará al traste con la Tierra y la mayoria de sus habitantes.

Veamos: estar alineados quiere decir estar en línea recta.

Pues bien: esto es totalmente imposible, para nunca jamás. En efecto, la órbita de la Tierra define un plano de referencia. Respecto de él, Urano, por ejemplo, tiene su órbita en un plano inclinado 0.773 grados. En el caso de Venus es de 3.394 grados. Para Marte, 1.850 grados, que pasan a ser 1.308 grados en el gigante Jupiter y así en todos los nueve planetas, con un maximo de 7.004 grados, en el caso de Mercurio.

(Un inciso necesario: ninguna de las apocalipsis anunciadas en base a la teórica alineación planetaria tiene en cuenta a Plutón. Lo cierto es que actualmente, y dadas sus caracteristicas tan especiales -por ejemplo, un año plutoniano dura 90800 días terrestres; es decir, 248.76 años de los nuestros- son bastantes los astrónomos que postulan eliminarlo de la lista de planetas solares. Condescendientes con los apocalípticos telúricos, tampoco nosotros lo tendremos en cuenta. Si lo hicieramos, saldriamos aún más reforzados, ya que su inclinación orbital es -nada menos- que de 17.148 grados).

Volvamos a la alineación. La rotunda imposibilidad de que los planetas queden en algún momento alineados nace del hecho de que se encuentran en planos diferentes, y una línea recta no puede pasar por dos o más planos distintos a la vez, a menos de que todos coincidan cortándose en el mismo lugar, lo que no es el caso. Pero, de nuevo, volvamos a ser condescendientes con los telúrico-iluminados. Teniendo en cuenta que la máxima inclinación registrada de plano orbital es de 7º y se da en Mercurio, puede aceptarse con finalidad utilitaria y cierta renuncia al rigor, que todos los planetas (recordemos: Pluton no cuenta) transitan por un mismo plano. De acuerdo?
Pregunta: Cada cuanto tiempo quedan, en este plano, alineados los planetas?
El planteamiento que hace Jean Meeus, en su Mathematical Astronomy Morsels es, a la vez que impecable, muy sencillo de entender. (Nuevo inciso: se llama período sinódico o revolución sinódica el tiempo transcurrido entre dos conjunciones sucesivas de planetas).

En efecto: Mercurio tiene un período sinódico de 116 dias; Venus, 584; la Tierra es
la referencia; Marte, 780; Jupiter, 399; Saturno, 378; Urano, 370 y Neptuno, 367 días (terrestres, en todos los casos). Por tanto, para saber cuando coincidirán en línea recta en su permanente giro, es preciso conocer la menor cifra que sea comun a todos ellos. Es lo que en matemáticas elementales se llama mínimo común múltiplo.

Para hallarlo, recordemos que los números deben descomponerse en sus factores primos. Así, vemos que en Mercurio 116=2^2×29. En Venus, 584=2^3×73, etc. El último, Neptuno, con 367, es número primo. En consecuencia, el mínimo común multiplo resulta ser: 2^3×3^3x5x7x13x19x29x37x73x367, lo que da la bonita cantidad de 5,37×10^13 días, o lo que es lo mismo, unos 147.000 millones de años.

Teniendo presente que la edad del universo puede establecerse a lo sumo en
unos 15.000 millones de años, habrá alguien que no sepa deducir lo que es evidente?

Meeus, con buen tino, efectúa tambien un nuevo cálculo para los más puntillosos. Es decir, que tiene en cuenta que el período sinódico de Mercurio no son exactamente 116 días, sino 115.8774771, y así las correspondientes aproximaciones con el resto de los planetas. De esta manera resulta que la alineación no tendrá lugar sino una vez cada 10000 trillones de año. Por tanto, muerto el perro se acabó la rabia. No es necesario perder ni un segundo en hablar de energias positivas ni negativas, ni cataclismos telúricos ni paroxístico-musicales. La probabilidad de la alineación es cero.

(%=Image(2391660,»N»)%)

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba