OpiniónOpinión Nacional

Guía útil para hacer colas

1)     Si está aburrido(a),  puede Ud. hacer cosas divertidas. Por ejemplo, cuente las pecas, lunares o arrugas en el cuello de la persona que está delante de Ud. en la cola. Si tiene el cabello largo y el cuello no se le ve, dedíquese a detectar la presencia de canas. Terminado el conteo, comuníquele los resultados.  Si no lo mira feo, es señal de gratitud.

2)     Las condiciones adversas que enfrenta cuando le toca hacer varias colas diarias, por comida, medicinas, remedios, repuestos, pasajes, jabón, leche, aceite, harina, papel tualé… (siga ud. la lista, por favor) son para muchos natural razón de molestia, queja e incomodidad. Pero Ud. puede aprovechar esas condiciones extremas, de sol, calor extenuante, lluvia, charcos, durante horas, para poner a prueba su resistencia física. Aguante. Quizá hay un “Iron man” o una “Iron woman” dentro de Ud. y no lo sabe. Quien quita, y le llaman de Discovery Channel, o de National Geographic y le contratan para uno de esos programas de supervivencia.

3)     Las colas pueden ser también una vía para explorar habilidades ocultas. Mientras está parado en la cola, Ud. puede afinar su visión, y tratar de descubrir qué hay en las bolsas de quienes van saliendo del abasto o establecimiento. No tenga pena, inténtelo. Mida, adivine y calcule producto, cantidad, tamaño, formas, y desarrolle su aptitud numérica y quien quita si en uno de los vistazos, descubre que es un superhéroe y tiene Rayos X. Se han visto casos.

4)     Detrás de la fachada de mecanismo de orden y regulación, hay en toda cola un potencial para drenar el estrés contenido. Ejercite sus cuerdas vocales. Lance gritos para evitar que se coleen. Si queda ronco(a), mueva las manos.

5)     Luego de dos o tres horas en la cola, cierre los ojos y repita 100 veces, mentalmente estas palabras: “revolución”; “socialismo del siglo XXI”; “gobierno de calle”;  “soberanía alimentaria”; “guerra económica”; “Maduro”; “Tenemos Patria”. Abra los ojos y observe si la cola desapareció o sigue allí.

6)     Gánese una platica en la cola, ofreciendo servicios como “rascado de espalda”, “masajes en el cuello estando parado” y “descripción más creativa de formas de nubes”.

7)     Comparta en la cola las siguientes preguntas: ¿Cuántos Ministros, Diputados, funcionarios, camaradas, están en ese mismo instante haciendo cola como Ud.? ¿Cómo consigue el diputado Diosdado Cabello papel tualé? ¿Cuánto pasará en cola el camarada Jesse Chacón para comprar leche, si consigue? ¿Aguantará mucho sol el compañero Andrés Izarra para adquirir champú? ¿Cuántos cartones usará el Gobernador Tarek El Aisami para sentarse en el piso mientras espera en cualquier cola? ¿Aguantará el Alcalde Jorge Rodríguez 4 horas para comprar aceite?

Consejos útiles, que sin duda, harán de su vida y de su cola (que ya vienen a ser lo mismo, ¿verdad?) algo más placentero.

Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de analitica.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal
Fundado hace 24 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar

Cerrar
Botón volver arriba
Cerrar