OpiniónOpinión Internacional

China y el desacomodo de las cadenas de suministro

Uno de los terrenos en los que China desarrolló actividades de excelencia para las industrias del mundo fue en sus centros concentradores de actividades manufactureras. Estos se convirtieron lugares de suministro barato y confiable para todo el planeta en componentes, materia prima y productos terminados de calidad. Crearon una suerte de ecosistema que fueron capaces de replicar en el sudeste asiático.

En la medida en que el planeta entero se volcaba en una desenfrenada carrera para aprovisionarse en China del conjunto más variado de insumos y productos intermedios y finales, la dependencia de Asia se fue tornando mayor. Buena parte del comercio mundial se ubicó bajo la férula de sus cadenas de suministro.

Las limitaciones en los desplazamientos y las cuarentenas que han debido enfrentar muchos de los centros productivos del gigante asiático ha tornado en una pesadilla esta dependencia. No solo es China quien la sufre. La pesadilla es ahora una realidad palmaria para el mercado global. Volkswagen, Toyota and General Motors, por ejemplo, quienes reciben componentes y vehículos desde SAIC Motor en Shanghai, han debido enfrentar importantes descalabros en su producción.

En todos los puertos del mundo, uno de cada cinco de todos los barcos de contenedores se encuentra varado pero 30% de este entrabamiento se origina en China. Para tener una idea de la manera en que el cierre de Shanghai ha impactado al sector, basta con considerar que en el mes de abril, la demanda de combustible de transporte en toda China se desplomó un 20 %.

Es así como logística, transporte y tecnología se han vuelto las disciplinas críticas del momento. La nueva manera de conseguir inmunizarse de situaciones como la que se enfrenta hoy se llama “Nearshoring”. Es la forma de conseguir que las producciones de materias primas e insumos de los cuales cada país depende se encuentren lo más cerca posible de las plantas donde serán procesados. Y en cuanto a los bienes terminados, hacer lo necesario para acercarlos a los consumidores o a los usuarios finales. El fin último es evitar que los precios escalen dramáticamente como está siendo el caso en la actualidad.

Solo que es preciso reconocer que no solo nos encontramos frente a un reordenamiento de aprovisionamiento sino, además, frente a la necesidad de transformar en polos de producción masivos y baratos a las áreas geográficas que se sitúan más a la mano.  Para los Estados Unidos Unidos, por ejemplo, desarrollar esas potencialidades en sitios como México o Centro América siempre fue una opción, pero nunca se puso en marcha eficientemente. Un estudio de la firma consultora Kearney sobre el congestionamiento del tránsito de mercancías para los Estados Unidos ha reportado que, aunque tres cuartas partes de las empresas importadoras de insumos o partes para sus procesos han planificado mover las manufacturas a México, menos de una quinta parte han conseguido hacerlo.

La conclusión es que la dependencia mundial de los avatares chinos seguirá estando presente ya que el reemplazo de las cadenas de suministro que se originan allí no está a la vuelta de la esquina.

 Mientras tanto la ciudad de Shanghai hace su mejor esfuerzo porque la vida de las empresas sea retomada a la brevedad. El pasado viernes apenas se confirmaron 1424 casos de contagio y 47 muertes. Sin embargo, ya la planta de Tesla Gigafactory, detenida desde marzo, está en movimiento.

Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de analitica.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal
Fundado hace 26 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba