OpiniónOpinión Nacional

La mecedora política chavista

Para la gran mayoría de los venezolanos empeñados en recuperar la senda democrática, la Mesa de Diálogo del capo mayor, constituye ejemplo de una mecedora política: se mueve, pero no avanza; en consecuencia, no conduce a ninguna parte, pero simboliza el menosprecio del régimen por los venezolanos, a quienes, tras veinte años de opresión, aún considera capaces de tragarse tal patraña.

El régimen se apoya en las bayonetas, pero los militares no están presentes en la Mesa de Miraflores, en la cual tampoco participan ni China ni Rusia, de quienes depende en última instancia; además, los interlocutores ni siquiera representan al Presidente Guaidó, por lo que tal Mesa es un deliberado ejercicio de futilidad, que podría llegar a transformarse en algo peor.

Un diálogo siempre puede entablarse (máxime cuando es un fin en sí mismo), pero una negociación para lograr el cambio que aspiramos, solo puede darse entre quienes realmente manejan el poder y tienen capacidad para cumplir y hacer cumplir los compromisos que se asuman.

Como el régimen es peón de grandes potencias, es en el tablero mundial de poder donde hay que negociar la solución definitiva de nuestro problema. Pero no podemos permitirnos perder prioridad, para lo cual es indispensable continuar demostrando nuestro rechazo a la opresión.

Lo que está en juego, es nada menos que la recuperación del control de nuestro propio destino, así que nadie debería permanecer indiferente en coyuntura tan crucial.

Fundado hace 23 años, Analitica.com es el primer medio digital creado en Venezuela. Tu aporte voluntario es fundamental para que continuemos creciendo e informando. ¡Contamos contigo!
Contribuir

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar

Cerrar
Botón volver arriba
Cerrar