OpiniónOpinión Nacional

La fiesta de los pueblos libres

Los pueblos libres festejan el 25 aniversario de la caída del Muro de Berlín y la consiguiente reunificación del pueblo alemán. Habíamos sido educados sobre la superioridad del sistema socialista – comunista y nuestro ejemplo era la Unión Soviética. Era una sociedad monolítica con el segundo poderío militar del mundo, el Ejército Rojo ocupaba la parte de Berlín que le correspondió a los soviéticos, representada en la República Democrática Alemana, una de las “democracias populares” con mayor poderío militar y económico.

Hay un detalle que no he leído en los análisis publicados estos días, y es el papel de Gorbachov que permitió que el acontecimiento en Berlín se desarrollara“sin dispararse un solo tiro”, y tiene un precedente en la solidaridad que Gorbachov expresó con Kruschev de mostrar desacuerdo con la invasión de las tropas del pacto de Varsovia a la República Checa, poniendo fin en ese momento al “socialismo con rostro humano” proclamado por Dubcek. En noviembre de 1989, en Berlín, el poderío militar soviético no actuó y eso se debe a la política que venía desarrollando Gorbachov.

La principal implicación que tuvo la caída del muro el año 89 fue que dos años después se desploma la Unión Soviética también “sin dispararse un tiro”, sin que nadie la saliera a defender. El poderoso Partido Comunista de la URSS se paralizó, al igual que el potente Ejército Rojo.

Como decíamos antes, habíamos sido educados bajo la divisa de la superioridad del régimen comunista sobre el régimen capitalista, y lo que se derrumbó fue el imperio comunista con su epicentro en la Unión Soviética. En cadena fueron cayendo los países satélites de la URSS, todos en busca de democracia al estilo occidental.

Esta es una lección importante que sirve a nuestro pueblo. Esa gran fiesta tiene que repercutir en Venezuela donde existe una división de la nación venezolana, del país, división que habrá de ser superada para poder garantizar el desarrollo democrático de la nación.

Para nosotros en particular, estos hechos nos conmocionaron y nos han permitido ver el mundo en toda su complejidad, desechar el culto a la personalidad y la dictadura. Como expresó Santiago Carrillo: “Dictadura… Ni la del proletariado”. Nuestro pueblo tendrá su gran fiesta de pueblo libre y democrático como la tuvo el 23 de enero de 1958. Esta vez, cuando nos abracemos todos los venezolanos.

Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de analitica.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal
Fundado hace 25 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba