Vida con estilo

Casco Histórico de Caracas, una puerta hacia el pasado

Caracas es una ciudad de contrastes. De eso no cabe duda. Bien puede pasarse de una lujosa urbanización a una zona popular con solo cruzar la calle. Para algunos, eso es producto de una mala planificación urbana; para otros, sencillamente forma parte de su encanto.

Sin embargo, si hay un lugar que conserva su diseño original es el Casco Histórico, un espacio que se presenta como un oasis para viajar al pasado y reencontrarse con Santiago de León de Caracas.

Hay muchas maneras de recorrer esta manzana y una sola visita no es suficiente para conocerla por completo, así que en Analítica.com decidimos crear nuestro propio tour, el cual presentamos a continuación:

Comenzamos saliendo de la estación Capitolio por la esquina La Bolsa. Nos topamos con el Palacio de las Academias, un edificio con estilo neogótico que fue sede de la Cámara de Diputados del Congreso Nacional (1840-1845) y de la Universidad Central de Venezuela (1852-1953).

Frente a este monumento se encuentra el edificio que le da nombre a la estación: el Palacio Federal Legislativo, mejor conocido como el Capitolio, casa de la Asamblea Nacional. Puede decirse que es uno de los principales legados del primer gobierno de Antonio Guzmán Blanco (1870-1871), en su afán por modernizar la urbe. El complejo fue declarado Patrimonio Nacional el 22 de agosto de 1977.

Continuamos caminando y llegamos a la Plaza Bolívar, punto de encuentro para muchos. Ataviado con fuentes y palomas, este parque fue el sitio donde Venezuela logró el primer paso hacia la independencia, suscitándose una rebelión popular contra la corona española el 19 de abril de 1810.

La estatua central fue elaborada por el escultor italiano Adamo Tadolini. Mide 4 metros de altura y fue designada Monumento Conmemorativo el 21 de febrero de 1959.

A la plaza la rodea toda una serie de construcciones importantes:

  • El Palacio Municipal, sede principal de la Alcaldía y el Consejo del municipio Libertador.
Foto: Roberts González
Foto: Roberts González
  • El Teatro Bolívar, llamado Cine Princesa (1917) y Cine Raito (1919). Durante años estuvo abandonado, por lo que se decidió reconstruirlo en 2013. Posee 679 butacas y 504 puestos en el balcón.
Foto: Roberts González
Foto: Roberts González
  • La Casa Amarilla, un edificio de arquitectura neoclásica que fue durante años la residencia oficial de los presidentes. Actualmente sus espacios son usados por el Ministerio de Relaciones Exteriores y es Monumento Histórico Nacional.
  • El Teatro Principal, que debe su nombre a que está ubicado en la Esquina Principal. Este lugar fue durante años la prisión de la ciudad.
Foto: Roberts González
Foto: Roberts González
  • La Gobernación del Distrito Capital, antiguo Palacio de Gobierno.
Foto: Roberts González
Foto: Roberts González
  • La Catedral Metropolitana de Santa Ana, templo principal de la ciudad y sede de la Arquidiócesis de Caracas. En su interior destacan las coloniales capillas de la Trinidad (donde están los restos de los padres y esposa de Simón Bolívar).
Foto: Roberts González
Foto: Roberts González
  • Más abajo está un café que se ha hecho bastante popular en la zona: Bistro del Libertador, buen sitio para comer postres y tomar una taza de café.
Foto: Roberts González
Foto: Roberts González

Caminamos una cuadra en dirección La Hoyada y tendremos frente a nosotros a la Plaza El Venezolano, antigua Plaza San Jacinto, donde se encuentra un reloj de sol elaborado en mármol por idea de Alejandro Humboldt.

Foto: Roberts González
Foto: Roberts González

En su lado oeste está la Casa Natal de Simón Bolívar. Hoy es un museo que conserva algunas piezas originales de la casa y algunas prendas del Libertador.

Foto: Roberts González
Foto: Roberts González

Al bajar por esa calle y atravesar la Plaza Diego Ibarra, tendremos frente a nosotros a la Basílica de Santa Teresa y Santa Ana, compuesta por dos iglesias de estilo neoclásico unidas entre sí por una cúpula.

Foto: Roberts González
Foto: Roberts González

A una cuadra de allí se impone el Teatro Municipal de Caracas, espacio dedicado a las óperas, espectáculos musicales y obras de teatro. Durante años fue el centro cultural más importante de la ciudad, hasta que se construyó el Teatro Teresa Carreño.

Foto: Roberts González
Foto: Roberts González

Bajamos hasta la avenida Lecuna y llegamos al Teatro Nacional de Venezuela, el lugar de las zarzuelas. Acá finalizamos nuestro recorrido, con el ingreso a la estación Teatros de la Línea 4 del Metro.

Foto: Roberts González
Foto: Roberts González

¿Que si faltó mucho por conocer? De eso no cabe duda, pero en otro momento volveremos a hablar del oasis colonial de la capital venezolana.

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba