Entretenimiento

Mi hermano Marcel Roche

Es un título sencillo para un documental que desborda sentimientos, música, amor y poesía. Como bien lo dice su realizador: ”No es fácil describir a un personaje tan complejo y de tanta importancia nacional e internacional como Marcel Roche. Un hombre que hizo investigación científica, sociología de la ciencia, música, poesía, fue en suma un apasionado de lo humano y de la vida”. 

Producido y dirigido por Luis Armando Roche, este documental de sobria factura dibuja en cuarenta minutos la semblanza de un hombre que entregó su vida a la investigación científica en Venezuela.

El director se incorpora el mismo como protagonista de la narrativa para presentar el personaje a través de sus recuerdos y anécdotas, luego incorpora otros testimonios entrelazados cinematográficamente por un hilo conductor de principio a fin, en la voz de la soprano Margot Pares Reyna cantando los poemas de Marcel Roche. Las composiciones para piano son del maestro Inocente Carreño, interpretadas por David Ascanio. Es un hermoso contrapunteo el montaje de los fragmentos de la escena del concierto con las entrevistas a los hijos, nietos y científicos que lo conocieron.  Luis Armando logra en su film un ritmo dentro de otros ritmos.

Marcel Roche (1920), médico egresado de  la universidad Johns Hopkins (1946) e investigador de Harvard, luego de revalidar su título en la UCV funda en 1952 el Instituto de Investigaciones Médicas de la Fundación Luis Roche. Allí se rodeó de científicos de primera línea, como Francisco De Venanzi, Luis Carbonell, Gabriel Chuchani, entre otros. Fue director del Instituto Venezolano de Neurología e Investigaciones Cerebrales (IVNIC) que dio origen al Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (IVIC), del cual fue director durante 10 años, siendo también fundador del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Tecnológicas (CONICIT). Fue el editor de la revista Interciencia y autor de diversos libros, entre los que destacan “Rafael Rangel: Ciencia Política en la Venezuela de principios de siglo”, “La ciencia entre nosotros”, Mi compromiso con la ciencia”, “Perfil de la ciencia en Venezuela”.

Roche fue miembro del movimiento Pugwash de lucha contra el armamento nuclear fundado en 1957, en plena Guerra Fría, por Bertrand Russell y Albert Einstein. Su objetivo consistía en establecer contactos regulares entre hombres de ciencia del Este y del Oeste para analizar los peligros que las armas de destrucción masiva representaban para la humanidad, así como estrategias para el desarme, la colaboración científica internacional y la ayuda a los países en desarrollo.

En un momento del filme, es recreada la escena de bienvenida del científico a un shabono Yanomami. Se había internado en el Amazonas con el objetivo de estudiar la deficiencia de yodo, la causa mas común de bocio endémico en Venezuela.  Previo a esta expedición, estudió la absorción de yodo radioactivo en la población de Caracas y entre 1954 y1955 condujo un amplio estudio en pueblos de los Andes Venezolanos donde el bocio era endémico.  Debido a lo remoto y aislado de la región amazónica, en 1959 realizó un primer estudio entre las tribus Yekuana, Sanema y Yanomami del Alto Ventuari. Luego estudió la región del río Mavaca y en el año 1968, formó parte de la expedición del especialista en genética James Neel, donde estudió absorción y excreción de yodo en los Yanomamis de la región de Ocamo. Los estudios del Dr. Roche ayudaron a establecer un programa nacional para la prevención del bocio mediante el suplemento de yodo en la sal de mesa. 

Riguroso, austero y reservado como investigador, en familia era cariñoso y atento con sus hijos. Marie Noelle, una de sus hijas, recuerda a su padre leyéndoles el Quijote: “Cada sábado nos leía un capítulo”. Antoinette, la mayor, recuerda que siendo adolescente, un día le llevó cien libros de regalo. “Me los leí todos, pues si mi papá los había escogido se trataba de libros importantes para mí”, recuerda con cariño.  Los testimonios de sus nietos son de admiración a la vida y al legado de su abuelo como un modelo a seguir para ellos.  Su hermano Luis Armando lo recuerda como un padre. Sus familiares, colegas y amigos coinciden en describirlo como un hombre justo y compasivo, que sabía escuchar a los demás y aprender de ellos. 

Este documental evoca la vida y valores de uno de los constructores de un país llamado Venezuela.

 

[email protected]

 

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba