Vida con estilo

¿Quién es Iris Mittenaere? La francesa que se coronó como Miss Universo

La francesa Iris Mittenaere fue coronada el pasado domingo como Miss Universo 2016 en la gala celebrada en Manila, y sucede en el título a la filipina Pia Wurtzbach, que ganó la edición de 2015.

Mittenaere, con 24 años de edad y 1,73 centímetros de altura, estudiante de medicina dental y modelo de Lille, se ha convertido en la segunda francesa en ganar el título, más de seis décadas después de que su compatriota Christiane Martel lo lograra en 1953.

«No me lo creo, ha sido una gran sorpresa», declaró Mittenaere en la rueda de prensa posterior al evento, donde aseguró que ni siquiera esperaba pasar a la ronda final.

La francesa dijo que se siente «muy orgullosa de llevar esta corona a Europa», ya que el viejo continente no había tenido una Miss Universo desde la noruega Mona Grudt en 1990.

Esta belleza de pelo castaño, que destacó por su elegancia sobre la pasarela, acudió al certamen como Miss Francia 2015, título que ganó en representación de la región Norte-Paso de Calais.

La Miss Universo de la 65 edición del certamen aseguró que aprovechará su reinado de un año para viajar por el mundo y realizar acciones de caridad con el objetivo de promocionar la «educación para todos los niños y en especial para las mujeres jóvenes».

La vida de la mujer más bella del universo

Yves Mittenaere, un profesor francés de Geografía e Historia, estaba muy entusiasmado el domingo con la posibilidad de que su hija Iris Mittenaere fuese coronada como la mujer más bella del planeta.

Iris, una francesa no muy alta, de larga melena castaña, es la nueva Miss Universo y rescata así el título para Francia, que llevaba sin una reina de la belleza desde 1953, la segunda edición del concurso, cuando fue encumbrada Christiane Martel.

Iris hace pocas semanas cumplió 24 años y su título de odontóloga tendrá que esperar un año, el que pasará en Nueva York explotando la etiqueta de mujer más bella.

View this post on Instagram

Tous à vos brosses !! 😀😷 #missfrance #dentist

A post shared by Iris Mittenaere (@irismittenaeremf) on

Mittenaere nació en Lille, al norte de Francia, en 1993, y a los tres años vivió la separación de sus progenitores: el profesor Yves y Laurence, que trabaja como guía en un museo.

Fue una estudiante modélica, pero sus problemas con los dientes la marcaron. Primero para elegir una carrera universitaria y después para realizar una campaña de concienciación bucodental para niños, una faceta que espera reforzar aprovechando su popularidad.

Iris Mittenaere se esfuerza en romper la imagen de la belleza simple y opta por la filosofía cuando le piden un lema: «No es porque las cosas son difíciles que no nos atrevemos; es porque no nos atrevemos que son difíciles».

Más convencionales son sus gustos: su película favorita es ‘La vida es bella’, de Roberto Benigni, y la canción, ‘Run the world’, de Beyoncé.

De pequeña practicó equitación, gimnasia, ballet e hizo teatro.

De adulta, apasionada por los deportes extremos, como el paracaidismo, el ala delta o el puenting. Y hasta se atrevió con Ninja Warrior Francia, un concurso en el que los participantes deben ir superando obstáculos trepando y dando saltos. Duró cinco segundos. «Pasé mucha vergüenza», admite.

La francesa también estuvo presente en el pasado Tour de Francia 2016. Participó en la salida de la duodécima etapa en Montpellier antes de que el pelotón iniciara el camino hacia el Mont Ventoux.

Asimismo, estuvo en la final de la Eurocopa 2016 animando a Francia frente a la selección de Portugal de Cristiano Ronaldo, así como en algunos partidos del Torneo Ronald Garros de tenis.

Otro gusto: los viajes.

Incluso, con su respuesta lo demostró: “Los países deberían tener el derecho de abrir o cerrar sus fronteras», dijo en la ceremonia celebrada en Manila. «En Francia queremos tener la mayor globalización posible y aceptar a los extranjeros. … Abrir las fronteras nos permite viajar más y también aprender de lo que hay allá afuera en el mundo».

Algo más: es amante de la gastronomía, no solo de su país natal, sino también de todo tipo.

No es una belleza cualquiera

Será dentista, colabora en acciones humanitarias con los niños, a quienes insiste en cuidarse bien la dentadura, adora viajar y tiene claro que la imagen es solo eso, una cara y un cuerpo bonito.

La belleza brilla de adentro a afuera. Ser bondadoso, creer en los valores morales, tener confianza en uno mismo pero también admitir nuestros defectos. Ese es el camino para trabajar en uno mismo

Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba