OpiniónOpinión Nacional

El COVID-19 y la vacunación, un gran problema político

Las compañías farmacéuticas y los investigadores y científicos han hecho un esfuerzo supremo al conseguir en el lapso de un año, las ansiadas vacunas (al menos ya existen cuatro, una inglesa, una norteamericana, una rusa, etc), y de repente ha aparecido un problema político: al ser los gobiernos los que están adquiriendo en grandes lotes las vacunas, ya han aparecido problemas de financiamiento y expedición de vacunas a diferentes países, y además son los gobiernos quienes eligen quienes deben ser vacunados.  En el reino de España, por ejemplo, se ha armado un escándalo porque unas hermanas del Rey fueron a Abu Dhabi a vacunarse contra el covid-19. El mismo Rey está sujeto a un gran riesgo de adquirir la enfermedad porque tiene que recibir a un gentío en sus funciones protocolares, si la adquiere y muere; el problema político que se generaría sería mayúsculo porque entonces el trono estaría vacante y habría que nombrar a un regente.  En Venezuela, como buenos socialistas convictos y confesos, el gobierno ha dicho que las altas jerarquías del Estado serán los primeros en recibir la vacuna, los demás que esperen por favor. Y creo que también el gobierno de Maduro enfrenta problemas para cancelar el costo o precio de la vacuna Sputnik.

En Argentina ya se ha armado un escándalo político por varios personajes del alto gobierno que han accedido a vacunarse. Al finalizar enero, Hugo López-Gatell, Mexico  Sub-secretario de prevención y salud de México, rechazó un  contrato con Moderna  de entrega para su vacuna . Y entonces, la semana pasada tuvo el presidente mexicano Manuel A. López Obrador que rogarle al presidente Biden de Estados Unidos que compartiera las vacunas producidas en Estados Unidos con su país. Chile bajo la dirección de Sebastián Piñera ha sido el país latinoamericano que ha sabido anticiparse a la elevada demanda por las vacunas anti-covid-19, mientras que los otros la amenaza de esta pandemia sigue latente.

Según Iván Alonso en un artículo publicado en la página web del Instituto Cato: en el proceso político las vacunas se aplican siguiendo un orden de prioridad basado en la exposición al riesgo: primero los médicos, las enfermeras, el personal de limpieza de los hospitales, la policía; después los maestros, los mayores de 60 años con enfermedades crónicas etc. No tenemos ninguna duda de que así debe ser si queremos lograr una vacunación masiva y gratuita. Por lo tanto se confía en que los epidemiólogos sabrían definir los niveles de exposición para distintos grupos de la población, con la idea de bajar el número de muertes y desactivar la cadena de contagios lo más rápidamente posible.

Adicionalmente, Iván Alonso plantea la siguiente pregunta:

¿Debería permitirse que los laboratorios y las clínicas privadas pongan vacunas contra el COVID-19? Nuestra respuesta es sí. ¿Debería permitírselo con la condición de que la vacuna sea gratuita? Nuestra respuesta es no. La principal ventaja de la vacunación privada es introducir un mecanismo de mercado en lo que, de otra manera, sería un proceso puramente político (dicho esto sin ninguna connotación peyorativa).

En el proceso político se decide en la práctica a priori quienes deben vivir o pasarla mejor, mientras que otros a pesar de que tienen medios no se les permite inmunizarse a sus expensas.  Iván Alonso escribe para el caso peruano, pero en el caso venezolano, la cosa es peor, porque los hospitales públicos están sin medios para curar el covid-19 y los privados están casi colapsados. Por lo tanto, es urgente que quienes tengan medios puedan vacunarse, y no esperar que papá Estado les ponga la vacuna.

Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de analitica.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal
Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar
Cerrar
Botón volver arriba