OpiniónOpinión Nacional

Como el comodín el diálogo sirve para todo

El cese de la usurpación que nació como una luz esperanzadora para la mayoría del pueblo venezolano el 23 de enero de 2019 que terminaría definitivamente con la peste roja en el país, poco a poco se ha ido desvaneciendo con el transcurrir del tiempo durante nueve meses donde se han vuelto repetir errores que creíamos superados, al extremo que la consigna cese de la usurpación, gobierno de transición y elecciones libres ha sido casi eliminada del debate político por quienes al principio hicieron tanta alharaca con ella, donde hasta el propio autor de las frases ya casi ni las pronuncia. Solo líderes como Antonio Ledezma y María Corina Machado, además de la mayoría del pueblo venezolano se mantienen firmes.  

El diputado Stalin González de UNT y segundo vicepresidente de la Asamblea Nacional ha sustituido la consigna cese de la usurpación por la de “queremos acabar con el sufrimiento de los venezolanos”, muy burda por cierto, al tratar de vender un dialogo que la mayoría de los venezolanos no queremos para posteriormente imponer unas elecciones con el mismo CNE que preside Tibisay Lucena, el mismo registro electoral donde aparecen muchos terroristas del mundo y las misma condiciones con las cuales el régimen ha hecho miles de trampas. A la posición de Stalin González ahora se unión Edgar zambrano después de ser liberado por órdenes de Nicolás Maduro.

Ante esta situación cuando buscamos y escuchamos la opinión del presidente Juan Guaidó, nos encontramos que un dia dice que se terminó el diálogo y al dia siguiente dice lo contrario. En esto es importante precisar que mas del 80% de los venezolanos manifiesta en las diferentes encuestas que se publican no estar de acuerdo con dialogo, y por eso se ha generado una gran desesperanza que cada dia aumenta la diáspora porque la gente no ve que haya una salida a la crisis en corto tiempo, ya que consideran y está convencida que la usurpación no termina con diálogos sino con intervención humanitarias.      

Una cosa importante destacar es que los anteriores diálogos solo favorecían a Maduro para ganar tiempo en el poder, pero ahora la contraparte pareciera que también lo utilizan para hacer campaña electoral con miras a unas supuestas elecciones presidenciales donde el candidato opositor aparentemente no sería Juan Guaidó sino otro. Sin embargo, Maduro y su camarilla hablan solo de elecciones parlamentarias mientras que Stalin y quienes lo acompañan en el diálogo insisten en elecciones presidenciales sin que haya terminado la usurpación. Pero, lo cierto es que de acuerdo a la Constitución Nacional lo único seguro son las parlamentarias que deben realizarse en 2020, y sin ninguna duda serán convocadas por el CNE de Tibisay Lucena.

Ahora bien. Lo que si está clarísimo es que mientras en Miraflores y la Asamblea Nacional se habla de diálogo, la vida en Venezuela cada dia se hace mas insoportable con unos precios dolarizados que solo pueden pagar los que están enchufados por Miraflores y los familiares de quienes ejercen cargos de representación en el exterior con salarios en dólares y pueden enviar transferencias a  nuestro país, porque la mayoría de los venezolanos no pueden comprar por tener salario mínimo de cuarenta mil bolívares mensuales que al cambio equivalen a dos dólares. Igualmente mientras en Miraflores y la Asamblea Nacional se habla de diálogo, el país se cae a pedazos por falta de seguridad personal, luz, gasolina, gas, agua, teléfono, internet y efectivo, entre otros.    

En ese sentido es muy lamentable que el capital político que nació con mucha esperanza en el gran acto del 23 de enero de 2019, se haya diluido aunque después de esa fecha se convocaron actos de calles el 12 de febrero y 23 de febrero con participación masiva, pero debido a la repetición de errores cometidos en el pasado reciente, las contradicciones sobre la forma de terminar con la usurpación y la terquedad de seguir alimentando un dialogo que no le sirve al pueblo, la asistencia a las convocatorias de calles ha ido mermando progresivamente al extremo que ya ni  la militancia partidista que es muy escasa, no asiste a las concentraciones-marchas.

UNETE A: @lodicetodo
[email protected]
[email protected]         

Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de analitica.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal
Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar

Cerrar
Botón volver arriba
Cerrar